NdP Ana Morales OK - la Bienal de Flamenco de Sevilla

Comentarios

Transcripción

NdP Ana Morales OK - la Bienal de Flamenco de Sevilla
LA MODA ÉTICA LLEGA A LA BIENAL
Un grupo de jóvenes estudiantes de diseño andaluces elabora cuatro trajes para la
bailaora Ana Morales empleando papel, plástico, metal y arpillera
La artista catalana lucirá este original vestuario en su espectáculo ‘ReciclArte’,
que estrenará el 10 de septiembre en el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo
Sevilla, 27 de julio.- Volantes de plástico hechos con hule, ‘bordados’ de papel elaborados
con kleenex, una bata de cola confeccionada con tela de saco o un traje de corto realizado
con arandelas. Estas son algunas de las originales ideas salidas de las mentes de un grupo
de jóvenes diseñadores para crear el vestuario que la bailaora Ana Morales lucirá en su
espectáculo ‘ReciclArte’, que se estrenará en la Bienal de Flamenco 2012. Es lo que se ha
dado en llamar moda ética, o lo que es lo mismo, reciclar dándoles a los materiales un
nuevo uso. En este caso, plástico, papel, arpillera y metal. Cuatro materiales que se verán
por primera vez en el vestuario de un artista flamenco cuando la artista catalana estrene
su espectáculo el próximo 10 de septiembre en el Centro Andaluz de Arte Contemporáneo,
en el Monasterio de la Cartuja de Sevilla (22.30 h.), dentro del ciclo ’48 noches. Cultura
Calle Becas, s/n. Sevilla-41002
www.labienal.com
abierta en la UNIA’, organizado en colaboración con la Universidad Internacional de
Andalucía.
El proyecto ha partido de la propia bailaora: “Me gustaba la idea de que el vestuario
condicionara mis bailes. Oí hablar de la moda ética, sostenible, y me puse a investigar”. Lo
que desde el primer momento tuvo claro es que quería contar con jóvenes diseñadores
para llevarlo a cabo. Así que, en febrero, se puso en contacto con la Escuela de Diseño
CEADE Leonardo y allí se materializó su idea. Un grupo de 16 alumnos de 1º y 2º de
Diseño y Gestión de la Moda, seis chicos y diez chicas, se dividieron en cuatro grupos, uno
por cada traje, palo flamenco y material.
Carla de la Olla, de tan sólo 19 años, es una de las creadoras de la impresionante bata de
cola creada para la soleá. La joven cuenta que la inspiración para su traje era la tierra, la
materia orgánica. Para ello, emplearon materiales de fibra vegetal, sin tintes: arpillera,
para el cuerpo y los volantes; gasa y tul, para las mangas y el escote. Y todo lo adornaron
con piñas y con yute en rama, simulando las crines de un caballo. “En moda se lleva mucho
ahora reutilizar todo, aplicar objetos no textiles y reciclar. Este espectáculo va de eso y por
eso utilizamos telas poco convencionales”, afirma.
Su compañera Marta Núñez, sevillana de 22 años, participó en el traje de torerilla y
pantalón hecho con metales para interpretar una seguiriya. Para el cuerpo del traje,
utilizaron tela vaquera con destacados metalizados y lo decoraron con arandelas, “de las
que se ponen entre la tuerca y el tornillo”, realizando dibujos que estilizan la figura de la
bailaora. La chaquetilla está hecha con tela de malla y las hombreras son dos coladores. En
los bajos del pantalón pusieron caireles de argollas “para acompasar el sonido”, dice.
Junto a otros compañeros, Ana Herreros de Tejada, de 27 años, elaboró con plástico una
bata de baile para las bulerías. “Como no era viable hacer un traje solo de plástico,
elegimos una base de algodón y le pusimos los volantes de plástico transparente para que
se le vieran los pies a Ana. El escote de la espalda está decorado con un enrejado como el
de los mantones, hecho con tiras de plástico, como la madroñera”, dice la joven, autora
también de un mantón de Manila en plástico. Lo más difícil para ellos fue que los volantes
se sujetaran bien al traje, algo que consiguieron a base de realizar numerosas pruebas.
Lola Lucena, profesora de Patronaje en la Escuela de Diseño, explica que de los cuatro
trajes, el de papel es en el que se ha empleado más tiempo, “porque es casi un trabajo
artesanal”. Para la rondeña, los chicos han confeccionado un traje de baile con más de 500
piezas de papel de distintos tipos, desde kleenex hasta papel de seda, pasando por tiras de
papel y sí, también papel higiénico. Además, también han elaborado un espectacular colín
que Ana Morales lucirá sobre el escenario el día del estreno.
Bajo la tutela de tres profesoras, Salomé Góngora, Rocío Cantalapiedra y Lola Lucena, los
estudiantes, de distintas provincias andaluzas, han dedicado más de cien horas al diseño y
confección de estos trajes (los primeros que realizan en sus vidas), una actividad que han
llevado al margen de sus estudios. Para ello, fue necesario, en primer lugar, que llegara la
inspiración, a lo que siguió una intensa labor de investigación sobre el mundo del flamenco
Calle Becas, s/n. Sevilla-41002
www.labienal.com
que se concretó en los primeros bocetos. Ana Morales se reunió en numerosas ocasiones
con los alumnos, que se han involucrado totalmente en el proyecto, y entre todos
realizaron una selección de ideas. Una vez elegidos los modelos, se pasó al patronaje y se
realizaron unas pruebas con las que la artista incluso llegó a bailar para comprobar la
resistencia de los materiales. Finalmente, ya en el mes de junio, se terminó el corte y la
confección de los trajes. “El objetivo era que fueran cómodos y prácticos. Era todo un reto
adaptar materiales que no se utilizan normalmente para el baile y que resistan”, asegura
Salomé Góngora, coordinadora de Moda del centro universitario. “No es lo mismo un traje
para pasarela que un traje para bailar”, añade Lucena “pero con la imaginación que les
sobra a estos chicos, hemos adaptado cualquier material a su finalidad”.
“Es un proyecto ambicioso, creativo y original, pero si no es factible no sirve. Estos trajes
me inspiran muchas cosas. Y espero que el público los disfrute con la vista, con el oído, con
el sentimiento, porque esto va más allá de un desfile de trajes”, asegura Ana Morales. “No
puedo vivir fuera de mi tiempo. La música y el baile también son reciclables y es genial
poder llevar estos conceptos al flamenco”, concluye la bailaora que, en apenas un mes, se
pondrá estos cuatro trajes en el estreno del espectáculo. Obviamente, los jóvenes
diseñadores que la ayudaron a materializar su proyecto estarán ese día en el patio de
butacas.
Calle Becas, s/n. Sevilla-41002
www.labienal.com
La Bienal de Flamenco es un proyecto del Instituto de la Cultura y las Artes de
Sevilla del Ayuntamiento (ICAS) y cuenta con la colaboración de:
INSTITUTO ANDALUZ DEL FLAMENCO. Consejería de Cultura y Deporte. Junta de
Andalucía.
INAEM. Ministerio de Educación y Cultura. Gobierno de España.
INSTITUTO ANDALUZ DE LA JUVENTUD. Consejería de Presidencia e Igualdad.
DIPUTACIÓN DE SEVILLA
FIBES
CAJASOL
UNIA. Universidad Internacional de Andalucía
CICUS. Universidad de Sevilla
CAAC. Centro Andaluz de Arte Contemporáneo
REAL ALCÁZAR DE SEVILLA
CONSORCIO DE TURISMO. Ayuntamiento de Sevilla
CADENA SER
RTVA
ABC
GIRALDA TV
Calle Becas, s/n. Sevilla-41002
www.labienal.com

Documentos relacionados