Aportes para la Celebración - Editorial SAN PABLO Argentina

Transcripción

Aportes para la Celebración - Editorial SAN PABLO Argentina
Aportes para la Celebración – Ciclo B
Domingo 27º durante el año
Introducción a la celebración
Hermanos y hermanas: El tema siempre actual del matrimonio aparece en la
liturgia de este 27º domingo durante el año.
El matrimonio y la familia están hoy “dinamitados” por todas partes. Por eso, la
Palabra de Vida, que aparece en el Génesis y retomará Jesús, nos señala el plan
maravilloso de Dios para el amor del varón y la mujer: “serán dos en un mismo
ser”.
Oremos juntos, cantemos juntos y juntos alimentémonos de la Palabra de Dios y
del Pan de Vida. Nos ponemos de pie e iniciamos nuestra celebración cantando.
Saludo inicial
“Serán dos en un solo ser”, “por tanto que el hombre no separe lo que Dios ha
unido”.
Hermanos: Éste es el maravilloso plan de Dios para el amor humano. Amarse
intensamente y “para toda la vida” ¿no es lo mejor para los esposos?, ¿no es lo
mejor para los hijos?
El Dios de la misericordia,
que tan maravillosamente ha pensado
el amor del varón y la mujer
y que comprende
nuestras dificultades,
esté con ustedes.
Acto penitencial
Dios, en el exceso de su amor, nos busca incansablemente para perdonar las
faltas que inquietan nuestra conciencia. Confiemos en él y pidamos perdón.
– Tú nos trajiste el amor del Padre. Por las veces en que el amor humano se
aparta del amor de Dios.
Señor, ten piedad.
– Tú has fundado el matrimonio como sacramento cristiano. Por las veces en
que los cristianos no han respetado este gran sacramento.
Cristo, ten piedad.
– Tú amas a la Iglesia como el esposo ama a su esposa. Por las veces en que los
esposos faltan a su compromiso de amor y fidelidad.
Señor, ten piedad.
©2012 SAN PABLO - Riobamba 230 - C1025ABF Buenos Aires- Argentina
Tel. (011) 5555-2400/2401 Fax (011) 5555-2425
Web: www.san-pablo.com.ar
Gloria
Glorifiquemos a Dios que instituyó el matrimonio y santificó el amor del hombre
y la mujer: Gloria...
Liturgia de la Palabra
Primera lectura (Gn 2, 4b. 7a. 18-24): El libro del Génesis narra con bellas
imágenes la creación de la mujer y el plan de Dios para el amor humano.
Salmo (Sal 127, 1-6): En consonancia con el plan de Dios, el salmo canta la
felicidad de quienes siguen los caminos del Señor. Participamos de esta oración
aclamando: Que el Señor nos bendiga todos los días de nuestra vida.
Segunda lectura (Heb 2, 9-11): La carta a los Hebreos enseña los efectos que
ha tenido para nosotros la muerte de Jesús.
Evangelio (Mc 10, 2-16; o más breve, 10, 2-12): Jesús establece el sentido
original del matrimonio: el amor y la unidad para siempre.
Credo
Confesemos fervorosamente nuestra fe católica: Creo...
Oración de los fieles
El matrimonio y la familia están afectados por serias dificultades. Oremos para
que se puedan superar conforme al plan de Dios.
A cada intención, pedimos: Ayúdanos a crecer en el amor.
Por las instituciones de la Iglesia que brindan apoyo a los matrimonios y familias.
Oremos.
Por todos los que, en la sociedad civil, atienden los problemas de la minoridad y la
familia. Oremos.
Por los esposos separados y divorciados; por los hijos de matrimonios desunidos;
por los matrimonios en dificultades. Oremos.
Por los esposos que, en nuestra comunidad, viven su matrimonio con fe y entrega;
por los novios y quienes se encargan de su preparación; por el Movimiento
Familiar Cristiano. Oremos.
Ayúdanos a crecer en el amor, Señor; fortalece a los esposos que permanecen
fieles a su promesa. Consuela y orienta a quienes, por circunstancias que sólo tú
juzgas, se han apartado de ella. Te lo pedimos...
Presentación de las ofrendas
Cristo, muerto y resucitado para nuestra salvación, es nuestra gran ofrenda al
Padre. Por eso, junto a él, como familia de Dios, presentemos al Señor nuestras
ofrendas.
©2012 SAN PABLO - Riobamba 230 - C1025ABF Buenos Aires- Argentina
Tel. (011) 5555-2400/2401 Fax (011) 5555-2425
Web: www.san-pablo.com.ar
Prefacio (Misa por los Esposos I)
Dios quiere que los esposos se amen para siempre. Por eso, junto al celebrante,
entonemos nuestra gran Acción de Gracias al Señor, nuestro Dios, porque selló la
alianza nupcial con el amor y la paz.
Padrenuestro
Preparándonos para comulgar, elevemos nuestra oración al Padre Dios, siempre
bondadoso con los que esperan en él: Padre nuestro...
Cordero de Dios
El Señor es bondadoso con los que esperan en él, con aquellos que lo
buscan. Él es el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo. Dichosos los
invitados a la Cena del Señor.
Comunión
Hermanos: La eucaristía expresa el amor de Jesús y es el alimento que nos
fortalece para crecer en el amor. Con alegría, vayamos al banquete del Señor.
Rito de conclusión
La Misa ha terminado. Nuestra misión comienza.
Que el hombre no separe lo que Dios ha unido, enseña Jesús.
Hermanos: Vayan a fortalecer los vínculos de amor en su matrimonio y hagan
llegar la comprensión y el amor fraterno a los hermanos.
Que el Señor esté con ustedes.
Derrama, Señor,
una abundante bendición
sobre todos tus hijos unidos
en el matrimonio
y consolida en ellos la voluntad
de amarte amándose entre sí.
Y que la bendición...
Canto final
Queridos amigos: Con la alegría de renovar nuestra fe en el matrimonio y
practicando una fraterna comprensión con todos, nos retiramos cantando...
©2012 SAN PABLO - Riobamba 230 - C1025ABF Buenos Aires- Argentina
Tel. (011) 5555-2400/2401 Fax (011) 5555-2425
Web: www.san-pablo.com.ar

Documentos relacionados