CV-23 Guardamar.cdr

Comentarios

Transcripción

CV-23 Guardamar.cdr
#
#
[PAYS.DOC]
Vegas del Segura
Observatorio virtual del paisaje mediterráneo
Desembocadura del río Segura. Guardamar
#
#
# #
CV-23
#
#
#
#
#
Cultivos y huertas
La Huerta es la tierra de cultivo de regadíos
tradicionales de Guardamar, en el tramo
final de la Vega Baja del río Segura. Está
dotada con su sistema de acequias, azarbes, escorredores, y su correspondiente
parcelación de los terrenos y los cultivos de
hortalizas, y cítricos. Los distintos cultivos
conforman un mosaico de colores y formas
entrecruzado por caminos, redes de riego y
por supuesto, el río Segura, que es el proveedor de las aguas y da fertilidad a la vega.
En la actualidad domina el regadío aunque
antaño muchos de los cultivos eran de secano, sobre todo cultivos de viñas y cereales.
Aún se conservan zonas como las tierras
de secano de la parte meridional del término, pero casi todas transformadas en regadío a través del canal de riegos del margen
derecho del río Segura. En definitiva, se
mantiene el paisaje rural, aunque en algunas zonas amenazado por el urbanismo,
con sus parcelas de limoneros, naranjos,
hortalizas, así como las casas de campo y
balsas de riego.
Expansión urbana
La antigua ubicación de Guardamar se
situaba en la ciudad amurallada cuyo centro era el castillo que todavía hoy se puede
contemplar, pero un terremoto en 1829 destruyó este emplazamiento por completo
obligando a los guardamarencos a cambiar
su emplazamiento al actual, más cercano al
litoral y con un diseño urbanístico ortogonal que fue considerado en su época como
un ejemplo precoz de arquitectura antisísmica. Hoy en día, se están construyendo
numerosas edificaciones, muchas de ellas
gran altura junto a la desembocadura del
Río Segura y otras de mayor volumen en la
parte sur del término municipal, zona en la
que además los polígonos industriales en
expansión empiezan a confluir con el ámbito urbano que amenaza el suelo rural y colinas cercanas a la población.
Patrimonio histórico-cultural
Guardamar del Segura es una población que
a lo largo de la historia ha sabido sacar
belleza de las adversidades naturales que la
han sacudido. Su emplazamiento, junto a la
desembocadura del Río Segura ha sido
clave a lo largo de la historia. Primeramente,
fue escenario de la cultura íbera como refleja el yacimiento del Cabezo Lucero donde se
encontró la Dama de Guardamar. Más tarde
pasó a constituir la histórica colonia griega
Alone, para posteriormente ser habitada por
la cultura árabe que construyó una Rábida,
lugar de culto musulmán, en la zona que
ahora ocupan las dunas al este de la ciudad.
El castillo de Guardamar, construido sobre
un cerro alargado de gran posición estratégica, albergó una ciudadela amurallada
desde el siglo XIV a XIX, pero sufrió una gran
destrucción en 1829 como consecuencia
de un terremoto.
Desembocadura del río Segura
En el municipio de Guardamar llega a su destino el Río Segura, tras 325 km a través de
las provincias de Jaén, Albacete, Murcia y
Alicante. La canalización de este río se prolonga hasta su desembocadura donde no
tan solo se pretendía controlar su hidrología
sino permitir su navegabilidad y la construcción de un bello Club Náutico junto a su
bocana, pibote de desarrollo en el que se ha
apoyado el nuevo urbanismo de la ciudad.
En esta desembocadura, conocida como La
Gola del Segura se puede contemplar la
estampa idílica de barcas en movimiento,
pescadores y amarres, rodeada por playas
casi inalteradas de vegetación frondosa.
Dunas y pinares de Guardamar
Las dunas originales de Guardamar y Elche
se formaron por las arenas arrojadas a la
playa por las olas del mar e introducidas tierra adentro por el viento formando grandes
montículos de arena que, a finales del siglo
XIX, amenazaban con sepultar totalmente la
población. Para fijar estas las dunas de arena, se realizó la repoblación forestal en el
año 1900 dirigido por el Ingeniero de Montes Francisco Mira y Botella, durante diversas fases, que consiguió la fijación de las
dunas y evitar así que siguieran avanzando
sobre las viviendas. Hoy en día, este espacio forestal de 840 ha, conocido como las
Dunas de Guardamar ha sido declarado
Espacio de Interés Natural que permite ver
un conjunto magnífico de flora y fauna
autóctonas. Constituye además un espacio
de recreo bellamente diseñado añadido a la
trama urbana.
Playas de Guardamar
Na
tu
ra
Ru l
ra
l
Ur
ba
no
#
#
#
#
#
#
#
Alta montaña
La arena fina forma las magníficas playas
que cubren el litoral guardamarenco, de casi
14 km. de extensión. De norte a sur, la costa
comienza con dos playas naturales separadas por la desembocadura del río Segura
cuyos sedimentos unidos a las corrientes
marinas constituyen el origen de las dunas
donde se ubica una moderna marina deportiva. En el extremo sur del término aparecen
de nuevo tres playas naturales que alcanzan
hasta el límite con Torrevieja. Por su arena y
la limpieza de sus aguas, estas playas son
escenario ideal para la práctica de los
deportes náuticos.
Media/baja montaña
#
#
#
#
#
#
#
Llanura
Litoral
Guardamar se sitúa en las tierras litorales alicantinas que
quedan al sur de la desembocadura del río Segura. Rodeada por espacios naturales como las Lagunas del Hondo, al
noroeste, las Lagunas de las Salinas de la Mata, al sur, y las
propias Dunas de Guardamar, que recorren la franja costera, el paisaje que se contempla desde el Castillo de Guardamar del Segura, responde a la conjunción de la acción de
las fuerzas modeladoras de la naturaleza y la acción humana. Huerta, playas, dunas y pinares se combinan en un
entorno periurbano en la desembocadura del Segura.
Playas y dunas móviles de Guardamar
Castillo de Guardamar
Pinar
Desembocadura del río Segura
Núcleo urbano de Guardamar
[PAYS.DOC]
Vegas del Segura
Observatorio virtual del paisaje mediterráneo
Desembocadura del río Segura. Guardamar
3
1
4
Castillo de Guardamar (gravado)
2
1
Castillo de Guardamar del Segura. Actualmente se
encuentra en estado de ruina consolidada, aunque ha sido
parcialmente rehabilitado, y se siguen realizando excavaciones arqueológicas.
2
Polígono industrial anexo al cerro del Castillo que contacta
prácticamente ya con la población urbana.
3
Casitas de primera línea y conexión en el litoral entre el
casco urbano y la playa, tras las que se levantan las dunas
fijadas por las repoblaciones realizadas durante el pasado
siglo.
4
Dunas de Guardamar del Segura, fijadas por palmeras y
pinares que albergan bajo sus arenas un Ribat o monasterio islámico así como los restos de una muralla fenicia.
5
Pequeños embarcaderos en la Gola del Segura, canalización final del río.
6
Espigón Sur de la bocana de la Gola del Segura, desde
donde se contemplan las idas y venidas de pequeñas
embarcaciones pesqueras y deportivas.
7
Playa de Guardamar, en la que se levanta la duna frontal de
varios metros de altura, a partir de la que empieza el
campo de dunas fijadas hacia el interior del litoral.
8
Curso final del río Segura canalizado entre los campos de
la Vega Baja del Segura, antes de llegar a su desembocadura.
"La playa es allí de arenas sueltas […] llana, casi
horizontal en las cercanías de las aguas; ondeada á
corta distancia por cerros de arena conducida por los
vientos […]
Antonio José Cavanilles, 1797
5
Matorral y monte bajo
Frutales de regadío
Pinar y dunas de Guardamar
Núcleo urbano de Guardamar
Río Segural
Polígono industrial
6
7
8
CV-23

Documentos relacionados

Catálogo paisajes - Ayuntamiento de Guardamar del Segura

Catálogo paisajes - Ayuntamiento de Guardamar del Segura El Catálogo de Paisajes se ha elaborado conforme a la metodología establecida en el Decreto 120/2006, de Reglamento del Paisaje, que establece en su artículo 44.12: “El catálogo constituirá un docu...

Más detalles

La ocupación hotelera alcanza un 82% de media durante el verano

La ocupación hotelera alcanza un 82% de media durante el verano Una delegación compuesta por 25 agentes de viajes del touroperador ruso Amigo-S visitó el pasado miércoles Guardamar con motivo del ‘fam trip’ organizado por el Patronato Costa Blanca. A través de ...

Más detalles