establece y remarca que, según datos propios, no es el

Comentarios

Transcripción

establece y remarca que, según datos propios, no es el
FORMULA DENUNCIA
JORGE VICTOR MONASTERIO, en mi carácter de Presidente de la
Asociación de Usuarios Motovehículos de Argentina (ASUMA) Asociación
Civil sin fines de lucro, DNI 8.288.919 con domicilio de la sede social en
Paraguay 2019 piso 6° oficina M de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires,
constituyendo domicilio a todos los efectos en Av. Roque Sáenz Peña 710 2° E de
la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, ante Ud. me presento y digo:
1.- LEGITIMACION
Como lo acredito con la copia del acta de constitución y del Estatuto
Social, soy Presidente de la Asociación de Usuarios Motovehículos de Argentina
(ASUMA) Asociación Civil, cuyo objeto social se encuentra plasmado en el art. 2
del Estatuto, nuestros asociados son todas aquellas personas jurídicas y/o físicas
que tienen un interés directo en las cuestiones vinculadas con los motovehículos,
siendo este el medio de transporte que generalmente utilizan diariamente en
ámbito Nacional
2.- OBJETO
Que vengo a presentar formal denuncia ante las autoridades del INADI
por el accionar discriminatorio del Gobierno de la Provincia de Buenos Aires y del
Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y de toda otra repartición de la
República Argentina que tenga por objeto que los conductores y acompañantes de
motocicletas (deliberys, motomensajeros, usuarios particulares, etc.) utilicen
cascos y chalecos en el que se identifique en su parte anterior y/o posterior el
número de patente de la moto con características reflectivas y la prohibición que
1
puedan circular con más de un tripulante con el fin de prevenir los delitos
cometidos por los “motochorros” , lo cual
lesiona y conculca
derechos y
garantías reconocidos por la Constitución y los instrumentos Internacionales de
los Derechos Humanos con Jerarquía Constitucional.
Tales normas se encuentran en abierta contradicción con el principio de
igualdad ante la ley establecido en nuestra carta magna, como así también incurre
en acciones discriminatorias conforme lo establece el art.1 de la ley 23592
sancionada el 23 de agosto de 1988 con su modificaciones en las leyes N° 24782
y 25608 conforme se establece “Quien arbitrariamente impida, obstruya, restrinja
o de algún modo menoscabe el pleno ejercicio sobre bases igualitarias de los
derechos y garantías fundamentales reconocidos en la CN será obligado a pedido
del damnificado a dejar sin efecto el acto discriminatorio o cesar en su realización
y a reparar el daño moral y material ocasionado “.
3.- HECHOS:
La legislatura provincial sancionó la ley 13.927, denominada “Ley de
tránsito de la provincia de Buenos Aires”.
En la mencionada ley, hay un artículo que consideramos contrario a la
Constitución Nacional y a la Constitución Provincial. Es el art. 48, que a
continuación reproducimos:
ARTÍCULO 48: Los conductores y acompañantes de motocicletas, ciclomotores y
triciclos motorizados deberán circular con casco reglamentario y chaleco
reflectante, los cuales tendrán impreso, en forma legible, el dominio del vehículo
que conducen. Su incumplimiento será considerado falta grave.
2
El Poder Ejecutivo dictó dos normas que reglamentan el art. 48 de la ley de
tránsito.
Por un lado, el artículo 40 del decreto 532/09:
ARTÍCULO 40 (refiere al artículo 48 de la Ley Nº 13927).
Por circular los conductores y sus acompañantes de motocicletas, ciclomotores y
triciclos motorizados sin casco reglamentario y chaleco reflectante con
identificación en los mismos del dominio del Motovehículo, será sancionado con
multa de 50 U.F. hasta 100 U.F
Por otro lado, la resolución 1187 del Ministerio de la Jefatura del Gabinete
de Ministros:
EN EJERCICIO DE LAS FACULTADES QUE LE CONFIERE EL DECRETO
Nº 532/09
EL MINISTRO DE JEFATURA DE GABINETE DE MINISTROS,
RESUELVE:
ARTÍCULO 1º. Los conductores y acompañantes de motovehículos que presten
servicio de transporte y/o reparto y/o distribución de productos y/o alimentos y/o
documentación, sea para terceros o como complementaria de su actividad
principal, durante el desempeño de su jornada laboral, deberán usar chaleco
reflectante que llevará impreso el dominio del vehículo que conducen y se ajustará
a los siguientes requerimientos:
… (sigue la norma detallando las características del chaleco.)
ARTÍCULO 2°. La autoridad de comprobación controlará y verificará que los
elementos que portan los conductores y acompañantes a los que se refiere la norma
cumplan con lo señalado en la presente Resolución, que será obligatoria a partir de
los cuarenta y cinco (45) días hábiles a contar de su publicación.
3
Muchas son las consideraciones que pueden hacerse sobre el motivo que ha
llevado a los gobernantes a redactar una ley así, pero fundamentalmente puede
citarse que el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Sr. Daniel Scioli, ha
“importado” esta idea de la República de Colombia donde se ha implementado
debido al grave problema conocido como “los sicarios de las FARC” (asesinos a
sueldo de las guerrillas colombianas y de los narcotraficantes).
En diversas declaraciones ante medios de prensa, el Gobernador Sr. Daniel
Scioli ha dejado bien claro que esto no es un problema de seguridad vial, sino de
inseguridad pública, y que responde a políticas de índole policial.
Si bien los medios en general han publicado extensivamente información
sobre esto, se seleccionaron algunos ejemplos de expresiones o declaraciones en
diversos medios realizadas por integrantes del Gobierno Provincial.
En la siguiente entrevista, el Gobernador Daniel Scioli explica que esta ley
nada tiene que ver con mejorar la seguridad vial. Su único objetivo es discriminar
y humillar a todos los motociclistas honestos presumiendo que son delincuentes
peligrosos por el mero hecho de circular en motocicleta:
Declaraciones del Sr. Gobernador Daniel Scioli en Colombia.
"Queremos llevar esto para la Provincia, sobre todo para combatir el tema
de los motochorros", dijo Scioli a los periodistas que cubren la gira del gobierno
bonaerense por Colombia, apenas después de bajar de la camioneta que lo trasladó
por el centro de la ciudad. Según el mandatario, la propuesta va a ayudar en la
prevención del delito porque las motos son utilizadas "muchas veces para ingresar
más fácilmente en el espacio público, arremeter contra una persona mientras está
corriendo o en las salideras de los bancos".”…
En el siguiente articulo, el Sr. Gobernador Daniel Scioli deja en claro la
intención de perseguir policialmente a los ciudadanos honestos, acusándolos de
4
asesinos a sueldos por el mero hecho de circular en moto, a menos que se sometan
a la humillación de vestir con un chaleco reflectante con el numero de patente y
numero de patente en el casco.
Esto constituye una aberración técnica y práctica, debido a que la
superficie del casco no debe ser modificada; ni se puede ligar un casco a un
dominio de una motocicleta, ya que el casco no es un bien registrable.
Además, se obliga a la persona a vestir un número, como si fuera un
prisionero de un gulag, o de un campo de exterminio.
Fuente: Clarín. Jueves 23 Octubre 2008 - 16:56
http://www.clarin.com/diario/2008/10/23/um/m-01787575.htm
Contra los motochorros: en Provincia impulsan el uso obligatorio de un
chaleco con la patente
Lo anunció el gobernador Scioli en Medellín, Colombia, donde la medida
ya se puso en marcha hace varios años. Las letras y los números también deberán
figurar en el casco, para poder identificar rápidamente al conductor.
El gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli, anunció hoy en Medellín,
Colombia, que impulsará un proyecto de ley para establecer el uso obligatorio de
cascos y chalecos con el número de la patente para los que circulen en motos. Lo
dijo tras interiorizarse sobre las normas obligatorias de tránsito que rigen en esa
ciudad.
La medida, según anunció Scioli, será presentada en los próximos días.
"Así como antes se impulsó en La Plata el sistema de 'sin cascos no hay nafta,
ahora impulsaremos el uso obligatorio de cascos y chalecos con el número de la
patente de la moto con la que circulen. Si no lo tienen serán parados por la
5
policía", afirmó el gobernador.
El sistema propuesto ya se aplica en varias ciudades colombianas. Allí, los
"sicarios" (asesinos a sueldo) fueron ganando su fama por sorprender en un
semáforo a sus víctimas y asesinarlos delante de los ojos de otros conductores, y
luego desaparecer sin que la Policía pudiera atraparlos.
A su vez el Jefe de Gabinete, Sr. Alberto Pérez, confirma que la ley ha sido
modificada con el único objetivo de presumir culpabilidad sobre todos los
ciudadanos
que
circulan
en
motocicleta,
acusándolos
injustamente
de
“motochorros”, sin prueba alguna.
Además se dice que la medida apunta a “disminuir los accidentes en
moto”, sin justificación alguna, sin estadísticas o estudios que avalen los dichos, y
sin considerar que ambas medidas son absolutamente anti-técnicas, y en la
practica aumentan las posibilidades de un accidente fatal, por dañar el casco con
adhesivos o pegamentos, y por incomodar el manejo seguro de la motocicleta al
obligar al conductor a vestir un chaleco incomodo, y no diseñado para utilizarse de
manera segura en una motocicleta con vientos fuertes frontales producidos por la
velocidad en ruta.
Fuente: Gacetillas de Prensa Gobierno de la Provincia de Buenos Aires
http://www.gob.gba.gov.ar/portal/prensa/noticia.php?idnoticia=2475
El Jefe de Gabinete de Daniel Scioli, Alberto Pérez, anunció la
incorporación en la Ley de Seguridad Vial que tratará la Legislatura, un artículo
que obliga a los conductores de motos a utilizar chaleco y casco identificatorio con
el número de patente.
"Con la sanción de la Ley Provincial se incorporará en Buenos Aires la
6
obligatoriedad de utilizar chaleco y casco refractario con números de patente. Una
medida aplicada en la Ciudad colombiana de Medellín que disminuye los
accidentes en moto y que además previene los delitos de salideras bancarias. Ya
que éstos son en un 50 % realizados por delincuentes conocidos popularmente
como motochorros."
Sobran pruebas para afirmar que la ley ha sido impulsada con el mero
objetivo de estigmatizar a los motociclistas, desalentar el uso de la motocicleta
mediante el uso de una vestimenta inapropiada, y la vergüenza pública,
sometiendo a la persona a la humillación de tener que vestir un chaleco ridículo,
incomodo y desagradable; sin poder ejercer su legitimo derecho de elegir ropas más
cómodas ó agradables, sumado a las declaraciones públicas del Sr. Gobernador y
sus funcionarios, donde se compara a los motociclistas, ciudadanos de la República
Argentina, con asesinos a sueldo.
A continuación, una entrevista al Sr. Daniel Scioli, donde vuelve a
confirmar que la ley tiene el claro objetivo de desalentar el uso de la motocicleta
mediante la persecución policial y la humillación pública del ciudadano.
Fuente: Prensa Gobierno de la Provincia de Buenos Aires
Sábado 8 de Noviembre de 2008
MEDIO: C5N
PROGRAMA: MAÑANAS ARGENTINAS
PERIODISTA: FABIÁN DOMAN
FECHA: 07/11/08
HORA: 9:04
http://www.prensa.gba.gov.ar/nota.php?idnoticia=2506
7
P: Gobernador, es inevitable, se imagina que le voy a preguntar por la
inseguridad, por supuesto. ¿Cuál es su opinión respecto de esta sensación que
tenemos, que en los últimos días hay una nueva ola de inseguridad?
Daniel Scioli: Estamos trabajando para ir revirtiendo esta situación. Por eso en
el día de ayer he convocado a los tres poderes del Estado, desde el Ejecutivo con
toda responsabilidad, desde el Ministerio de Seguridad, de Justicia, con esta
reforma integral judicial que hemos impulsado, desde el Ministerio de Desarrollo
Social, atendiendo la problemática de los menores, desde la educación, en la
convicción de que es estratégica para esta lucha que estamos dando. Y luego,
pidiendo redoblar el esfuerzo a la Justicia, al Poder Legislativo y el trabajo codo a
codo con los intendentes. Yo venía teniendo reuniones bilaterales con cada sector y
me pareció oportuno que todos alrededor de una mesa nos escucháramos. Cada
uno sacó sus conclusiones y confío en que van a impulsar las acciones que dentro
de su ámbito de responsabilidad institucional puedan hacer para ir mejorando esta
situación que es compleja, que es la que obviamente más nos preocupa atenderla
desde las distintas áreas, por eso apelamos a la responsabilidad y el compromiso de
todos los sectores y que tengamos las herramientas para seguir avanzando.
Por ejemplo, fíjese lo que pasa con las motos a la salidera de los bancos, ya pasó en
Florencio Varela, o el otro caso que ayer también conmovió. Y bueno, los
motociclistas tienen que estar identificados con un chaleco que se vea el número de
patente. El que no lo tiene, la moto tiene que ser demorada, secuestrada, como
hacen en otros lugares, hasta que se concrete el pago de una multa. ¿Y por qué
están con chalecos identificados con la patente? Porque es la manera, a través de
las cámaras, de ir individualizando. Y sabemos que las motos tienen una gran
capacidad operativa para muchas veces sorprender a la salidera de un banco, o un
espacio verde, o en otros lugares donde un auto no puede entrar.
8
P: ¿Así es en Colombia, no?
Daniel Scioli: En Colombia, en Ecuador, también lo he visto en otras ciudades
latinoamericanas. Esto es prevención, es seguridad, esto desalienta que se lleven
adelante delitos con una moto que muchas veces son arrebatos en un semáforo. Y
por eso, hemos enviado a la Legislatura, en el marco del plan de seguridad vial
integral que estamos llevando adelante desde el gobierno de la Provincia; y vamos
a convocar también a la ciudad de Buenos Aires que adhiera por las características
del área metropolitana, donde las motos van y vienen de un lado y del otro de la
General Paz. Pero ninguna medida por sí sola resuelve esto. Acá es una sumatoria
de una serie de iniciativas que yo estoy convencido que es el camino.
Un análisis de los dichos del Gobernador revela como se desea desalentar el
uso de las motocicletas, y como se busca perseguir policialmente al motociclista,
identificándolo con una vestimenta ridícula, y humillándolo públicamente frente
al resto de la ciudadanía, sin contar la expropiación y retención de su legitima
propiedad (secuestro del vehículo) en caso de no cumplir con una ley claramente
inconstitucional que avasalla los derechos de todo ciudadano.
Con las declaraciones antes citadas, es evidente el discurso de odio y
discriminación que se profesa y fomenta desde esta ley hacia el motociclismo y los
ciudadanos honestos que se desplazan en motocicletas.
Cuando similar proyecto se trato en la Legislatura porteña, legisladores
expusieron sus dudas sobre la efectividad de la medida. A continuación se cita el
texto.
Algunos legisladores de la oposición legislativa sembraron dudas sobre la
puesta en marcha de esta medida; otros opositores, en cambio, la apoyaron. El
kirchnerista Christian Asinelli, vicepresidente 1° de la Comisión de Presupuesto y
9
Hacienda de la ese cuerpo, aseguró: "Me parece que es excesiva la medida, ya que
se usa en Colombia por el nivel de asesinatos que se cometen allí. En Buenos Aires
no ocurre lo mismo. Pero si esto transmite tranquilidad a los vecinos, no sería un
impedimento para aprobarla. Lo que abunda no daña".
Sergio Abrevaya, de la Coalición Cívica, integrante de la Comisión de
Justicia indicó: "Vamos a revisar la medida. No me gustaría que se convirtiera en
un desaliento para el uso de las motos. No me queda claro que por usar pecheras
los delincuentes no saldrán a robar con las motos".
La diputada kirchnerista Silvia La Ruffa, vicepresidenta 1° de Asuntos
Constitucionales, opinó: "El scoring es una norma para mejorar la seguridad vial.
Incluir una medida para tratar una modalidad delictiva no me parece atinada. No
digo que esté mal, pero podría tratarse por separado".
Fuente: TELAM Agencia de noticias de la República Argentina
Jueves de 6 de Mayo de 2010
http://www.telam.com.ar/vernota.php?tipo=N&idPub=185815&id=354833
&dis=1&sec=2
La Plata será el primer distrito de la provincia con todos los motociclistas
identificados
En el marco de las políticas de acciones en seguridad vial llevadas a cabo
por el Gobierno de la provincia de Buenos Aires, el Jefe de Gabinete Alberto Pérez,
entregó hoy al Municipio de La Plata, chalecos reflectantes, cascos y un
alcoholímetro para la ciudad.
Durante el acto, Alberto Pérez sostuvo que “la ciudad de La Plata, será la
primer ciudad de la provincia con todos los motociclistas identificados, llevando en
10
sus chalecos reflectantes y en sus cascos, el número de dominio. Esta acción no
sólo favorece a la seguridad vial, si no también a la seguridad ciudadana” El Jefe
de Gabinete además remarcó la importancia de continuar trabajando en conjunto
con cada municipio en materia de seguridad vial y agregó que “tal como nos
encomendó el gobernador Daniel Scioli, seguimos trabajando en acciones de
prevención vial que, sumadas a las de control y sanción, nos permiten mejorar la
calidad de vida de los vecinos”. Por su parte, el intendente Pablo Bruera destacó la
implementación de este tipo de “acciones vanguardistas para la seguridad de las
personas” y reconoció que “la gestión del gobernador Scioli trabaja
permanentemente con el municipio, a fin de resolver juntos la problemática del
tránsito que tanto nos afecta”. En el acto del que también participaron el
Subsecretario de Gabinete, Juan Pablo Alvarez Echagüe y el Director de Política y
Seguridad Vial, Emiliano Baloira, se hizo entrega de 170 chalecos reflectantes y 80
cascos a empresarios cuyos comercios ofrecen el servicio de mensajería o entrega a
domicilio. Además la Provincia entregó un alcoholímetro para intensificar los
controles de prevención que viene realizando el municipio.
Fuente: Agencia de Noticias Institucionales
Jueves de 6 de Mayo de 2010
http://www.aninoticias.com/noticia.php?id_noticia=27348
Piden que en todos los municipios los motociclistas usen cascos y chalecos.
El director provincial de Políticas de Seguridad Vial de la provincia,
Emiliano Baloira, expresó esta mañana que todos los municipios se están sumando
a la normativa que establece la obligatoriedad del uso de casco y chalecos para
motociclistas.
11
En declaraciones a la radio estatal, el funcionario opinó sobre el uso de los
chalecos reflectantes, que “reglamentamos la norma protegiendo a los grupos más
vulnerables como el personal de mensajería y delivery por la gran cantidad de
horas que están en la vía pública”.
“La seguridad vial es responsabilidad de todos, por eso, hay programas de
concientización en escuelas y hemos llegado a 35 mil alumnos, son chicos que ya
tienen edad para recibir la licencia de conducir”, añadió Baloira.
A su vez, el Gobierno porteño impulsa un proyecto de ley para prohibir
que puedan circular motos con más de un tripulante por la zona del microcentro
en la franja horaria en que se desarrollan las operaciones bancarias y financieras
con el fin de prevenir los delitos cometidos por los “ motochorros” . El proyecto
fija también la obligatoriedad
para los motociclistas
del uso de
chaleco
identificatorio que deberá llevar impreso el número de la chapa patente del
vehiculo. El Jefe de Gobierno Mauricio Macri hizo el anuncio durante una visita
al Centro de Monitoreo de la Policía Metropolitana ubicado en la Avda Patricios
1142 .” La gente
tiene cada vez más temor cuando ve a dos personas en una
moto. Por eso es necesario que todos tengan chalecos dijo el mandatario porteño
Macri explico que “ la función que cumple el chaleco es identificar la patente de
la moto y le va a dar mecanismos de control a la policía y a la Justicia” Tras
señalar que la actividad
delictivas de los “motochorros” se ha intensificado
fuertemente en el último tiempo, sostuvo que los “ vecinos esta sufriendo este tipo
de agresiones todos los días”
12
Fuente: diario La Nación
20 de Abril de 2010
http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1256164
En el microcentro, Macri quiere motos sin acompañantes. Para evitar
robos, también propuso que se use un chaleco refractante.
En el microcentro se prohibiría el ingreso de motos con dos ocupantes los
días hábiles, de 9 a 18
Por Pablo Tomino
El jefe del gobierno porteño, Mauricio Macri, envió ayer a la Legislatura
un proyecto de ley que, para evitar robos, prohibirá el ingreso en el microcentro de
motos con dos personas a bordo, de lunes a viernes, de 9 a 18. Asimismo, exigirá a
los motociclistas que circulen por la ciudad usar un chaleco refractante con el
número de patente impreso.
La iniciativa también contempla que las estaciones de servicio sólo puedan
vender combustible a los motociclistas que usen el chaleco y casco y que acrediten
la documentación de la patente del vehículo.
Estas restricciones, que buscan combatir a los llamados "motochorros" y
que se aplican en Bogotá (Colombia), ya despertaron muchas controversias. Hubo
rechazos de sectores de la oposición y cuestionamientos de constitucionalistas, que
consideran que la prohibición de viajar con un acompañante coarta la libertad
personal de circular por la ciudad. El proyecto del Poder Ejecutivo local, en el que
trabajó el diputado macrista Martín Ocampo junto con otros legisladores, estipula
que en las zonas donde sí se permitirá circular con un acompañante será éste
quien deba utilizar el chaleco refractante con el número de la patente impreso, y
que las estaciones de servicio deberán colocar carteles visibles que consignen la
13
prohibición de vender combustible y lubricantes a quienes no cumplan con esa
norma.
La propuesta del uso de un chaleco refractante remite a un proyecto
presentado en 2008 por el diputado Daniel Amoroso, que aún tiene estado
parlamentario. En tanto, la provincia de Buenos Aires hace 10 días entregó los
primeros 300 chalecos con las patentes impresas para los motos de delivery en
Florencio Varela.
"Los robos en motocicletas son cada vez más frecuentes, y por eso
pensamos en esta alternativa para el microcentro. Esperamos contar con la
colaboración de los legisladores, porque estamos proponiendo instrumentos muy
valiosos para apoyar el trabajo diario de la policía y de la Justicia y llevar
tranquilidad a la población", dijo Macri.
Si bien esta medida se aplicará en la zona delimitada por Córdoba, Alem,
Avenida de Mayo y la Av. 9 de Julio, no descartan extenderla a otros barrios de la
ciudad, ya que la actuación de delincuentes en moto no está circunscripta al
microcentro. Días atrás, la cantante Ramona Galarza y la legisladora porteña
Adriana Montes (Coalición Cívica) fueron asaltadas fuera de esa zona: la primera
en la esquina de Luis María Campos y Zabala, y la segunda, en Olazábal y Freyre,
en Belgrano.
Además, el Poder Ejecutivo prevé acompañar esta ley con otra medida que
no deberá pasar por la Legislatura y que intenta ordenar el tránsito: en algunas
avenidas se delimitará una zona especial para las motocicletas, de entre 3 y 5
metros, detrás de la senda peatonal y delante de los vehículos de cuatro ruedas que
esperan en los semáforos, como ocurre en Madrid y Barcelona (ver infografía). "Se
hará una prueba por 90 días", dijo el legislador Ocampo.
14
Fuente: diario Clarín
20 de Abril de 2010
http://edant.clarin.com/diario/2010/04/20/laciudad/h-02184544.htm
ALEGAN
QUE
PODRIA
AFECTAR
DERECHOS
CONSTITUCIONALES
Ya hay polémica sobre la legalidad de la iniciativa
EN MOTO Y DE PASEO: NO PODRIAN CIRCULAR POR EL
MICROCENTRO.
Aunque todavía no se conocen los detalles, el proyecto que anunció Macri
podría dar lugar a planteos judiciales. Según tres fuentes consultadas por Clarín,
las personas afectadas podrían alegar que afecta derechos y garantías individuales
protegidas por las Constituciones de la Nación y la Ciudad, como la libre
circulación y el derecho de propiedad.
"Si bien el fin que se persigue es el de proporcionar seguridad a la
población, el medio elegido es irrazonable y desproporcionado. No se ha elegido el
medio más idóneo para el objetivo que se busca y se establece una suerte de
presunción delictual contra las personas que andan de a dos en moto", dijo a
Clarín el constitucionalista Andrés Gil Domínguez.
"Además, no es un dato menor que se afecta a quienes andan en moto, que
generalmente la usan para trabajar y están entre los sectores más vulnerables de la
sociedad. Estoy seguro de que si este proyecto se convierte en ley podrá ser
cuestionado en los tribunales", agregó.
"El que tiene que ir a la oficina en el Centro no podría llevar un
acompañante. Es un absurdo. Cuando roben en 4x4 van a prohibir las 4x4",
15
ironizó un juez contravencional que pidió no ser nombrado. Sin embargo, la
misma fuente aprobó la utilización del chaleco para el acompañante.
En cambio, en el Gobierno de la Ciudad descartan cualquier revés en
Tribunales.
"Ningún juez puede declarar inconstitucional una norma como ésta
porque no plantea una restricción absoluta, es sólo una limitación parcial", dijo
un funcionario que participó de la elaboración de la iniciativa. Y agregó: "Para la
Constitución nacional ningún derecho es absoluto, sino que todos están sujetos a
ser limitados para que también los otros derechos puedan ser ejercidos
simultáneamente".
Fuente: Infobae.com
21 de Abril de 2010
http://www.infobae.com/general/512036-0-0-Quieren-que-lasrestricciones-motos-evitar-delitos-alcancen-zonas-comerciales
Quieren que las restricciones a motos para evitar delitos alcancen zonas
comerciales.
Los diputados porteños del PRO, Martín Ocampo y Gerardo Ingaramo,
presentaron en la Legislatura un proyecto para que se impida la circulación de
más de un ocupante por moto entre las 9:30 y las 16 en el microcentro. Sin
embargo, la intención es que la medida se extienda a toda la Ciudad
Tal como había anticipado el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, ya arribó a
la Legislatura el proyecto que busca impedir que las motos circulen con más de un
ocupante en el área del microcentro y exigir a los motociclistas que vistan un
chaleco con la patente del vehículo.
16
Al respecto, el diputado oficialista Martín Ocampo, uno de los autores del
proyecto, aseguró que la intención es extender la iniciativa en caso que resulte
bien en un prinicipio.
"Nuestra propuesta es de 9 a 18 en el microcentro. Vamos primero a
ponerlo ahí y vamos a ver el impacto de la medida. Después veremos para
extenderlo en zonas comerciales y barrios", anticipó el legislador.
Además, Ocampo reveló que la iniciativa hasta ahora no ha cosechado
"objeciones legales", sólo reveses en el mundo político. "El tema de seguridad es
un tema prioritario. Está en nosotros tratar de encontrar las medidas para dar
solución. Esto ya se aplicó en Bogotá (Colombia) con bastante éxito", agregó.
Macri: "Facilitar el control ciudadano"
"Hay que combatir este tipo de robos, que se llevan a cabo con mucha
violencia y en algunos casos se llega al homicidio", expresó el jefe de Gobierno, al
tiempo que pidió a la oposición "acompañe instrumentos muy valiosos, que
cuentan con el aval de la ciudadanía".
Macri señaló que la función de requerir el chaleco "es identificar
claramente, para facilitar el control ciudadano" y que las medidas incluyen exigir
a los playeros de estaciones de servicios no expendan combustible a motociclistas
que no cumplan con ese requisito, al igual que el casco y otros accesorios
obligatorios.
El jefe de gobierno porteño sostuvo además que la intención es que la
población deje de tener desconfianza con cada motociclista, "porque la gran
mayoría es gente honesta y la moto es un medio de transporte muy útil en el
mundo moderno".
17
PROYECTO DE LEY GOBIERNO DE LA CIUDAD DE BUENOS AIRES
Artículo 1º.- Incorpórase las siguientes normas al Capítulo 5.3.2 Ley Nº
2148, “Obligaciones”. Todo conductor de motovehículo o ciclorrodado:
Inciso i)
No podrá llevar acompañante cuando la circulación del
motovehículo o ciclorrodado transite el Microcentro de la Ciudad Autónoma de
Buenos Aires, en la franja horaria comprendida entre las 9:00 y las 18:00 horas.
Inciso j) En el ejido restante de la Ciudad podrá llevar acompañante,
siempre que el vehículo cuente con doble asiento o asiento adicional para el
acompañante con posapiés y agarradera, el mismo deberá portar chaleco
reflectante en el cual deberá estar inscripto el dominio del rodado.
Artículo 2°.- Incorpórase las siguientes normas al Artículo 4.2.1 inciso l)
de la Ley Nº 2148, - Código de Tránsito de la Ciudad de Buenos Aires -:
Inciso m) Los ciclomotores y las motocicletas deben estar equipados con un
chaleco refractario indicando número de patente, antes de ser librados a la
circulación
Artículo 3°.-Se prohíbe la venta o suministro de combustibles y/o
lubricantes a los conductores y/o acompañantes de motovehículos que al momento
de su expendio no cuenten con placas oficiales de identificación de dominio y no
lleven consigo los cascos protectores, exigidos por el Artículo 4.2.1 inciso l) de la
Ley Nº 2148, - Código de Tránsito de la Ciudad de Buenos Aires - y el chaleco ut
supra establecido.
Articulo 4°.-Las estaciones de servicio y los demás establecimientos que
comercialicen combustibles y/o lubricantes deberán exhibir en lugares visibles del
interior del local, vidrieras o surtidores letreros indicando que en está "Prohibido
el expendio de nafta y/o combustibles a los conductores y/o acompañantes de
18
motovehículos que no cuenten con las placas oficiales de identificación de dominio
y/o no lleven puesto el casco protector”.
Artículo 5º.- Comuníquese...
Fundamentos
El Código de Tránsito contiene diversas normas que se refieren a la
posibilidad de llevar acompañantes en motovehículos tales como el artículo 5.3.2
inciso c) el cual no permite llevar más de un acompañante y siempre que el
vehículo cuente con doble asiento; asimismo permite el uso de un asiento adicional
para el acompañante si cuenta con posapiés y agarradera.
La precitada norma en su inciso h) establece que en el caso de conductores
de ciclomotores y de motocicletas no podrán llevar acompañantes menores de
dieciséis (16) años.
Por su parte el art. 6.10.4 inciso e) que preveía la posibilidad de llevar
acompañante siempre que el motovehículo cuenten con doble asiento fue derogado
por el artículo 4º de la Ley Nº 3027 (20/5/2009).
Adicionalmente a dichas normas resulta imperioso prever medidas de
seguridad relacionadas con la temática en trato: esto es el tránsito de
motovehículos portando acompañantes, pues es sabido que tal forma de circular en
la actualidad es comúnmente utilizada al solo efecto de facilitar ciertas formar de
delinquir.
Con el ánimo de restringir esta posibilidad es que proponemos sea
prohibida su circulación en el Microcentro porteño, zona en la cual se concretan la
mayoría de los delitos, como asimismo, en los casos en que sí es permitida la
circulación acompañada, sean los acompañantes quienes utilicen el chaleco
reflectario.
Por los motivos expuestos proponemos la aprobación del presente proyecto.
19
Fuente: TELAM Agencia de Noticias de la República Argentina
Lunes 7 de junio, 03:43 PM
http://mx.news.yahoo.com/s/07062010/91/n-latam-informe-repruebainiciativas-macrismo-seguridad.html
El Comité de Seguimiento del Sistema de
Seguridad Pública de la Ciudad desaconsejó hoy la
adopción de medidas de seguridad, motorizadas por el
macrismo porteño en la Legislatura, como la
prohibición de los "trapitos", el impedimento para que
circulen motos en el microcentro con más de una
persona y el uso de las pistolas eléctricas Táser por
parte de agentes policiales.
El rechazo a las iniciativas parlamentarias se efectuó a través de un
informe del Comité elevado recientemente a la propia Legislatura, al ministro de
Seguridad porteño, Guillermo Montenegro y al jefe de la Policía Metropolitana,
Eugenio Burzaco.
El Comité de Seguimiento fue creado en consonancia con la ley que dio
origen a la Metropolitana con el fin de "recomendar mecanismos de articulación y
coordinación permanente entre las distintas agencias de seguridad pública con
competencia en la Ciudad".
20
Además, debe "observar la implementación de la ley de seguridad pública,
en relación con el proceso de conformación de la Policía Metropolitana" y
"confeccionar un informe trimestral que resuma los análisis, estudios y
evaluaciones desarrollados".
En ese marco, el Comité -integrado por representantes del Ejecutivo y del
Legislativo- elaboró tres informes denominados: Cuidacoches, Prohibiciones y
obligaciones para conductores de motovehículos y Armas electrónicas de
incapacidad motora no letales Táser X-26.
… En tanto, el Comité se pronunció en contra también de la propuesta del bloque
macrista que pretende modificar la ley 2148, del Código de Tránsito, para
incorporar la prohibición a motociclistas de circular en el microcentro porteño con
un acompañante y la obligación de utilizar el chaleco refractario.
Al respecto, el estudio menciona que un proyecto similar fue implementado
en la ciudad colombiana de Medellín, donde -advierte- "la delincuencia no
mermó" y destaca que "los delincuentes siguen realizando delitos o asesinatos
cubriendo su identidad al usar chalecos falsificados o adulterados".
"Los planteos de inconstitucionalidad que indudablemente traerá
aparejados la sanción de dicho proyecto concurren a desaconsejar la adopción de la
medida", establece y remarca que, según datos propios, no es el microcentro -la
zona donde debería regir la norma- donde se registra la mayor cantidad de casos
protagonizados por "motochorros".
3.- FUNDAMENTOS.
Estas normas son irrazonables, abusivas del poder estatal y conculca
elementales derechos individuales. Hay una total y absoluta incongruencia lógica
21
entre los medios elegidos y los fines perseguidos por la norma.
Cabe destacar que no interesa la seguridad del ciudadano motociclista. Sólo
importa marcarlo como un posible delincuente (sin prueba alguna para avalar
dicha acusación, violando la presunción de inocencia, mancillando el honor y
estigmatizando a la persona), y desalentar el uso de la motocicleta mediante la
obligación de someterse a una humillación pública cada vez que se desee utilizarla.
Estas leyes promueven además la discriminación, odio y temor de la
ciudadanía hacia los motociclistas, todo ello alentado por los medios amarillistas
que imponen en la opinión pública términos despectivos tales como “motochorro”,
como si los delincuentes no utilizaran otro medio de transporte, o circular en
motocicleta estuviera reservado solo al hampa, y el ser motociclista fuera el
equivalente y/ó única prueba necesaria para ser un delincuente.
El marcar con chalecos e imprimir los cascos de los motociclistas atentan
contra los principios básicos y más importantes del ser humano, como son la
dignidad -ya que se reduce a la persona a un objeto o cosa numerada- y la libertad
para circular vistiendo de manera adecuada.
Además, pone en riesgo al motociclista, al obligarlo a utilizar
indumentaria que no es adecuada para circular en motocicleta, y arruinar el casco
con adhesivos o pegatinas, medida que resulta anti-técnica e insegura, ya que los
cascos no deben ser alterados de manera alguna, para conservar su integridad y
máxima eficiencia ante un eventual accidente.
Consideramos que están incurriendo en un error conceptual: EL BIEN
REGISTRABLE ES LA MOTO, NO EL MOTOCICLISTA. La patente debería
ser modificada, habría que agrandarla, hacerla reflectante, que sea perfectamente
visible, pero en la motocicleta y no en el motociclista.
Los motociclistas no tenemos nada que esconder, por eso nuestras motos
22
tienen la placa patente correspondiente, la cedula verde, el seguro, la licencia de
conductor y, por si hiciera falta, nuestros documentos personales. El hecho de
vestirnos con la obligación de exhibir el número de dominio de la moto lesiona
nuestro derecho a la dignidad, siendo que somos ciudadanos como cualquier otro.
Nuevamente, queda en claro que la medida es abusiva y desacertada, un
mal
ejemplo
tomado
de
Colombia
(un
estado
que
es
considerado
internacionalmente como la cuna de la violencia y el narcotráfico) que lejos de
mejorar la seguridad vial, desalienta el uso de la motocicleta, y estigmatiza al
motociclista honesto, marcándolo como “motochorro”.
Analicemos paso a paso.
¿Cuál es el verdadero objetivo de la norma impugnada?
Para ello podemos pensar en dos respuestas posibles. Ambas violan la letra
y el espíritu de las leyes de una sociedad libre, pero una de ellas lo hace en forma
más grosera y ofensiva.
Alternativa 1: “la obligación de utilizar cierta vestimenta obligatoria (un
chaleco reflectante) con la identificación del dominio de la moto tiene por fin
reducir el delito, en particular, el ejecutado por los tristemente célebres
“motochorros”.”
Si este es el inconfesable motivo detrás de la normativa sólo cabe rechazarla
de plano, ya que la simple idea de que todos los conductores y pasajeros de este
tipo de vehículos son sospechosos repugna la presunción de inocencia que sostiene
nuestra Constitución Nacional.
La idea de obligar a los ciudadanos a utilizar cierto tipo de vestimenta para
facilitar la acción policial en caso de un hipotético delito sería como abandonar el
derecho penal de acto y pasar al derecho penal de autor: todo motociclista es actual
23
o potencialmente delincuente.
Debemos marcarlo, distinguirlo, destacarlo para su más sencilla
identificación, ya que es un enemigo potencial de la sociedad.
El Gran Hermano controla todo y a todos.
El Gobernador Scioli considera que el objetivo de esta ley es prevenir el
delito. Declara que es "para identificar claramente a los motociclistas y sus
acompañantes" y apunta profundizar las políticas de seguridad vial y de
prevención del delito, explicó en una rueda de prensa realizada en la ciudad de
Medellín, Colombia. Después de reunirse con el alcalde local, Alonso Salazar
Jaramillo, (ver http://www.prensa.gba.gov.ar/nota.php?idnoticia=2038&i=true )
se mostró convencido de que la propuesta "va a ayudar en la prevención del
delito" porque las motos son utilizadas "muchas veces para ingresar más
fácilmente en el espacio público, arremeter contra una persona mientras está
corriendo o en las salideras de los bancos".
Es decir, que TODOS los motociclistas somos considerados como
“potenciales delincuentes”
Es un excelente ejercicio intelectual llevar las ideas al extremo, para
analizar sus consecuencias últimas, sus beneficios y sus costos.
Si podemos obligar a los tenedores de motos a vestirse con una
determinada ropa (por ser potenciales delincuentes) también podríamos obligar a
los funcionarios públicos identificarse con algún tipo de uniforme o distintivo, que
indique su cargo, ya que son “potenciales corruptos”.
La obligatoriedad del uso de chaleco coarta la libertad individual de los
usuarios de motocicletas, obligándolos a usar una vestimenta determinada, y
principalmente lo estigmatiza, generándole un perjuicio social, tras haberlos
“marcados como posible delincuente”. El chaleco, sería un aviso a cada ciudadano
24
y autoridad policial de que “ese que va ahí es un posible delincuente, por eso lo
marcamos”.
El chaleco podría convertirse en motivo de un siniestro, ya que no estaría
diseñado para el uso de motociclistas y, en un accidente, podría engancharse en el
manillar o en los espejos causando al conductor o acompañante un daño mayor.
Las medidas del chaleco (talle) serían otro inevitable problema, ya que los
usuarios de motocicletas utilizan indumentaria mucho más abultada en épocas
invernales que en épocas estivales. De esta manera, nuestro chaleco podría
“flamear” en verano o coartarnos la movilidad en invierno. Una u otra cosa serían
definitivamente inevitables y ambas representarían una molestia y claro riesgo en
la conducción.
Es interesante destacar que bajo esta norma un motociclista, en su calidad
de potencial delincuente, no pueda vestirse como le venga en gana, mientras que
un condenado a pena privativa de la libertad pueda hacerlo.
SAGÜES, en “Elementos de derecho constitucional”, nos dice que “...una tercera
expresión del derecho a la propia imagen consiste en reconocer a cada persona la
facultad de vestirse o arreglarse como le parezca, respetando naturalmente a los
demás y a la moral pública. Así, se ha reconocido a un preso del derecho a usar
barba (CFed BBlanca, “Interno PS”, JA, 1990-I-464)” (Tomo 2, página 345 de la
3ra edición)
Parece entonces que estamos solicitando al tribunal que nos traten como a
delincuentes.
A ellos les está tutelado el derecho a la propia imagen. El derecho a vestirse
como lo deseen. En cambio, por el sólo hecho de manejar en dos ruedas,
corresponde vestirse con un chaleco fluorescente o refractario, de acuerdo a la
moda dictada por el legislador de turno.
25
Alternativa 2: “la norma es para mejorar la seguridad vial y bajar los
siniestros.”
Desearía que esta fuera la verdadera motivación de la norma (aunque no lo
creo).
Aún así, esta norma es realmente inaplicable por los motivos que expondré.
Suponiendo que esta norma surge de la idea de reducir la siniestralidad,
cabe preguntarse: ¿en qué reduce llevar el dominio de la moto en el casco, o en un
chaleco, la probabilidad de un accidente?
La respuesta es sencilla: en nada.
¿Acaso el dominio en el casco hace que el mismo proteja mejor la cabeza del
conductor o acompañante? ¿Acaso el dominio en el chaleco hace que el conductor
aumente su pericia?
Por otra parte, los fabricantes de cascos de protección para motociclistas,
como los organismos internacionales de seguridad, indican que no se debe marcar
la superficie de los cascos con materiales de ninguna índole por el daño que éstos
pueden producir a la estructura del mismo, invalidando así su garantía. Esto
lógicamente incluye no pintar y no pegar stickers, y cuando se refieren a dañar la
estructura, están indicando que anexarle “cosas” al casco puede atacar el material,
que tan estudiado y cuidado está, para lograr que tengan la efectividad que
garantizan las empresas y avalan las normas de fabricación.
Definitivamente la norma no es razonable.
Está desvinculado el fin con los medios.
El reconocido administrativista GORDILLO nos dice que “razonabilidad,
sentido común, equilibrio constitucional: esos son los argumentos que deberán
considerarse. No será jurídico, sino arbitrario e infundado, querer demostrar la
inconstitucionalidad de la ley en base a una pretendida noción de poder de
26
policía.”
Es difícil, desde luego, decidir cuándo una ley altera un derecho subjetivo
de los habitantes. Pero la dificultad de la decisión no puede dar lugar a una
renuncia a tomarla, ni menos a sostener la idea no fundada de que sea facultad
amplia del Congreso restringir los derechos de los habitantes. Será necesario
estudiar los hechos del caso y evaluar la proporcionalidad de la propuesta
legislativa, para determinar si ella se conforma o no a la Constitución.”
La existencia de una ley en el sentido formal, el respeto por los mecanismos
parlamentarios NO GARANTIZAN PER SE EL RESPETO A LOS
DERECHOS INDIVIDUALES. Apenas hay una presunción de su validez. Pero
la Constitución es sabia, y si los argumentos convencen al tribunal, el control
difuso de constitucionalidad permite prevenir el daño.
Ya se indicó que la inspiración de la ley surgió de una visita a la República
de Colombia por parte del Sr. Gobernador Daniel Scioli.
Se puede afirmar que la ley que obliga a vestir chaleco y casco con número
de patente no sirvió de nada en Colombia, y no servirá para nada bueno en la
República Argentina.
El único resultado real que tiene una ley como esta es humillar,
estigmatizar y discriminar a los ciudadanos honestos que se desplazan en
motocicleta, marginándolos al despojarlos de sus derechos y condición de
ciudadano, ya que reciben un trato diferente a los demás ciudadanos, en clara
oposición a lo establecido en la Constitución Nacional.
La situación y leyes de Colombia no son comparables con nuestro país.
Aquí no hay sicarios, poderosos carteles de narcotraficantes, ni miembros de las
FARC asesinando desde motocicletas por motivos políticos, o alentados por dinero
sucio de narcóticos.
27
La delincuencia en Colombia no ha disminuido con este método (chalecos
obligatorios con placa impresa, y casco patentado), y muy por el contrario, los
delincuentes y asesinos “protegen” su identidad al usar estos chalecos como
disfraces, confundiendo a las autoridades e incriminando inocentes al vestir
chalecos falsificados o adulterados; esto sin contar las mil y un formas que se ha
dado la delincuencia colombiana para intercambiar chalecos o incluso falsificarlos.
Existen decenas de países en el mundo que combaten el delito sin recurrir a
la persecución y discriminación de sus ciudadanos con vestimentas humillantes,
peligrosas para el motociclismo, y denigrantes.
Entre los países que no utilizan el chaleco obligatorio para motociclistas podemos
citar a Canadá, Estados Unidos, y prácticamente toda la Unión Europea, solo para
dar algunos buenos ejemplos.
Por esto, es sencillo afirmar que, en Argentina, una ley que tan claramente
discrimina a los motociclistas, no puede ni debe ser aplicada, ya que en caso
contrario, se estaría violando los principios democráticos vigentes, los derechos de
los ciudadanos, y la Constitución Provincial y la Constitución Nacional.
Es evidente que se intenta estigmatizar y marcar
como potencial
delincuente al ser humano por el vehículo que conduce, lo cual es netamente
discriminatorio.
Básicamente, se asume que la persona es un peligroso delincuente
simplemente por el hecho de circular en motocicleta, y esto ha sido confirmado en
reiteradas entrevistas mediáticas al Sr. Daniel Scioli y los impulsores de la ley, los
cuales declaran sin tapujos que la humillante medida es “para prevenir el delito”,
es decir, perseguir al motociclista por considerarlo un delincuente o un
“ciudadano de segunda”, por eso se lo “marca” con un distintivo ridículo y
humillante.
28
La discriminación es el acto de hacer una distinción, es un acto de abuso e
injusticia que viola el derecho de la igualdad de oportunidades. La discriminación
como tal, no es tolerada en ninguna sociedad democrática y no debería existir,
mucho menos fomentada desde el Estado mediante una ley que obliga a ciertos
ciudadanos a vestir de manera humillante e incómoda, individualizándolos como
posibles delincuentes.
En Argentina, la Constitución indica en su artículo 16, desde el año 1860,
que no hay prerrogativas de sangre, ni nacimientos, ni hay fueros personales ni de
nobleza.
En la constitución de 1994 se incorpora la Convención Internacional sobre
la Eliminación de todas las formas de Discriminación Racial (del 26 de abril de
1968) y la Declaración Universal de Derechos Humanos (del 10 de diciembre de
1948).
Tomando como base estas normas, se sancionó el 3 de agosto de 1988 la
Ley Antidiscrimación (Ley Nº 23.529).
En cuanto a la Constitución de la Provincia, el consituyente sabiamente ha
incluído en el artículo 11 que todos los ciudadanos gozan de las garantías que
establece la Constitución Nacional.
Asimismo, el artículo 12, en su inciso 3ro. , tutela el “respeto a la
dignidad, al honor…, y a la integridad moral”.
El articulo 48 de la ley 13.927 de la provincia de Buenos Aires, presume
culpabilidad sobre el motociclista y lo estigmatiza con la aplicación de la
resolución 1187; es exactamente igual de injusta e inmoral que impulsar una ley
que exija, por ejemplo, que la gente de bajos recursos, o de ciertas características
físicas vista un chaleco reflectante con su numero de DNI impreso, con excusas
tales como “prevenir delitos” y “facilitar la persecución policial”, las cuales
29
implícitamente incluyen una acusación de culpabilidad sin prueba alguna.
Basta recordar a una persona, Cesare Lombroso, quien fue un médico del
siglo XIX convencido de que atrapar a un criminal era asunto sencillo: bastaba
con observar la proporción y forma de su cráneo, el tamaño de su nariz, las orejas
separadas, que fuera o no lampiño, la estructura de la mandíbula inferior y otras
“sutilezas” tales como la incontinencia urinaria o la cicatrización rápida.
Aparentemente, esta ley se remonta a los tiempos de Cesare Lombroso,
tratando de individualizar a los delincuentes por el tipo de vehículo que utilizan, y
castigando “por las dudas” a todos los ciudadanos motociclistas honestos con un
atuendo humillante e incómodo, y arruinando su casco con un adhesivo ó pintura.
Para ser constitucionalmente correcto, tratando a todos los ciudadanos de
igual manera, la misma medida debería ser realizada con automovilistas y
peatones, es decir todos los ciudadanos deberían vestir chalecos reflectantes con
número de dominio, lo cual seria una locura inconstitucional, ya que el ciudadano
tiene el derecho a vestirse de la manera que considere correcta de acuerdo a sus
preferencias y costumbres.
Sin duda, se esta cometiendo una terrible injusticia, discriminando al
motociclista con la excusa de prevenir el delito; algo que la ley tampoco va a poder
cumplir, ya que ningún delincuente moderadamente inteligente va a vestir su
propio número, sino algún otro número falso, que inculpara a un ciudadano
inocente.
Una de las principales fuentes de la desigualdad es la discriminación.
Al obligar al motociclista a vestir de manera diferente a los demás
ciudadanos, se estigmatiza a la persona, apartándolo de la sociedad con un aval
estatal, señalándolo como una persona peligrosa ó un posible delincuente.
Es fácil para cualquier miembro de la sociedad (cualquiera que sea el sector
30
al que pertenezca) desvincularse del asunto de la discriminación, sobre todo
cuando no le afecta directamente; es más difícil, en cambio, involucrarse en la
lucha contra la discriminación cuando esta lucha nace de un despertar de la
conciencia, tanto a nivel individual como a nivel colectivo.
Además, al vestir todas las personas de la misma manera, se facilita que los
delincuentes se mezclen y disimulen entre los motociclistas honestos, ya que todos
estarán vestidos de manera idéntica (chaleco reflectivo y casco con numeración).
El artículo 1 de la Declaración Universal de los Derechos Humanos
establece que "Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y
derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse
fraternalmente los unos con los otros."
Sin embargo, el articulo 48 va en contra de este principio básico, al
estigmatizar injustamente, y sin ninguna prueba a un ciudadano honesto, por el
mero hecho de circular en motocicleta.
El mensaje que transmite la ley es claro: “el motociclista es un delincuente
y debe ser humillado y perseguido como tal”, una falacia que ofende a todos los
ciudadanos honestos, agravio aun mayor por emanar directamente del estado
mismo.
Esta ley promete detener los delitos, pero su objetivo es inútil, falso, y de
efecto puramente mediático, sin una consideración profunda de las graves
consecuencias y perjuicios para los ciudadanos honestos, ya que según las
estadísticas de los impulsores de esta medida arbitraria (sin citar fuente alguna de
las estadísticas) un 50% de las “salideras bancarias” se hace en moto.
Con estas estadísticas inventadas, justifican violar la Constitución y
“marcar como vacas” o “señalar como prisioneros de un campo de concentración”
a todos los motociclistas, acusándolos de posibles delincuentes, sin prueba alguna
31
en su contra, y atropellando sus derechos Constitucionales, ademas de ser una
falta de respeto hacia todos los ciudadanos decentes, una burla a su honestidad.
Para ser justo con todos los ciudadanos, como indica la Constitución, se
deberían tomar medidas similares para los conductores de automóviles, y peatones,
porque:
•
El 100% del robo de camiones blindados es con automóviles; no se puede
parar un blindado con una motocicleta, o escapar con un botín de tales
dimensiones.
•
El “otro” 50% de las salideras bancarias se comete a pie, o en automóvil.
•
El 100% de los robos tipo piratas del asfalto son con automóviles.
•
El 100% de los secuestros son con automóviles. No se puede dominar y
secuestrar a una persona en un baúl de moto (no existe el baúl, sería imposible
secuestrar a una persona en moto, de hecho no existen registros de que haya
sucedido algo así en la República Argentina).
Según el Ingeniero Ricardo Ribatto Crespo, presidente de la Cámara
Argentina de la Motocicleta, el 80% de los delitos se cometen con automóviles, sin
embargo, no se conoce ni utiliza la palabra “autochorro”, lo cual demuestra que
existe una campaña en contra del motociclista, al insertar, mediante declaraciones
mediáticas, la palabra “motochorro” en el publico en general, lo cual llevó a la
sanción de esta ley de carácter netamente discriminatorio.
Por esto, las estadísticas objetivamente no justifican de ninguna manera
discriminar, humillar y estigmatizar a los motociclistas.
Existe una clara carga de odio y perjuicios en el espíritu del articulo 48, y
la intención de castigar y perjudicar a los motociclistas, desalentando el uso de la
motocicleta, con una ley tan arbitraria y tendenciosa.
El dominio de la placa patente corresponde al vehículo, y de ninguna
32
manera el estado tiene autoridad moral para forzar a un ciudadano a vestirlo en su
propio cuerpo; forzar la vestimenta avasalla derechos y garantías constitucionales,
además de violar la dignidad humana, obligando al ser humano a vestir un
atuendo ridículo y degradante, y convirtiéndolo en un mero objeto sin identidad
propia.
El único lugar donde es correcto, justo y lógico exhibir el número de
dominio es la chapa/placa patente instalada en el vehículo.
Es por esto que la persona no puede ni debe ser identificada vistiendo el
dominio sobre su cuerpo, y tampoco debe ser identificado el casco, ya que un
mismo casco puede ser utilizado perfecta y legítimamente en diferentes vehículos,
tanto por razones de practicidad como de seguridad y economía.
Colocar el dominio impreso sobre el casco impediría el uso de dicho casco
en diferentes vehículos o por diferentes personas.
Además, cabe destacar que el chaleco es una prenda humillante,
inadecuada, inaceptable, y para desplazarse en motocicleta, no protege de la lluvia
ni del viento, y solo contribuye al malestar, distracción e incomodidad del
motociclista.
La presunción de inocencia es una garantía contenida en el artículo 18 de
la Constitución Nacional, ley suprema de la Nación, conjuntamente con los
tratados internacionales de Derechos Humanos incorporados a nuestra
Constitución y que cuentan con jerarquía constitucional a través de la reforma
constitucional del año 1994 en el artículo 74 inciso 22, como la Declaración
Americana de los Derechos y Deberes del hombre que contiene la citada garantía
en el artículo 26, la Declaración Universal de los Derechos Humanos que la
desarrolla en el artículo 11 punto 1 y finalmente la Convención Americana sobre
Derechos Humanos (Pacto de San José de Costa Rica) en el artículo 8, punto 2.
33
De la Constitución Nacional surge que no se puede tratar como culpable a
una persona a quién se le atribuya un hecho punible cualquiera sea el grado de
verosimilitud en la imputación, hasta que el estado, por medio de sus órganos
pronuncie una sentencia penal firme que declare la culpabilidad y lo someta a una
pena.
Esta garantía es propia de un estado de derecho y forma parte del sistema
de enjuiciamiento que existe en la Argentina; además que se deriva de la garantía
del juicio previo.
La Constitución Nacional consagra en su artículo 18 que: “Ningún
habitante de la Nación puede ser penado sin juicio previo fundado en ley anterior
al hecho del proceso”.
El enunciado de este principio, conocido como garantía del juicio previo, es
bastante amplio, pero a su vez expreso. La mentada garantía está relacionada
directamente con el principio de legalidad, por el cual toda persona tiene derecho a
que se le juzgue conforme, no sólo a una ley que establezca previamente el delito y
la pena, sino también a una ley que señale el procedimiento a seguir.
Por lo tanto, para aplicar una pena es necesario un proceso (acusación,
defensa, prueba y sentencia), que termine en un juicio lógico acerca de la
culpabilidad o no de un individuo respecto a determinados hechos.
Hasta ese momento el imputado conserva su estado natural de inocencia,
por existir una imposibilidad jurídica de que se le enrostre otro mote legal.
Como ya se ha explicado, el uso de un chaleco numerado y casco debilitado
por pegatinas, genera una serie de inconvenientes en la vida de la persona,
principalmente un constante peligro de muerte al conducir; y a su vez, una seria
discriminación por considerar al motociclista un posible delincuente.
Por lo tanto, dicha obligación constituye un castigo en si, una pena que se
34
impone a todos los ciudadanos sin juicio previo, extinguiendo su estado natural de
inocencia.
Es una realidad que la inmensa mayoría de los motociclistas son
ciudadanos de bien, amparados por la Constitución de la Provincia y la
Constitución Nacional.
No es justo estigmatizar, discriminar, y perseguir a todos los ciudadanos
honestos por las fechorías cometidas por un porcentaje ínfimo de la población.
Un casco es un elemento de seguridad vital, fundamental, y personal al momento
de circular en motocicleta.
Es por esto que un casco moderno, apto para el motociclismo, posee
características complejas, tales como talle, forma y función, materiales, e incluso
los de mejor calidad incluyen una fecha de vencimiento.
Tiene entre sus propiedades más importantes la calidad de los materiales, y
el talle de cabeza para el cual fue manufacturado.
La calidad afecta directamente la eficacia al momento de un impacto, y su
efectividad al salvar la vida del motociclista. Esta calidad se ve afectada
negativamente al aplicar sustancias tales como solventes, pinturas o pegamentos
sobre la cascara externa del mismo.
El talle del casco es fundamental, debe ser exactamente el que corresponde
al usuario, ya que un casco demasiado pequeño es imposible de utilizar, y un casco
demasiado grande se desprende de la cabeza del usuario, sin ofrecer ningún tipo de
protección en caso de colisión.
Utilizar un casco del talle correcto y de excelente calidad es la única
manera de minimizar los riesgos de heridas graves en la cabeza o la muerte en caso
de accidente.
El casco es de uso personal porque, para proteger debidamente al
35
motociclista, el talle debe coincidir con el tamaño de la cabeza, y porque, al estar
en contacto permanente con ésta, es absolutamente antihigiénico compartir el
mismo.
Al ser el casco de uso personal, es lógico, licito y lo usual que el
motociclista utilice un mismo casco al abordar diferentes motocicletas, ya que es
cómodo, seguro e higiénico utilizar el casco personal.
Compartir un casco es como compartir un par de zapatos, o ropa interior,
algo que en la práctica es incomodo, inseguro, y absolutamente antihigiénico.
La regulación estatal, ya sea en el tránsito como en cualquier otro ámbito
puede tener como fin el “bien común”.
Aceptemos que es altamente improbable que un motociclista sea victimario
en un accidente. Es estadísticamente más probable que sea una víctima. ¿Por qué
entonces enfocarnos en su accionar?
Quien maneja una moto sabe que corre más riesgos que un automovilista.
Eso no es óbice para hostigarlo con medidas arbitrarias, tales como ordenar
que use determinado tipo de chaleco.
En algún momento se trató de justificar la discriminación efectuada a los
motociclistas con la vestimenta fluorescente argumentando que el chaleco
permitiría visualizar las motocicletas en la noche; esto es una falacia, un
razonamiento incorrecto, y una mentira para justificar lo injustificable.
Si se sigue este razonamiento absurdo, y ser justos con todos los
ciudadanos, como indica la Constitución Nacional, todos los vehículos deberían
estar pintados de colores fluorescentes, ya que se estaría ignorando que estos
cuentan con iluminación propia, y los peatones deberían ser obligados a vestir
ropas fluorescentes y su numero de DNI en el pecho y espalda.
Todas las motocicletas modernas, aptas para circular en la vía publica,
36
cuentan con un sistema eléctrico, y un juego de luces reglamentario homologado.
Dichas luces tienen el mismo poder lumínico que las equipadas en
automóviles, camiones, camionetas, y otros vehículos habilitados para transitar en
la vía pública.
Citando la ley nacional de transito 24.449, es fácil observar que los
requisitos de iluminación son homogéneos para todos los automotores, incluyendo
estos a las motocicletas, las cuales cuentan, como cualquier otro vehículo, de
adecuadas luces tanto delanteras como traseras:
ARTICULO 31.-SISTEMA DE ILUMINACION. Los automotores para personas
y carga deben tener los siguientes sistemas y elementos de iluminación:
a) Faros delanteros: de luz blanca o amarilla en no más de dos pares, con alta y
baja, ésta de proyección asimétrica;
b) Luces de posición: que indican junto con las anteriores, dimensión y sentido de
marcha desde los puntos de observación reglamentados:
1. Delanteras de color blanco o amarillo;
2. Traseras de color rojo;
3. Laterales de color amarillo a cada costado, en los cuales por su largo las exija la
reglamentación;
4. Indicadores diferenciales de color blanco, en los vehículos en los cuales por su
ancho los exija la reglamentación;
c) Luces de giro: intermitentes de color amarillo, delante y atrás. En los vehículos
que indique la reglamentación llevarán otras a los costados;
d) Luces de freno traseras: de color rojo, encenderán al accionarse el mando de
frenos antes de actuar éste;
e) Luz para la patente trasera;
f) Luz de retroceso blanca;
37
g) Luces intermitentes de emergencia, que incluye a todos los indicadores de giro;
h) Sistema de destello de luces frontales;
i) Los vehículos de otro tipo se ajustarán a lo precedente, en lo que corresponda y:
1. Los de tracción animal llevarán un artefacto luminoso en cada costado, que
proyecten luz blanca hacia adelante y roja hacia atrás;
2. Los velocípedos llevarán una luz blanca hacia adelante y otra roja hacia atrás.
3. Las motocicletas cumplirán en lo pertinente con los incs. a) al e) y g);
4. Los acoplados cumplirán en lo pertinente con lo dispuesto en los incisos b), c),
d), e), f) y g);
5. La maquinaria especial de conformidad a lo que establece el ARTICULO 62 y la
reglamentación correspondiente.
Queda prohibido a cualquier vehículo colocar o usar otros faros o luces que no
sean los taxativamente establecidos en esta ley, salvo el agregado de hasta dos
luces rompeniebla y, sólo en vías de tierra, el uso de faros buscahuellas.
Siendo que las motocicletas cuentan con su sistema de iluminación, es
innecesario y absurdo que el ser humano deba vestir un atuendo ridículo y
humillante como lo es un chaleco fluorescente.
Además, el funcionamiento correcto de dichas luces es verificado
anualmente en cada VTV obligatoria (Verificación técnica vehicular).
Un chaleco no es una prenda adecuada para vestir al circular en
motocicleta, ya que no ofrece protección alguna en caso de un siniestro, ni
tampoco durante la circulación ofrece abrigo y reparo del viento, lluvia, frío, nieve,
granizo, etc.
Además, las camperas diseñadas para la practica del motociclismo, que son
la prenda adecuada para utilizar, vienen de fabrica con elementos reflectivos que
hacen del chaleco un mal innecesario.
38
Siendo el chaleco una prenda suelta, podría engancharse en los controles o
manillar de la motocicleta, provocando la muerte o lesiones graves al conductor o
eventual pasajero.
En caso de llevar un pasajero, el dueño de la motocicleta debería contar con
múltiples chalecos de diferentes talles, o un chaleco enorme que pudiera albergar
holgadamente a cualquier talle de persona que pudiese subir a la motocicleta; lo
cual seria totalmente peligroso (porque como ya se dijo, la ropa holgada puede
engancharse en partes móviles o controles del motovehículo) e impracticable en la
vida real (ya que nadie con un poder adquisitivo medio podría adquirir decenas de
chalecos con los talles adecuados y variados números de patente).
Como problema práctico, que el número sea visible, hace que el chaleco
deba ser la última prenda en la capa de ropa que la persona viste, impidiendo
entonces que la misma utilice una campera adecuada para motociclismo, una
mochila sobre sus hombros para llevar sus efectos personales, o un traje
impermeable en caso de lluvia.
El chaleco es claramente denigrante e inseguro para su utilización en
motociclismo.
Como ya se explicó, un casco es un elemento diseñado científicamente para
absorber y disipar el impacto durante un accidente.
Colocar pegatinas, pegamentos, calcomanías, pinturas, solventes, etc, sobre
la superficie del casco es totalmente desaconsejable, ya que estos elementos afectan
negativamente la capa externa del mismo, disminuyendo significativamente la
capacidad de protección del mismo, y poniendo al motociclista en riesgo de
lesiones graves o muerte.
Si el motociclista aceptara un casco que no es el suyo al ser acompañante
en otro motovehículo, pondria en serio riesgo su vida, ya que un casco pequeño no
39
entra, y uno grande se sale durante un accidente, provocando serias lesiones o
incluso la muerte.
4.- CONCLUSIÓN.
Al identificar a todo motociclista con el número de dominio en el chaleco y
en el casco presume que todo motociclista es un presunto delincuente.
¿PORQUE LOS MOTOCICLISTAS ESTAMOS EN CONTRA DE ESTAS
NORMAS?
I.- Porque identifica a las personas con un numero de dominio que es fácilmente
sustraible y falsificable.
II.- Porque al ser fácilmente sustraible el que corre mas peligro es el dueño del
dominio y no el delincuente.
III.- Porque a la hora de buscar responsables el único responsable será el dueño
del dominio ( el inocente ) y nunca el delincuente.
IV.- Porque al ser fácilmente sustraible y falsificable se podrán cometer todo tipo
de delitos con la identidad de otra persona
V.- Porque cualquier delincuente puede robar secuestrar y asesinar usando un
casco ajeno y nunca caerá preso por el contrario el dueño del casco es el que estará
sentado frente a la justicia
VI.-Porque los delincuentes nunca serán identificados ante las cámaras de video
de los cajeros automáticos bancos o comercios ya que usaran un casco AJENO
VII.- Porque la primer victima del MOTOCHORRO será el Motociclista que será
abordado para robarle su moto casco y chaleco para ser usado en contra de la
sociedad ocultando su identidad y culpando a un inocente
VIII.- Porque prohíbe solapadamente usar mochilas bolsos o valijines traseros en
40
las motos única forma de llevar pertenencias en el vehículo.
IX.- Porque no se puede comprar un casco de buena calidad que sirve para salvar
vidas de cada medida para poder llevar al acompañante que quiera ( coarta la
libertad de elección de las personas ), un casco de mediana calidad cuesta en
argentina $ 300. y existen 5 medidas –
X.- Porque es una medida recaudatoria del estado inventada para vender chalecos
y calcomanías para los cascos que lo único que hace es beneficiar a los
delincuentes, es decir los motociclistas estaremos financiando la delincuencia y
arriesgando nuestra vida. Estamos PAGANDO NUESTRO FUNERAL
XI.- Porque no existe en el mundo un delincuente que delinca con todas las de la
LEY, ¿ Que MOTOCHORRO usara su propia moto su chaleco y su casco para
asesinar robar o secuestrar sabiendo que lo van a identificar fácilmente ?
XII.- Porque el “MOTOCHORRO” dejara de ser un oportunista carterista, para
transformarse en algo peor, ahora solo tiene que reducir a cualquier motociclista
de delibery, robarle su moto casco y chaleco y tendrá acceso a cualquier domicilio
particular o de empresas, y el comerciante quedara preso en lugar del delincuente.XIII.- Porque esta LEY alienta a los delincuentes a operar en la total impunidad,
con identidad ROBADA, sabiendo de antemano que en la justicia estará el
INOCENTE
XIV.- Porque esta LEY atenta contra el comercio que usa las motos para dar un
servicio que estará totalmente desprotegido ante la delincuencia, que dará el golpe
a los trabajadores usando moto casco y chaleco robado para cobrarse nuevas
victimas bajo el amparo de otra identidad y el comerciante esta PRESO, su
empleado en el HOSPITAL y el delincuente SUELTO CON SU BOTIN.
XV.- Porque es una ley que en vez de marcar a los delincuentes, marca al
ciudadano común e inocente y hace recaer sobre el, toda la responsabilidad que
41
deberían tener nuestros gobernantes y organismos de seguridad y control.
XVI.- Porque ahora es el motociclista el presunto delincuente, mañana serán los
automovilistas, pasado los ciclistas y todo el mundo andará por la calle
identificado con su numero de dominio o DNI mientras que los delincuentes
ROBAN MATAN VIOLAN Y SECUESTRAN con identidad ajena, sin siquiera
ser vistos y todo ciudadano común deberá presentarse en la justicia acusado de
asesino ladrón , violador y secuestrador
XVII.- Porque según nuestra CONSTITUCIÓN todo ciudadano es inocente
hasta que se demuestra lo contrario ... con esta nueva ley deberá cambiarse la
CONSTITUCIÓN y decir todo ciudadano es inocente HASTA QUE SE
COMPRE UNA MOTO.
XVIII.- Porque todo ciudadano común que pida un delibery a su domicilio
(comida, remedios, compras varias) puede ser abordado en su casa por un
delincuente que se ira lo mas campante con su botín y todo ciudadano puede ser
víctima de robo secuestro violación o asesinato en su propia casa y el delincuente
nunca será encontrado por que usara chaleco y casco AJENO
XIX.- Porque TODOS LOS ARGENTINOS SOMOS VICTIMAS usemos moto
o no de esta LEY. Por que siempre habrá un INOCENTE CULPABLE y un
delincuente SUELTO
ESTAS NORMAS SON EN CONTRA DE LOS CIUDADANOS; APRESAR
A LOS DELINCUENTES ES TAREA DEL ESTADO, Y LA LIBERTAD DE
LAS PERSONAS COMUNES TAMBIEN
Ya sea con el inconfesable motivo de reducir el delito que se vale de las
motocicletas (o vehículos de similar tenor) o con el fin de reducir la siniestralidad,
la norma es exagerada, irrazonable y sin congruencia entre el fin y el medio
elegido para su obtención.
42
La norma se enfoca en quienes estadísticamente NO CAUSAN daños a
terceros.
5.- DERECHO:
Fundamos nuestra solicitud en lo dispuesto por los Artículos 14, 14 bis,
28, 33 y concordantes de la Constitución Nacional. Artículos 11, 12 inc. 4, 14, 27,
39, 41, 56, 57 y concordantes de la Constitución Provincial. Pacto Internacional
de Derechos Económicos Sociales y Culturales. Pacto Internacional de Derechos
Civiles y Policitos.
Asimismo en la ley 23.592 art. 1 y sgtes., en la doctrina legal y
jurisprudencia, de nuestros tribunales respecto de actos discriminatorios. La
nueva ley de migrantes 25871
6.- PETITORIO:
En virtud de todo lo antes expuesto, solicitamos a las máximas autoridades
del INADI que:
1.- Se tenga por presentada la presente denuncia, dándole el curso
correspondiente.
2.- Se nos reciba en audiencia por parte de su director.
3.- Se dictamine declarando como acto discriminatorio la obligación de
utilizr cascos y chaleco con número de patente y la prohibición de circular con
acompañantes en todas las zonas y horarios.
Proveer de conformidad que…
ES JUSTICIA
43

Documentos relacionados