Amaro Lollobrigida

Comentarios

Transcripción

Amaro Lollobrigida
BoIetín
I
Presentación
[email protected] [email protected],
Me gustaría presentaros este primer Boletín del Club Amaro, ejemplar con el que comienza la edición de
una serie de boletines de tirada anual en los que publicar todo tipo de artículos relacionados con Amaro, la
fabricación de bicicletas, historia del ciclismo, pruebas de componentes, noticias del mundo del ciclismo,
crónicas de las actividades del Club Amaro, rutas, viajes, curiosidades, vuestras fotografías y relatos…
Desde aquí os invito a que participéis con vuestras historias, artículos, fotografías, anécdotas… y por
supuesto, con vuestras sugerencias sobre nuevos contenidos, críticas, etc.
En este primer boletín, hablaremos de la Amaro Lollobrigida, la que fue la primera Amaro, realizaremos un
estudio sobre los distintos materiales en la fabricación de cuadros, se explicarán de forma general los
conceptos básicos de la geometría de una bicileta, tendremos el honor de entrevistar a Josef Ajram y Julián
Sanz, pasatiempos, etc.
Sin más, me despido esperando que este boletín sea de vuestro agrado y quedando a vuestra entera
disposición para cualquier consulta, sugerencia, crítica, jamón serrano...
Un saludo
Aimar Fraga Angoitia
Índice
1 - Amaro Lollobrigida, una historia de pasión
2 - Análisis de Materiales: Acero, Aluminio, Fibra de Carbono, Titanio
3 - Entender una bicicleta: Conceptos básicos en el diseño de geometrías
4 - Josef Ajram y Julián Sanz: Superhéroes modernos
5 - Curiosidades Amaro
6 - Pasatiempos
7 - La foto
Amaro Lollobrigida
La Amaro Lollobrigida no es sólo un proyecto especial de bicicleta a medida, no es únicamente el máximo
exponente del concepto supermotard de Amaro, no… es el resultado de más de 5 años de pruebas y diseños y
el origen y causa de Amaro. La Amaro Lollobrigida, es la lucha por un sueño.
La idea que dio origen a la Lollobrigida nació a finales del año 2003, partiendo de la idea de mutar una
bicicleta de pista con neumáticos de mtb. En un primer momento, se utilizó como donante una bicicleta de
montaña BH con tubería de acero, a la que se equipó con transmisión de piñón fijo y manillar de pista. Este
proyecto fue bautizado como BH SUPERMOTARD.
Evidentemente, este primer paso sufría
muchas carencias, ya que el cuadro no disponía
de geometrías de pista, pero sirvió como primer
paso para definir el diseño final de la Lollobrigida.
Con la experiencia acumulada utilizando la
BH supermotard durante 2 años en todo tipo
de terrenos (ciudad, pistas de tierra, rutas de
carretera, el pasillo de casa...) se fueron
definiendo todos los aspectos del diseño final
de la Lollobrigida. Este diseño tendría todas las
características de una bicicleta de pista,
excepto los neumáticos de montaña así como
un tubo horizontal ligeramente más largo para
compensar su extremadamente corta distancia
entre ejes para un uso fuera de asfalto.
Amaro Lollobrigida
El por qué de la Lollobrigida es difícil de explicar, ya que puede llegar a ser el máximo exponente del
absurdo, pero al mismo tiempo puede ser el máximo exponente de las sensaciones sobre una bicicleta.
No existe compromiso alguno, las geometrías ofrecen una rapidez de reacciones inmediata, aunque en
contrapartida no se perdonan errores. La transmisión de piñón fijo ofrece una simbiosis con la bicicleta
insuperable, y ambas características juntas ofrecen una de las conducciones más exigentes posibles sobre una
bicicleta, pero al mismo tiempo, de las más gratificantes.
El uso de neumáticos de montaña 26" ofrece la posibilidad de llevar todas estas sensaciones al límite,
sobre superficies de agarre limitado, como son las pistas de tierra, así como ofrecer mayor fiabilidad en uso
urbano ante baches, bordillos, agujeros, etc.
Si estas explicaciones no son suficientes,
quizás se pueda explicar el proyecto Lollobrigida
como el resultado de muchas noches de sueños
sudorosos sobre la bicicleta de competición
definitiva en un mundo apocalíptico postnuclear
en el que no queden más que restos de lo que
en otro tiempo fue un mundo de asfaltos
perfectos y ciudades cuadriculadas...
Amaro Lollobrigida
Análisis de materiales
Cuántas veces hemos escuchado la pregunta : ¿Cuál es el mejor material para una bicicleta? La respuesta
más lógica es que no existe UN material idóneo, sino que dependiendo del uso que queramos dar a nuestra
bicicleta, habrá un material más o menos apropiado. Vamos a intentar descifrar las características más
importantes en un cuadro de bicicleta:
PESO: Lógicamente, cuanto más ligera sea una bicicleta, mejor, pero… ¿Qué pasa cuando por ligereza se
sacrifican otras características como la longevidad o la rigidez? El objetivo es un cuadro lo más ligero posible
sin comprometer ni su rigidez (pérdida de watios, menor rendimiento) ni su resistencia (menor fiabilidad).
LONGEVIDAD: Sea bajando las empinadas rampas del Anglirú, o las pistas del Veleta, lo que necesitas es
un cuadro que no vaya a romperse en el momento menos oportuno ante las exigencias propias de la ruta. Lo
que quieres es un cuadro en el que poder confiar, y saber que se encuentra en las mismas condiciones que
cuando lo compraste hace dos años, o cinco, o veinte…
RIGIDEZ: ¿De qué te sirve entrenar 800km por semana, exprimirte más allá de tus propios límites o
cuidar tu alimentación hasta el más mínimo detalle, si cuando estés pedaleando en el tramo más exigente, tu
bicicleta malgasta la mitad de tus esfuerzos en torsiones y flexiones propias de un cuadro sin rigidez alguna?
Cuanta mayor rigidez tengamos, mayor rendimiento y efectividad en la transmisión de la fuerza de nuestras
pedaladas al movimiento de las ruedas.
COMFORT: Tener una bicicleta que te transmita todas las irregularidades del terreno a tu cuerpo, puede
acabar por limitar el número de km que puedas hacer en perfecto estado. Si tu bicicleta te ayuda con una
capacidad de absorción que filtre las irregularidades del terreno, entonces podrás recorrer muchos más km en
plenitud de condiciones.
Veamos cada material por separado y cómo responde a cada una de estas características:
Análisis de materiales
ACERO: El acero ha sido el material más utilizado en la fabricación de bicicletas hasta hace muy poco
tiempo, e incluso hoy en día sigue siendo la elección de algunas marcas en carreras como la Paris/Roubaix.
¿Qué ventajas tiene? Principalmente, la facilidad que ofrece a los fabricantes de cuadros para trabajar con él.
Además, su resistencia y fiabildad son legendarias, gracias a ser un material “sin memoria”, es decir, que no
acumula fatiga. Pero por encima de todo, el acero es un material con sentimiento, elección habitual entre
clásicos y puristas en busca de algo más que una mera bicicleta, buscando una simbiosis total. ¿Y desventajas?
Principalmente, su alta densidad lo condiciona enormemente a la hora de conseguir cuadros ligeros sin
comprometer su longevidad y rigidez. Se corre el riesgo de utilizar paredes demasiado finas (0,35mm).
Además, excepto en el caso de tuberías como XCR o 953 (antiox.) el acero siempre estará expuesto a la
corrosión, lo que limita su longevidad.
ALUMINIO: El aluminio está convirtiéndose en el acero del siglo XXI, siendo el material utilizado para
la gran mayoría de bicicletas de gama media. A pesar de su rigidez extrema que limita su comfort, hoy en día el
aluminio ha evolucionado lo suficiente como para tener su hueco como material de referencia. ¿Qué ventajas
tiene? Su baja densidad lo convierte en un material idóneo para la fabricación de cuadros ultraligeros, lo que
unido a su elevada rigidez, resulta en máquinas con una capacidad de aceleración insuperable. El aluminio puede
permitirse pesos mínimos mediante el uso de tubos sobre-dimensionados, reduciendo el espesor de sus
paredes, pero sin tener que llegar a los extremos coca-cola, como ocurre con otros metales más densos como
el acero. ¿Y desventajas? Su extremada rigidez hace de los cuadros de aluminio máquinas poco confortables, el
diseño de cuadros con tirantes traseros de fibra de carbono ha sido de gran ayuda para solucionar parte de
estos problemas. Pero sobre todo, es un material “con memoria”, es decir, acumula fatiga, con lo que su
longevidad se ve comprometida, especialmente en los cuadros de gama alta ultraligeros donde hay menor
margen y deben ser entendidos como máquinas de competición con fecha de caducidad.
Análisis de materiales
FIBRA DE CARBONO: El actual boom de la fibra de carbono puede ser explicado por la creciente
necesidad de cuadros ultraligeros pero con una conducción más confortable que la del aluminio, así como el
componente estético al poder ofrecer formas tan complejas como se desee. ¿Qué ventajas tiene? Ligereza,
confort y rigidez, son tres características propias de los cuadros de Fibra de Carbono, lo cual parece colocar a
la Fibra de Carbono como el material idóneo, pero… ¿Y desventajas? A diferencia de los otros materiales, la
Fibra de Carbono no es un metal, lo que se traduce en una resistencia y rigidez direccional, es decir, será rígido
y resistente frente a una fuerza que se haga en una dirección, pero completamente incapaz en otras
direcciones. Es por este motivo que se utilizan técnicas por capas, cada una de ellas enfocada en ofrecer
rigidez en una dirección. Sin embargo, en el caso de los cuadros, la ecuación es muy complicada, ya que cuando
un ciclista pedalea de pie sobre el manillar, las fuerzas que afectan al cuadro son innumerables, y cambiando de
un pedal a otro. La Fibra de Carbono no tiene ninguna propiedad absorbente inherente, sino que son las
resinas, utilizadas para unir las diferentes capas de fibra, las que proporcionan su capacidad de absorción. En
contrapartida, las resinas son pesadas, por lo que si queremos un cuadro absorbente, estaremos aumentando
el peso del cuadro a base de capas de resina. Menor peso, menor confort. Otra preocupación es la de la
longevidad de los cuadros. Choques o simples caídas, pueden ocasionar un daño interno a la estructura invisible
exteriormente, pero que se traducirá en una rotura posterior, Murphy se encargará de que ocurra en el
momento menos oportuno…. Sin embargo, los avances que los fabricantes están realizando, están
solucionando muchos de los problemas de longevidad que sufría este material. Otro de los mayores problemas
que existen con el carbono, especialmente cuando hablamos de gama alta, es que se trata de productos
diseñados por y para la mayor efectividad y rendimiento, con lo que sus tolerancias son igualmente exigentes,
del mismo modo que un coche de fórmula1, un cuadro de carbono ultraligero necesita un trato y cuidado de
gama alta, con lo que es importante respetar los valores de pares de apriete, etc, ya que de otro modo
podemos dañar la estructura del mismo que se traduzca en una rotura. Si queremos tener un fórmula1,
debemos cuidarlo y mantenerlo como tal.
Análisis de materiales
TITANIO: Mucho se ha hablado sobre el Titanio, que si es confortable pero flexa como un chicle, que si
es eterno pero pesa mucho… ¿qué es cierto y qué leyenda? ¿Qué ventajas tiene? El titanio tiene una capacidad
de elongación de aproximadamente el 30% (lo que lo hace prácticamente indestructible), resistente a la
corrosión, mantiene sus propiedades físicas y mecánicas a lo largo de los años, resistente, rígido… rígido??
Sí… ¿Por qué entonces la leyenda del chicle de Titanio? Principalmente debido a unos diseños y fabricaciones
poco acertadas en los comienzos, mediante el uso de aleaciones poco apropiadas así como tuberías de grosor
muy reducido, pensando en términos similares al acero, produciendo tubos no suficientemente rígidos.
Mediante combinaciones de tubos de diferentes diámetros y espesores, se puede conseguir el equilibrio
necesario entre rigidez y peso, sin comprometer ninguno de los cuatro factores estudiados. ¿Y desventajas?
Principalmente un mayor peso en comparación con el Aluminio y la Fibra de Carbono y la dificultad que conlleva
su proceso de fabricación, ya que no sólo es importante la utilización de tuberías de calidad, sino que el proceso
de cortado y soldado de los tubos debe ser meticuloso y cuidadoso, ya que aunque el Titanio pueda ser
indestructible, una soldadura contaminada, tarde o temprano, será un punto de rotura.
CONCLUSIONES: Evidentemente, todo depende del uso para el que se quiera el cuadro, no es lo mismo
competir en carretera que viajar durante meses con alforjas, jugarse el tipo en descensos salvajes que
moverse por la ciudad o circuitos embarrados contra Sven Nis. Cada uso tiene unas necesidades y objetivos, y
depende de esas variables el elegir un material u otro. El aluminio de gama alta especializado puede ser un arma
definitiva para competir en cronoescaladas, el titanio puede ser la octava maravilla del universo para raids por
etapas de larga distancia, el carbono puede ofrecernos todo lo que necesitamos para romper el crono y el
acero puede ofrecernos algo más allá de cualquier razonamiento lógico y transmitirnos la verdad del pedal...
Acertar en la elección sólo dependerá de que sepamos exactamente para qué queremos nuestra bicicleta
y decidir el material según esas necesidades.
Entender una bicicleta
En este artículo, vamos a explicar de la manera más sencilla posible los aspectos básicos en el diseño de
las geometrías de un cuadro de bicicleta y cómo afecta al comportamiento final de esa bicicleta.
Ángulo de Dirección: Este ángulo es determinante en el comportamiento de la bici, ya que nos dará una
mayor o menor capacidad de dirección, traduciéndose en una dirección más o menos nerviosa/inmediata.
Cuanto mayor sea este ángulo, más inmediata y nerviosa será la dirección, a menor valor, mas dócil y estable,
pero más torpe. Además, el ángulo de ataque de la rueda también se verá afectado, siendo un valor muy
importante en bicicletas de montaña. Para entender mejor cómo afecta al comportamiento de la bici, no hay
más que imaginar una horquilla con rueda incluida. Colocamos la horquilla perpendicular al suelo (90 grados), y
veremos que las reacciones son bastante complicadas de controlar, siendo la dirección demasiado inestable.
Sin embargo, si colocamos la horquilla paralela al suelo (0 grados), aunque giremos la horquilla, no tendremos
ningún cambio de dirección, tan solo tumbaremos más o menos la rueda, pero no habrá dirección, como ocurre
en una carretilla, en la que hay que bascular desde atrás para dar dirección. Como valores de referencia, en un
cuadro de carretera se suelen utilizar
ángulos entre 72 y 74 grados, en
uno de mtb26”, al ser necesaria una
mayor docilidad de reacciones por lo
irregular del terreno, estos valores
son menores, en torno a 70/71º (en
los casos de suspensiones de más de
100mm es importante destacar que
habrá ángulos mas "tumbados" ya que
cuando se frena fuerte, la suspensión
se comprime, haciendo que la pipa de
dirección se baje y cierre el ángulo.
Entender una bicicleta
Ángulo de Sillín: Este ángulo afecta al pedaleo del ciclista y reparto de pesos. Cuanto mayor sea el ángulo,
mas vertical será el tubo de sillín y
tendremos una posición que carga
más peso sobre el eje delantero y
nuestros brazos, favoreciendo la
potencia/cadencia de pedaleo así
como posiciones aerodinámicas.
Cuanto más retrasados vayamos
tendremos una posición que carga
más peso sobre el eje trasero,
favoreciendo la fuerza en el pedaleo
y mayor tracción en terrenos sueltos.
Los standard habituales son 72/73º
en mtb26” y 73/74º en carretera.
Longitud de Vainas: Las vainas son los tubos que unen el pedalier con el eje de la rueda trasera. A menor
distancia, mayor tracción, rigidez y
transmisión de la fuerza de pedaleo
a la transmisión. En contrapartida,
afectara a la distancia entre ejes,
haciéndola más corta, lo que nos
dará una menor estabilidad a alta
velocidad, pudiéndose compensar
con una mayor longitud del tubo
superior. Como standard podríamos
hablar de 420mm en mtb26” y
400mm en carretera.
Entender una bicicleta
Longitud entre Ejes: Básicamente, este valor afecta a la estabilidad. A mayor distancia, más estabilidad,
pero mayor torpeza de reacciones,
menor maniobrabilidad y mayor
radio de giro. A menor distancia,
mayor maniobrabilidad, menor
radio de giro, pero menor
estabilidad a alta velocidad.
Longitud Tubo Superior: Este valor determinará, principalmente, la postura del ciclista, reparto de pesos
y la distancia entre ejes, permite
compensar valores de vainas muy
cortas, etc. Cuanto mayor sea,
más agresiva será la postura
(más tumbado), pero también dará
una mayor distancia entre ejes y
adelantará el reparto de pesos.
Longitud Tubo Dirección: En este caso, se trata de una medida que sólo afecta a la ergonometría del
ciclista, a mayor altura, el manillar
irá más alto y el ciclista más
erguido. A menor valor, el manillar
irá más bajo y una postura más
aerodinámica.
Entender una bicicleta
Longitud Tubo Sillín y Sloping: Este valor determinará la talla del cuadro: en un cuadro de carretera de
talla 56, significa que el tubo del sillín, desde el pedalier hasta el tope del tubo de sillín (c-t) mide 56cm, en mtb
se utilizan pulgadas en lugar de cm, por lo que una talla 19, significa que ese tubo mide 19 pulgadas. No influye
en el comportamiento de la bici, sirve para saber qué altura tendrá el cuadro y tenerlo en cuenta a la hora de
saber cuánto espacio nos queda “debajo”... Ahí entra el sloping, en un cuadro tradicional, el tubo superior va
paralelo al suelo, haciendo que el tubo de sillín sea más largo, mientras que un cuadro sloping equivalente, el
tubo de sillín “acaba” antes. Principalmente se usa para dar más espacio por “ahí abajo” en las bicis de monte.
Ambos cuadros tendrán la misma talla, ya que la medida no se tomará hasta el final del tubo del sillín (cetro a
centro c-c) , sino hasta la intersección ficticia entre este tubo y la proyección horizontal del tubo horizontal.
Entender una bicicleta
Caída Caja Pedalier: Es la distancia desde el eje de pedalier hasta la línea horizontal imaginaria que une
los ejes de la ruedas. A mayor caída, mayor estabilidad (centro de gravedad más bajo), pero menor distancia
libre al suelo (importante en mtb y pista). A menor caída, más distancia libre al suelo, pero menor estabilidad
(el centro de gravedad estará más alto).
Y estos son, MUY POR ENCIMA Y DE MANERA MUY SIMPLIFICADA, los aspectos más importantes en el
diseño de geometrías de cuadros de bicicleta. Lógicamente, al juntar todos estos conceptos en el mismo
cuadro, las combinaciones y posibilidades son infinitas, pudiendo convertirse en la búsqueda del Santo Grial…
Cada ciclista tiene sus características especiales, costumbres, manías, preferencias, flexibilidad, etc, lo
que hace que además de los valores básicos en la definición del comportamiento de un cuadro, haya que tener
muy en cuenta las opiniones e ideas del propio ciclista, para de ese modo poder ajustar todos esos valores a
los gustos e ideas propios de quien finalmente irá montado en esa bicicleta. Dos personas con las mismas
medidas corporales, rara vez tendrán las mismas necesidades y postura sobre la bicicleta.
Josef Ajram & Julián Sanz
Es imposible describir nuestra admiración por los corredores de ultrafondo, siendo todos ellos auténticos
superhéroes, en este boletín hablaremos más específicamente de Josef Ajram y Julián Sanz.
No habría espacio suficiente en este boletín para describir todos sus logros deportivos, pero para quien
no conozca mucho la historia de estos dos deportistas, baste decir que Julián Sanz es el campeón del mundo
de ciclismo de larga distancia y Josef Ajram es el primer Ultraman español. Las competiciones en las que
toman parte pertenecen al mundo de las leyendas. Realizar el recorrido del Tour de Francia en 11 días o acabar
un Ultraman (10km natación + 421km Bici + 84km carrera a pie), y vivir para contarlo, no son cosas que
estén al alcance de cualquiera…
Para el año 2008, entre otros muchos retos, Julián acudirá a una de las pruebas más legendarias del
mundo: la Race Across América, en la que recorrerá los Estados Unidos de América de costa a costa, con un
tiempo límite de 11 días... Por su parte, Josef acudirá de nuevo al Ultraman, y, entre otras muchas pruebas,
participará en la mítica Titan Desert (a lomos de una Amaro Bellucci específicamente diseñada para él en
colaboración con EspaiBici) donde acabó en segunda posición en la edición 2005.
Dejando sus méritos deportivos a un lado, hablar de su calidad humana es más difícil de expresar en
resultados, pero si algún día tenéis la gran suerte de conocerlos, descubriréis a dos personas de las que te
dejan con una sonrisa en la boca. Desde estas líneas os deseamos todos los éxitos que merecéis y que podais
contar con mucho más apoyo, tanto económico como de los medios de comunicación.
Además, aunque en este número prestemos atención a Josef Y Julián, Amaro Bikes quiere rendir
homenaje a todos los corredores de ultrafondo, héroes anónimos que se sacrifican hasta límites impensables
para el común de los mortales.
Mucha suerte campeones!
Josef Ajram & Julián Sanz
Josef Ajram, en un collage de sus amigos, en el Ultraman 2007:
Julián Sanz, en el podium del Campeonato del Mundo (Le Tour Ultime) de 2007:
Josef Ajram & Julián Sanz
¿Quiénes son Josef y Julián?
Julián: Soy Julián Sanz, Burgalés de nacimiento, de padres y cultura e infancia Riojano, Vasco de adopción
y Alavés de residencia actual. Tengo 34 años Administrativo y adoro ver amanecer sobre la bici.
Josef: Josef Ajram es un chico de 29 años que vive en Barcelona. De padre Sirio y madre Española, soy un
auténtico entusiasta de la vida, firme creyente de que la vida tiene fecha de caducidad y que por este motivo
vivo la vida cada día como si fuera el último. Profesionalmente me dedico a la bolsa desde hace 9 años y desde
el mes de junio soy distribuidor de Argon18, Reynolds, pedalsoft y Mule Bar. Casado, con dos perros, me
considero muy afortunado porque mi mujer se implica totalmente en mis locuras y soy muy consciente de la
dificultad que implica ésto. Me encanta la bicicleta, nada material me ha dado tanta satisfacción como este
medio, la uso para entrenar y para desplazarme a diario por Barcelona, haciendo de 100 a 150km a la semana
con mi bicicleta de pista esquivando coches!
¿Por qué ultrafondo?
Julián: Me enganchó la compañía, la filosofía de la gente que me encontré practicando esta especialidad.
Hay un nexo común, un filtro natural que forma la propia distancia y no es otro que la visión positiva de todo lo
que pueda suceder, ya sea en la vida o en la carretera, si llueve, llueve, si hace calor, pues calor, si duele algo,
ya pasará, y si uno sufre quizás se descuelgue del grupo, pero llegar, llega, y disfruta como el primero. Aquí
nadie pierde, todos ganan, quizás unos llegan antes que otros, pero es secundario. Le Tour o la RAAM son
filosofías distintas, la soledad es tu compañero, pero la idea anterior ayuda poderosamente a afrontar retos de
esta magnitud. La larga distancia... La idea es clara, cuanta mayor es la distancia más se inclina la balanza por
encima de los hombros, la cabeza, la capacidad de imaginar, creo yo. Cuando completas 200Km piensas que
hacer 400Km es una locura, que será el doble de esfuerzo, pero acomodas la cabeza a la distancia y logras
completar 400Km. Entonces piensas que hacer 600 es sólo para unos pocos, pero acomodas la cabeza a la
nueva distancia y completas 600Km. Lo mismo com los 1200Km. Entonces llegas a la conclusión de que la
exigencia física no se incrementa potencialmente a los km. La exigencia mental diferenciará de los que paran o
dormir o continúan, de los que les roza el culote y paran, las lesiones se suceden y desaparecen, se
anestesian, las crisis llegan y se van, así creo que es la larga distancia.
Josef Ajram & Julián Sanz
Eso que dicen que usamos el 10% de nuestra capacidad mental, tiene su sentido, el 90% que no
dominamos creo que forma parte de lo que yo llamo "control de la voluntad" capacidad para decidir el tiempo a
dormir, despertar, para analizar y eliminar límites, dominar las lesiones sobre la marcha. A mi me gusta el
cuento del elefante que de pequeño está atado a una estaca clavada en el suelo, evidentemente no logra
soltarse, pero según crece se mantiene atado con la misma estaca, con su físico podría soltarse con sólo un
gesto, pero no lo hace porque tiene ese límite asumido, entiende que por mucho que tire será imposible
soltarse.
Josef: El Ultrafondo me ayuda a encontrarme, a estar conmigo mismo. Me ayuda a evadirme del mundo, a
luchar contra el objetivo y olvidarme de que el principal motivo por el que compito es el luchar contra el
cronómetro. Me encanta sentir cómo funciona el cuerpo horas y horas y me encanta comprobar cómo mi
cuerpo está a merced de mi mente, mi cuerpo llegará donde mi mente quiera.
¿Cuál ha sido el momento más difícil y el más feliz?
Julián: Los momentos más felices, han sido semanas después de los dos Le Tour, cuando ves que 7
componentes de la tripulación, de ditintos sitios, Valladolid, Sevilla, Burgos, Bilbao, Galicia, que se han unido
para acompañarme, cada uno sacando lo mejor para ayudarme a conseguirlo, y que después de 15 días juntos
en una furgoneta y una autocaravana, pasando sueño, dolores y demás incomodidades, nació una gran relación
y que tras el viaje todos han sacado aspectos positivos. De los momentos difíciles... son continuos a partir del
Km 1000, pero forman parte del juego y convives con ello de la manera más amigable y positiva posible.
Josef: El peor momento para mí fue en mi primer Ironman, donde corrí la marathon en 6 horas y pensaba
que yo no servía para esto. El mejor momento no hay duda de que fue al acabar el Ultraman, una explosión de
alegría que pude compartir con mi equipo de asistencia, que nos fundimos en un fuerte abrazo.
Josef Ajram & Julián Sanz
¿Cómo ves el presente y el futuro del ultrafondo en España?
Julián: El presente es prometedor, a los medios parece interesarles por su novedad, quizás cuando
profundicen encuentren la espectacularidad de una prueba como Le Tour Ultime o la Race Across America,
donde la rivalidad, las estrategias del sueño, ver como un ciclista supera un ataque de sueño, mientras el que le
precede le ataca, y tras 9 días de carrera sólo hay diferencias de 20 minutos, media hora. El seguimiento en
directo por Internet las 24 horas mediante GPS con la visualización de imágenes y vídeo cada día, hacen que la
audiencia no dependa de la Televisión para mantener viva la carrera, aquí no terminan etapas, puedes levantarte
a las 4 de la mañana y ver como progresan los corredores.
Josef: El presente del Ultrafondo lo veo en clara progresión. Pienso que hazañas como las de Julián hacen
que la gente poco a poco abra los ojos. Pienso que los medios están interesados, les impacta y poco a poco la
gente lo va valorando. El futuro lo veo muy prometedor, pienso que en España va a haber grandes
ultrafondistas, quizás estemos dando un paso mediático que haga que la gente le pierda un poco el miedo.
¿Qué nos dirías a todos los que os vemos como superhéroes de otra galaxia?
Julián: No, para nada me considero distinto a Aitor Antxustegui, Cesar, Oscar Salazar, Rafa Antón,
compañeros en las Brevets y que cualquiera de ellos tiene la capacidad, la base y la fortaleza mental para
afrontar un Le Tour o una RAAM. En la vida hay que contar con las circunstancias y a veces alguien toma una
decisión, pero no por ser mejor, si no por circunstancias.
Josef: Yo no me veo de otra galaxia ni mucho menos!!! Yo animo a todo el mundo a que luche por su
objetivo, independientemente de cual sea y que agote todas las posibilidades que estén a su alcance antes de
decir que no lo pueden hacer. A POR ELLO AMIGOS!!!
Muchas gracias por vuestro tiempo y que tengáis todos los éxitos que os merecéis, tanto en lo deportivo
como en lo personal. ( Podéis seguir sus evoluciones en www.josefajram.com y www.juliansanz.com.es )
Curiosidades Amaro
¿Por qué el nombre de Amaro?
Todo comenzó en un pequeño pueblo del sur de Italia, San Marco in Lamis, donde Aimar y su buen amigo
Asel disfrutaban de unas vacaciones de semana santa visitando la familia de una amiga Italiana (ya estamos
pensando mal?).
Por aquél entonces, el proyecto de fabricar bicicletas a medida ya flotaba en el aire, como el aroma
metálico del viento de una tarde de verano antes de la tormenta… Al parecer, la palabra “Aimar” es de
asimilación compleja para un Italiano del sur, por lo que quien debería tener ese nombre, acabó por ser conocido
como “Amaro”, principalmente debido al padre, Ciro, precursor del nuevo bautismo. En pleno proceso bautismal,
hace acto de presencia la Mamma, Arcangela, con un avituallamiento indescriptible en el que repetir es
obligatorio y tripitir recomendable. Varios kilos de comida después y sus correspondientes litros de tintorro de
pueblo, llegó el momento de los postres, punto culminante de la historia… entonces, con la claridad de ideas
que sólo un lemoncello casero puede proporcionar en una mente saturada de sueños imposibles, el universo
comenzó a girar con un plato de 53, y frente a los ojos cerrados del recién bautizado Amaro, nuevos sueños de
metal se hacían realidad en hipnóticos cantos de sirenas: Claudia Cardinale… Sophia Loren… Sylvana
Mangano… Gina Lollobrigida!! oh…
Y así, rodeado de restos de una comida de ultra-resistencia y camisas desabrochadas entre ronquidos
provenientes de siestas cercanas, fue como el proyecto de Amaro surgió de entre sus propios sueños.
¿Quién fue el primer cliente de Amaro?
Aparte de su propio fundador, el primer cliente oficial de Amaro, fue, nada más y nada menos que…
Antonio Verdejo García. Antonio, o Toni, confió en Amaro cuando nadie conocía la marca y apostó por Amaro
Bikes sin pensar en la pegatina de los mismos. Por este motivo, Toni es el cliente honorífico de Amaro Bikes.
Gracias Toni!
Pasatiempos
Busca las 10 diferencias... (Forza Gianni!)
La foto

Documentos relacionados