HUNTERS AÑO XIV- Numero 156 ´

Comentarios

Transcripción

HUNTERS AÑO XIV- Numero 156 ´
00156
8 414090 241571
HUNTERS AÑO XIV- Numero
156
´
EL ARMERO
ARMAS, MUNICIONES Y TIRO EN LA MONTAÑA (y 2)
UESTA EN TIRO
EL ENTRENAMIENTO Y LA PU
POR ROQUE ARMADA (ARMADA EXPEDICIONES)
IDEAS PRÁCTICAS PARA MEJORAR
LOS RESULTADOS
Domingo Contreras, de Mérida, y el autor del artículo,
con un precioso marco polo de 58 pulgadas cazado a
4.500 metros de altitud en el Pamir de Tajikistán, al
lado de las fronteras china y afgana. Domingo, joven
y al corriente de todas las novedades del mercado,
utilizó su Blaser R93 off-road, con visor Zeiss de 6 a
24 aumentos, torreta correctora de caídas y bípode
Harris. Además “hizo los deberes” y antes de esta
importante cacería puso el rifle perfectamente en tiro
a 100 metros, con el armero José Luis Cabañas en
su magnífico campo de tiro de Moralzarzal, y luego
tiró al blanco mucho en entre 200 y 400 metros.
Observó cuidadosamente las caídas reales de sus balas
y las apuntó en una pequeña chuleta que pegó en su
anteojo. Con un medidor láser que le dio la distancia,
no tuvo problemas para abatir este carnerazo a más
de 400 metros con sus balas de expansión controlada
Remington Sirocco Bonded de 150 grains, perfectas
para penetrar en cualquier ángulo en estos enormes
carneros, aunque al posición del animal no sea fuera la
perfecta.
48 / HUNTERS
Tras analizar en el número
anterior cuáles son los calibres
más adecuados para la caza en
montaña y cómo y en función
de qué elegirlos, así como las
ventajas e inconvenientes de los
míticos calibres magnum, los tipos
de acciones y rifles que podemos
elegir y algo sobre la importancia
de conocer las caídas a distancia de
bala y calibre y cómo compensarlas,
en esta segunda entrega el autor
se detiene en la importancia de un
adecuado entrenamiento y en todo
lo relativo a la puesta en tiro del
arma, tareas ambas imprescindibles
para enfrentarse a los largos tiros de
montaña con suficientes garantías
de éxito.
U
n buen entrenamiento a distancia y conocer
íntimamente su rifle y sus caídas es la clave
más importante del tiro a larga distancia
en montaña. Los americanos tiran miles de
balas al año en magníficos campos de tiro
y suelen ser buenos tiradores a distancia, a veces asombrosos. En España se practica poco y mal, y así nos va.
Tenemos pocos campos de tiro, con malos apoyos, como
máximo a 100 metros y nos gusta entrenar poco. Y por
eso, aunque tenemos increíbles tiradores en montería,
no tiramos bien a larga distancia. Acostumbrarse al rifle,
calibre y tipo de bala, conocer perfectamente sus caídas
reales (no teóricas) a 250, 300 y 350 metros y haber practicado a esa distancia con él, es el secreto de la caza y
tiro en montaña. No es fácil hacerlo, hay que buscar un
coto de caza, pedir permiso a la Guardia Civil, medir las
distancias con un láser, tener buenas dianas, conseguir
una buena mesa de tiro y unos buenos sacos rellenos de
arena. Pero de verdad, si puede hágalo, su armero le aconsejará y ayudará y además estará encantado de venderle
el equipo y mucha más munición al año.
HUNTERS / 49
Así se prueba un rifle para ver cómo tira y
agrupa diferentes tipos de balas. Debe utilizar un
pesado banco de tiro, una torreta delantera de
altura regulable y sacos de arena que sujeten la
parte de atrás para que el rifle no se mueva. No
olvide que queremos probar como tira el rifle y
no como tira usted. Use un telescopio, protección
de hombro, auriculares e incluso tapones debajo
de ellos. Lo ideal es que utilice una buena diana.
Las que yo utilizo, hechas por mí por ordenador,
no las podrá comprar, pero si se pone en contacto
conmigo estaré encantado de enviarle algunas.
Sin este equipo, no se plantee tirar a 200 metros
y menos a 300.
Roque Armada con el profesional Jerry Geracy,
en las montañas Rocosas del norte de British
Columbia. Nos muestran un precioso y difícil
carnero Stone. El rifle elegido era un 7 milímetros
Remington Magnum con doble gatillo al pelo.
Dado que se caza casi exclusivamente a caballo
no importa el peso extra que un Magnum aporta.
La bala elegida fue la polivalente Nosler Partition
que con su expansión controlada penetrará en
cualquier alce o grizzly que se presente y que
además al agrupar maravillosamente en ese
rifle, permite un tiro largo a un carnero o a un
mountain goat.
Como viene haciendo desde que en 1948 la
inventó John Nosler, cumplió perfectamente lo
que se esperaba de ella. No obstante cualquier
bala de mediana expansión controlada como
una Norma Oryx, una Federal Accubond, una
Remington Swift Sirocco Bonded o Core Lockt
Ultra Bonded, hubiera servido para ambas
especies, siempre que hubiésemos comprobado
que agrupa suficientemente bien en nuestro rifle
para un largo y complicado tiro al carnero.
Muchas, muchas veces algún cazador
que ha contratado cualquier cacería de
carneros o íbex, me pide consejo sobre si
debe comprar un nuevo super magnum
para la misma. Siempre digo lo mismo:
hazlo, pero además antes de una cacería
importante, compra por favor 10 cajas de
balas, del peso y punta que mejor agrupe
tu rifle y tíralas al blanco a 100, 200, 250
y 300 metros, y apréndete de memoria
las caídas del nuevo rifle a esas distancias. Si quieres las puedes apuntar en una
chuleta y pegarla en el anteojo o culata
Este precioso íbex del Pamir se cobró con un
veterano Santa Bárbara aligerado del calibre
270 Winchester. Su dueño gracias a su gran
experiencia en tiro en montaña y el profundo
conocimiento de su rifle, después de usarlo
durante 40 años para innumerables rebecos,
corzos y machos no tuvo ningún problema para un
difícil tiro a más de 300 metros.
50 / HUNTERS
Roque Armada con el magnífico guía mongol de
nombre Chalote. El Manlicher Stutzen del 270
Winchester con el pequeño y ligerísimo anteojo
Zeiss de 3-9x36 hizo perfectamente su trabajo
una vez más. La bala Winchester Power Point,
clásica y muy probada y que tan bien agrupa este
rifle no tuvo problemas para cobrar este bonito
íbex del Altai del tamaño de un macho montés a
170 metros.
del rifle, para recordarlas en el momento
de la verdad y ya verás como te va mejor.
Como estas cacerías se suelen contratar
con mucho tiempo, deberás tirarlas en
varias sesiones, dejando enfriar el rifle
cada cinco tiros, pues en un mismo día
poca gente aguanta más de 30 o 40 tiros
antes de empezar a ver doble. Conocerás
íntimamente tu rifle, sus caídas, la presión
del gatillo, la postura de encare. Esa practica, la seguridad y autoconfianza que da
al cazador y un buen medidor láser de
distancia harán que empieces a matar
lejos sin problemas.
Suelo temblar cuando en cualquier
campamento del desierto de Gobi, de la
Rocosas o de Kamchatka un cliente me
saca del maletín rígido un rifle “super
magnum” nuevo y me dice lo bueno que
es aunque no ha tirado un solo tiro con
él. Cuando sacan un rifle usado, arañado, viejo y con el pavón gastado, suelo
quedarme mucho más tranquilo.
Puesta en tiro
Antes de empezar a tirar a larga distancia es imprescindible poner perfectamente en tiro el rifle a 50 ó 100 metros, pues de
los contrario no va ni a meter la bala en al
diana a 200. Le aconsejo mucho que vaya
con su armero al campo de tiro. Él le enseñará a corregir y le aconsejará y le venderá
el material necesario y muchas, muchas,
balas para que practique. Además si a
usted se le sale el rifle de tiro en cualquier
destino aislado del mundo, sólo tendrá
que poner un blanco, apoyarse bien en su
mochila, comprobar y corregir lo que haya
pasado. No olvide que en el desierto del
Gobi o en al península de Kamchatka no
hay armeros. Los siguientes datos orientativos son para puestas en tiro a 50 metros,
como en nuestro insuficiente campo de
El conocidísimo cazador de Huesca Jesús Montaner, con el macho montés que, con 295,3 puntos CIC,
es récord absoluto de las Reservas Españolas de Caza. Jesús siempre usa un Blaser off road, del 7 mm
Remington Magnum con un anteojo Zeiss de 2,5–12x56 y balas RWS KS de 150 grains, sin duda una
magnífica elección para animales de peso medio. Jesús tiene gran confianza en este magnífico equipo, que
conoce perfectamente, maneja con maestría y con el que ha cobrado innumerables sarrios en su querido
Aragón, y casi todos los carneros e íbex del mundo.
tiro de Cantoblanco, o mejor 100 metros,
si tiene dónde, y son para rifles con buena
rasante tipo 7 mm Remington Magnum ó
270 ó 300 Winchester, orientados a larga
distancia, no para tiros cortos en montería
o aguardos.
A 50 metros la bala ya ha cruzado hacia
arriba el eje óptico del anteojo, lo cual se
produce a unos 23/25 metros de la boca
del cañón. Por tanto debe dar unos 2,5 ó
3 cm por encima del diez. Esto hará que a
100 metros de unos +6 a +7 centímetros
y tendrá un cero en torno a los 210 ó 230
metros.
A 100 metros la bala debe dar unos +6
ó +7 centímetros por encima del 10 para
HUNTERS / 51
Varios tipos de anteojos que uso continuamente. Arriba un Zeiss 3–12x56 y 30 mm de
tubo con retícula iluminable. Es magnífico para aguardos por al noche, pero no lo considero
bueno en montaña por su excesivo peso, innecesaria luminosidad y demasiado bulto. El
segundo es un Zeis 2,5–10x42 milímetros con tubo de 30 mm, un buen compromiso entre
peso, luminosidad, bulto y tamaño. Los dos de abajo son dos Swarovski desde 2 a 9 y a 10
aumentos con campanas de 36 ó 42 mm y tubos de 25 mm y extraordinariamente ligeros
y compactos. Para mí los antojos perfectos para un rifle de montaña para terreno difícil y
muchas horas de llevarlos a la espalda. Efectivamente son poco luminosos, pero para tirar a
un íbex entre los glaciares y neveros de las montañas de Tien Shan, más que luminosidad lo
que se necesita son unas gafas de sol para no quemarse la retina cuando se mete el íbex en el
anteojo.
Podemos discrepar sobre si el urogallo es caza
mayor, pero lo que no cabe duda es que con 4 ó
5 kilos de peso es un blanco dificilísimo, sobre
todo si lo cazamos con rifle, a rececho, de día y
con esquís. Como no hay manera de acercarse
de día a un urogallo a menos de 100 metros y
varios de estos tiros se hicieron a 150 y casi
200 metros, utilizábamos el típico potro de tiro
portátil. Una vez localizados los pájaros los guías
los montaban sobre una mochila y sobre un metro
de nieve en polvo para que los cazadores tuvieran
un perfecto apoyo. De este modo y con rifles del
222 Remington perfectamente probados para que
tirasen a +5 cm a 100 metros buscando el 0 a
170 metros conseguimos esta curiosa percha. Los
expongo colgando de los esquís suecos de madera
de abedul modelo 1907 que utilizamos para su
caza. Bala siempre blindada para no dañar estos
bonitos pájaros y suavísimos gatillos al pelo para
este dificilísimo tiro. Rifles de acero inoxidable
y Kevlar son imprescindibles pues los continuos
baños de nieve hubieran acabado con cualquier
terminación al aceite en pocas horas y con el
cañón totalmente oxidado.
obtener el mismo 0. Si usted va a tirar
grandes carneros o íbex asiáticos a los
cuales es muy difícil acercarse a menos
de 300 metros, un +8, +9 ó incluso +10
centímetros a 100 metros, le hará obtener
un 0 sobre los 260 ó 280 metros y tirar sin
corregir fuera del animal hasta 300.
He dado esta sugerencia a cazadores
que he enviado a cazar marco polos al
Pamir de Tajikistán, probablemente los
tiros más largos del mundo. Algunos
han hecho un buen entrenamiento –“los
deberes”– en España y han estudiado las
caídas de sus rifles a distancias, y gracias
a ello han conseguido cobrar estupendos
carneros a distancias de 300, 350, 400
52 / HUNTERS
metros y más. Recuerdo afectuosamente a un simpático, barbudo, magnífico y
duro cazador de tierras levantinas, que
tuvo hasta la amabilidad de agradecérmelo por escrito.
Anteojos y gatillos
Otro gran ignorado en España es el
gatillo y sobre todo su presión. Me gustan
suaves, aproximadamente a dos libras o
menos. Magnífico si usted se acostumbra
al pelo, sea francés o de doble gatillo. Se
puede tener el gatillo simple a dos o tres
libras para un tiro rápido y al poner el pelo
lo dejamos a menos de 100 gramos. Imposible dar gatillazo. El moderno y directo
tipo Blaser y Merkel puestos a una libra,
también logran buenas agrupaciones,
pero si puedo elegir prefiero un gatillo
al pelo clásico. Mucha gente no tiene ni
idea de la presión del gatillo de su arma
y le aseguro que con presiones de 5, 6, 7
y 8 libras a las que, por seguridad vienen
muchos rifles de serie, muy poca gente
puede agrupar bien. Aquí como antes,
también es muy necesaria y aconsejable
la práctica.
Sobre los anteojos, en mi opinión (y
sólo es una opinión) con un 3 a 9 ó 2,5 a
10 es suficiente. En montaña hay mucha
luz, por tanto no necesita grandes objetivos que ganan luz pero añaden peso y
Joaquim Branco, magnífico cazador de Portugal con el que fui al Pamir, con su bonito íbex. Utilizó un
Remington 300 Ultra Magnum, con anteojo Leupold de 3 a 12 aumentos y equipado con un bípode
Harris para un larguísimo tiro a 350 metros, sin duda un magnífico equipo para el Pamir. En estos tiros
larguísimos es donde brillan estos calibres Ultra Magnum súper rápidos. Pero antes de utilizarlos y
comprarlos debe asegurarse muy bien de que es capaz de soportar estos niveles de culatazo sin que
afecte negativamente a su puntería.
Jordi Boix tiene la mejor colección de rebecos
del Pirineo de España. Además de muchísimos
isards, tiene varios récords nacionales, y su lista
de medallas de oro no sólo no ha sido igualada,
sino que dudo que jamás se iguale. En esta
foto le vemos con el récord nacional de sarrio
hembra, con 99,95 puntos CIC. En cuanto a arma
ha llegado casi a la misma conclusión que yo,
pues como rifle para montaña usa en España un
monotiro Blaser K95 del 6x62 Freres, de acero
inoxidable, sin duda un calibre de excelente
rasante y aceptable culatazo. Cuando viaja fuera
y según qué busque, usa un calibre más común,
más potente y todo un equipo de repuesto.
Además usa una lente Swarovski de 6 aumentos
fijos, cosa que a mi también me gusta pues son
más ligeras, más duras, evitan equivocaciones
a la hora de juzgar distancias en tiros rápidos y
posibles errores de paralelismo cuando se andan
cambiando aumentos cada cinco minutos. Siempre
he defendido los anteojos de aumentos fijos y si
no los uso más es porque prefiero tirar con 7 y 8
que con 6 y hay muy poca variedad disponible en
el mercado de esta potencia.
Dos íbex de Tien Shan cobrados con dos Blaser
idénticos, uno del 7 mm Rem Mg y otro del 300
Win Mg. Ambos calibres con balas de 150 grains
son muy semejantes en rasante, para ambos hay
un amplio suministro de munición y en manos
acostumbradas a ellos funcionaron perfectamente.
La ventaja del 300 WM es que puede tirar 220
grains sobre los 175 grains de máximo peso que
tira el 7mm RM y en cacerías de grandes osos,
alces o antílopes enormes es una ventaja.
En el Alto Altai de Mongolia con varios ayudantes
locales y el resultado de tres días de caza de cinco
españoles. El autor utilizó su veterano Manlicher
del 270 Winchester, y además se usaron dos
7 mm Remington Magnum, un 300 Winchester
Magnum y hasta un 338 Winchester Magnum.
Todos ellos, incluso el pesado 338 con balas
Nosler Patition de 210 grains que vuelan muy
bien en este calibre, hicieron perfectamente su
trabajo pues todos tienen suficiente rasante, pero
sobre todo porque estaban perfectamente puestos
en tiro. El autor insistió en que cada cazador
pusiese su rifle en tiro para hacer un 0 a 200
metros y lo probase a distancias más largas antes
HUNTERS / 53
Los tres extremos en calibres para caza en
montaña, desde el 243 hasta un 300 Winchester
Magnum, y además los tres tipos de gatillos más
corrientes en el mercado. Arriba, mi Remington
Seven del 243 ideal para corzos con un gatillo
al pelo francés que suministra Remington y
por el cual cambiamos el original que traía, que
no me gusta. Salta a 900 gramos en simple y
apenas a 50 al pelo. Debajo, un Blaser R93 off
road Professional del 270 Winchester, ideal
para rebecos, íbex, cabras y carneros de tamaño
razonable, e ideal para viajar por el mundo en
su pequeño y ligero maletín Blaser. Además
me han hecho a la medida una sobrefunda para
este maletín, con un bolsillo lateral en la cual
puedo meter mi funda blanda especialmente
adaptada para silla de montar. Su gatillo salta
a 450 gramos, no está mal, pero si hubiese
podido elegir preferiría un pelo clásico. En la
banda pesada de rifles para montaña podemos
poner este Mauser 66 con doble gatillo al pelo
del 300 Winchester Magnum. A este rifle le
hubiese pegado ser del magnífico 8x68S, pero
la seguridad de encontrar munición del 300 WM
en caso de necesidad en sitios como Vancouver,
Dawson City o White Horse y la misma seguridad
de no encontrarla del 8x68S me hizo tomar
esa difícil decisión y optar por el ultra popular
calibre americano. Espero que el señor Paul
Mauser me perdone, pero el mercado manda,
y la posibilidad de encontrar munición si en los
vuelos perdieran la mía también. Salta a un kilo
y a unos 100 gramos al pelo. Así puedo elegir
para un tiro premeditado y con tiempo montando
el pelo o bien si me salta un bocho que me he
tragado, lo tiro sin montar el pelo sin peligro
de que se me vaya el tiro siguiendo al animal.
Todo esto no ocurre por casualidad, pues para
dejarlos a estas presiones he tenido que dar la
lata y hacer cambiar muelles y limar dientes casi
con microscopio a tres buenos armeros llamados
Roberto, Rufino y Álvaro. Mucho me temo que
ya tiemblan en cuando me ven entrar con un
dinamómetro en la mano y un rifle en la otra, por
la puerta de la Armería de Madrid.
mucho bulto al anteojo. Campanas de 36,
40 ó 42 milímetros son suficientes. Sí, es
muy importante que sean duros e impermeables, y aquí destacan los americanos.
En luminosidad sin embargo nada iguala a
un buen europeo. He visto varios anteojos
de primera calidad, con retículas rotas en
sitios muy perdidos del mundo y esto le
puede arruinar una cara cacería.
Sí aconsejo en cacerías de mucho aislamiento, tipo Asia Central, Alaska y Canadá, llevar un segundo anteojo –aunque
sea baratito– de recambio, previamente
puesto en tiro y con las mismas monturas
compatibles. He visto romperse demasiadas cruces como para no decir esto.
Si eso le ocurriese por un golpe, por diferencias de presión o temperatura en las
bodegas del avión o por el retroceso, no
tiene más que sacar su segundo anteojo
de la maleta, cambiarlo a y continuar
cazando sin perder un segundo. En África
54 / HUNTERS
siempre suele haber un rifle de repuesto,
en América a veces, y en Asia casi nunca.
Recuerdo tener que matar un argali del
Altai en Mongolia con un anteojo con la
cruz rota –aunque agrupaba, pero bajo y a
al izquierda–, lo que nos hizo fallar varios
carneros magníficos y casi volver a casa
sin ese caro trofeo. Un simple anteojo de
200 euros con monturas compatibles y
puesto en tiro en España, hubiera permitido cobrar un trofeo con varias pulgadas
más de ese carísimo argali.
Los modernos anteojos con retículas
tipo táctico regulables según distancias
son muy buenos. Pero ¡ojo!, debe probar
las caídas reales de su rifle con su munición a las distancia reales de tiro de 200 a
400 metros, memorizarlas y apuntarlas. No
se puede fiar totalmente de las teóricas de
las tablas de tiro, pues influyen factores
no analizados por ellas, como longitud del
cañón, paso de estría y altura del anteojo
sobre el eje del cañón. A esto yo lo llamo
“hacer los deberes”. Un buen amigo,
Domingo Contreras, de Mérida, los hizo
bien y en un viaje al Pamir de Tajikistán le
he visto matar su marco polo y su íbex a
la primera a distancias estratosféricas. Los
modernos anteojos con medidor láser de
distancia incorporado son magníficos,
aunque aun algo voluminosos.
Trípodes y apoyos
Saberse apoyar rápido y bien es el otro
factor, junto a la perfecta puesta en tiro
de su rifle y su trayectoria, que determina el éxito en tiro en montaña, pues por
desgracia en ellas se encuentran pocas
bancadas de tiro. Lo que más me gusta
es tumbarme y apoyar el rifle en al mochila y ambos codos donde pueda. Es muy
importante apoyar el codo derecho y
además la mochila siempre la tendrá en su
espalda o en la del guía. Recuerdo cazando el carnero azul en China, en las montañas de Quilian San, las instrucciones que
di a los guías chinos de poner siempre y
rápido una mochila y cuantas chaquetas
fueran precisas a mi cliente para que se
apoyara. Aunque era una bella persona
y un durísimo cazador, desconocía totalmente el arte de apoyar el rifle en montaña. Recuerdo con cariño a mis primos
asturianos por las magníficas lecciones de
andar, tiro y apoyo en montaña que me
dieron, cuando aun era un niño, en aquel
paraíso del rebeco que fue el coto Peloño
de Ponga.
Los bípode son magníficos, pero a mí no
me gustan en terreno muy roto y quebrado de montaña. Funciona divinamente
en llanuras tipo Mongolia o el oeste de
EE UU, pero yo prefiero la mochila. Por
último, jamás, jamás, apoye la madera y
menos aun el cañón del rifle contra una
roca. Si no tiene tiempo ponga al menos
un guante, el gorro o la correa del rifle,
pues si no el tiro irá alto.
Munición y tipo de proyectil
La bala o proyectil es otro gran desconocido del cazador español. Y sin embargo es lo único que mata. Ni un carísimo
rifle con un anteojazo europeo de varios
miles de euros, ni el cartucho más sofisticado del mundo, tocarán el animal. Lo
único que llegará, penetrará y matará
será su bala. Si elige bien. Por desgracia
‘AUNQUE TENEMOS INCREÍBLES TIRADORES EN MONTERÍA, NO TIRAMOS BIEN A LARGA DISTANCIA.
ACOSTUMBRARSE AL RIFLE, CALIBRE Y TIPO DE BALA, CONOCER PERFECTAMENTE SUS CAÍDAS REALES (NO
TEÓRICAS) A 250, 300 Y 350 METROS Y HABER PRACTICADO A ESA DISTANCIA CON ÉL, ES EL SECRETO DE
LA CAZA Y TIRO EN MONTAÑA…’
El trofeo es una birria, pero está cobrado
después de toda una mañana recechando a pie
en las montañas de Izvora en Bulgaria. En este
artículo hablamos de armas y no de trofeos y lo
que quiero es que se fijen es el rifle. Se utilizó
el monotiro Blaser K95 del 270 Winchester,
con bala muy blanda Winchester Power Point
de 130 grains y un pequeño anteojo Swarovski
2–9x36 AV de una pulgada de tubo. Ambos
forman un conjunto de apenas 3,5 kilos, compacto
y ligerísimo, ideal para recechar durante horas
en terreno boscoso y difícil. Estas balas en este
rifle agrupan extraordinariamente y puestas en
España en +6 cm a 100 metros buscando un 0 a
200 metros, son ideales para tirar corzos todo lo
largo que hiciera falta en montaña. Sin embargo
en esta cacería existía la posibilidad de tirar
algún cochino enorme en aguardo para la cual ni
esa bala ni ese anteojo, ni la puesta en tiro eran
adecuados. No hubo ningún problema, pues se
llevó el segundo anteojo que tiene este rifle con
monturas Blaser, un Zeiss 7x50 fijo con retícula
iluminada y puesto previamente en España para
un 0 a 50 metros, con balas Nosler Partition de
150 grains, que con su partición y expansión
controlada eran suficientes para penetrar en el
cochino más grande del mundo. Simplemente
se cambiaba el anteojo y la bala antes de cada
aguardo, y sin corregir nada a esperar. Además
en caso de que hubiese habido algún tipo de
accidente de uno de los anteojos por una caída
o golpe no había más que cambiar el anteojo y
seguir cazando. Por otro lado el conjunto estaba
muy acorde con la larga tradición cinegética
centroeuropea y su afición por este tipo de armas
y fue muy admirado por los magníficos guardas
de este coto.
muchas veces se ahorra en ellas para una
cacería en el otro lado del mundo y de
muchos miles de euros.
Podemos hablar de balas normales y
balas de expansión controlada que retienen su peso final y buscan gran penetración. Estas últimas tipo Trophy Bonded
Bearclaw, Swift-A-Frame, Fail Safe, Barnes
X, o sus últimas versiones, la Winchester
XP3 y la Barnes Triple Shock, no nos harán
falta en montaña, pues se utilizan para
conseguir penetraciones enormes para
animales de extraordinario peso y tamaño
como búfalos, elands, alces, osos…
Si vamos a cazar rebecos, tures, íbex
o carneros de tamaño normal, nos ceñiremos a balas normales que expandan
bien y hagan mucho daño, tipo Remington Acutip o Core Lokt, Winchester Power
Con un argali del Alto Altai en Mongolia. El rifle utilizado fue un veterano Mauser 66 del 7 mm Remington
Magnum. Es algo pesado para esta cacería pero dado que en Mongolia hay muchos ayudantes que se
pelean por llevártelo no es tan importante, y como tiraba divinamente se eligió para un tiro que podía
ser largo. Una también clásica bala Remington Core Lockt sin ningún tipo de control de expansión de
175 grains, fue suficiente a pesar del gran peso que tienen estos argalis, llegando a casi 200 kilos. Una
moderna Remington Core Lockt Ultra Bonded o una Sirocco Bonded con camisa soldada al núcleo, hubiera
sido tal vez más apropiada para poder penetrar este carnerazo desde ángulos de tiro forzados si fuese
necesario. El anteojo sí dio problemas, pues al llegar al Altai tenía la cruz rota, tal vez por las diferencias
de presión o temperatura en la bodega del avión. Sin poder corregir con las torretas, hubo que tirar el
argali con un rifle que agrupaba bajo y a la izquierda fallando uno mejor que este, pues no había nada de
repuesto. Si se hubiese tenido un simple anteojo de repuesto de 300 euros, puesto en tiro y con monturas
compatibles se podría haber cobrado un trofeo mucho mejor.
HUNTERS / 55
Mi buen amigo Luis Cabanyes, marqués de
Loreto, con un magnífico sarrio de 93 puntos en
el Pirineo de Huesca, que ha ido a aumentar su
preciosa colección. Ambos hemos llegado casi al
mismo equipo pues utiliza un Blaser K95, con un
pequeño y ligero Swarovski de 2,5–10x42 de
una pulgada de tubo y del 270 Winchester, por
el gran suministro de balas y tipos de puntas
que hay y la mayor facilidad de encontrarlas en
cualquier armería del mundo si fuese necesario.
Utiliza balas Winchester con puntas Nosler
Ballistic Tip, pues en su monotiro Blaser agrupan
mejor, mientras que en el mío de igual modelo y
calibre lo hacen las Winchester Power Point, por
esos caprichos e individualismo de los cañones de
los rifles.
Point, la Nosler Ballistic Tip, las Norma
Vulkan o Punta de Plástico o la KS de RWS
por citar sólo algunas . Pero a veces vamos
a tirar algún carnero grande como un
argali del Altai o un marco polo. También
en las cacería combinadas americanas, en
las que además de un Dall o un mountain
goat, podemos tirar un alce o un grizzly,
o necesitamos asegurar penetración a un
íbex en un ángulo forzado un último día
de caza. Entonces estaremos más cómodos con balas con un poco más de expansión controlada, sin llegar a las superduras
nombradas el principio. Las Norma Oryx,
la nueva Nosler Accubond, la Swift Sirocco Bonded, la Remington Core Lock Ultra
Bonded o la nueva RWS DK o Evolution,
por citar algunas, serían magníficas. Todas
tienen la camisa soldada al núcleo que
reduce la expansión, aumenta la reten-
ción final de peso y asegura penetración.
Una bala que me ha dado sensacionales
resultados en agrupación y penetración es
la super veterana Nosler Partition cargada
por Federal, Remington, Norma, Weatherby y casi todas la marcas. Su primera parte
blanda expande muy bien hasta su partición y la segunda parte blindada penetra,
por muchos huesos o músculos que tenga
que atravesar. Tiene ya 60 años desde que
en 1948 la inventó John Nosler y aun es de
lo mejor como bala polivalente. Además
suele agrupar muy bien.
Fíjese querido lector que antes he escrito “suele”, porque mucho más importante
que el tipo de bala que utilice para tiro a
distancia, es comprobar cómo agrupa esa
bala de esa marca y ese peso en su rifle
concreto. Balas de distinta marcas, puntas
y pesos pueden y suelen agrupar de
Esta foto muestra cómo diferentes balas suelen agrupar de
modo diferente en un mismo rifle. Buscando cuál es la bala
que mejor agrupa en mi Blaser R93 del 270 Winchester,
se tiraron cinco series de cinco tiros el mismo día, dejando
siempre enfriar totalmente el cañón cada dos o tres tiros.
Como se ve, todas agrupan de manera diferente. Las del
centro, RWS KS de 150 grains, bastante bien. La caja de
arriba a la izquierda, Remington Premier Accutip de 130
grains, increíblemente en un solo agujero. Esa será la
bala para tirar largo con ese rifle. Pero esto variará con
cualquier otro cañón o rifle, incluso de la misma marca y
calibre. Esa misma bala podrá agrupar fatal en otra arma.
La única solución es probarlo, buscar qué tira bien en
cada rifle y una vez que la encuentra practicar y practicar
a larga distancia... En definitiva, hacer los deberes, y
seguro que mejorará el tiro en montaña. Observe la diana
especialmente diseñada por mí por ordenador, con color
naranja para ver los tiros fácilmente. Está dividida en
cuadrados de 2,5 cm –más o menos una pulgada– para
tomar referencias de caídas de bala a cualquier distancia
con el telescopio. Un buen amigo y conocido armero de
Madrid las llama las “Dianas de Loewe”.
56 / HUNTERS
modo diferente y unas mejor que otras. Y
como esto cambia en cada rifle volvemos
a lo de antes. Dentro de los tres grupos
antes mencionados pruebe diferentes
balas en su rifle –dejándolo enfriar cada
3 ó 5 tiros por favor– y busque la que más
cierre su agrupación para ese rifle concreto. Esta será su bala de larga distancia,
pero sólo para ese rifle, ya para siempre.
Como resumen diré que esta práctica
le dará un conocimiento íntimo de su
rifle, las caídas de su bala y presión de su
gatillo; esto junto con un perfecto apoyo
del mismo y su impecable puesta en tiro
será su mejor secreto para el tiro a larga
distancia. Si no me cree pruebe, “haga los
deberes” como yo digo y verá, le seguro
que a mi me ha funcionado en muchas,
muchas montañas del mundo.
Como despedida sólo me queda agradecerle si ha tenido la paciencia y la
amabilidad de leer hasta aquí y decirle
que quedo a su total disposición para
cualquier duda, pregunta y aclaración que
quiera plantearme.
Un fuerte abrazo y buena caza. H
SUSCRÍBASE A:
HUNTERS
CAZADORES SIN FRONTERAS
PARA 1 AÑO
(12 NÚMEROS CON 25% DTO.)
POR 48,60 €
25%
25
%
RELLENE ESTE CUPÓN Y ENVÍELO A HUNTERS,Y RECIBIRÁ EN SU DOMICILIO LA REVISTA SEGÚN LA OPCIÓN ELEGIDA
Según la ley 15/1999 de protección de datos personales, los datos que Vd. nos facilita serán incluídos en el fichero de MC Ediciones, S.A.
para la gestión de la relación comercial con Vd. Los datos facilitados son estrictamente necesarios, por lo que su cumplimentación es
obligatoria. Asimismo, Vd. consiente expresamente a MC Ediciones, S.A. para recibir comunicaciones comerciales de sus productos y
servicios, así como de productos y servicios de terceros que puedan resultar de su interés. Vd. tiene derecho de acceso, rectificación,
oposición y cancelación, que podrá ejercitar comunicándolo por carta a:
MC EDICIONES, S.A: (Paseo San Gervasio, 16-20, 08022, Barcelona).
MC EDICIONES, S.A. PASEO SAN GERVASIO 16-20/08022 BARCELONA/TEL. 93 254 12 58/FAX: 93 254 12 59/E-MAIL: [email protected]
Nombre y apellidos: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
CIF/NIF: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Domicilio: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Población: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . C.P.: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Provincia: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Tel.: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
E-mail: . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Modalidad escogida:
❑ 1 año con 25% de descuento*
Europa 84,60 € - Resto del Mundo 120,60 €
* Gastos de envío incluidos.
FORMA DE PAGO
Adjunto talón a nombre de M.C. Ediciones, S.A.
Tarjeta de crédito
Visa (16
American
Domiciliación bancaria
Banco/Caja
Nº Sucursal
dígitos)
Express (15 dígitos)
D.C.
Nº Cuenta
Titular:. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Nº:
Firma titular
Caducidad:
/
Titular:. . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . .
Firma
PUEDE SUSCRIBIRSE A TRAVÉS DE NUESTRA WEB
O VIA MAIL [email protected]
Ahora más fácil: www.mcediciones.com

Documentos relacionados

HUNTERS AÑO XIV- Numero 155 ´

HUNTERS AÑO XIV- Numero 155 ´ si hay una cacería combinada en Canadá o Alaska que incluya oso grizzly o alce. El calibre 270 Winchester se eligió por su enorme popularidad y facilidad para encontrar balas en cualquier lado del ...

Más detalles