Desechos Hoteleros

Comentarios

Transcripción

Desechos Hoteleros
Los Desechos
Hoteleros
-1-
Material Didáctico de MISREDES
Nota Técnica II
Los Desechos…
Hoteleros
CARLOS EMILIO AMOS UNSHELM BÁEZ
Mérida, Venezuela
-2-
RESIDUOS Y DESECHOS HOTELEROS
Los Desechos Hoteleros
En la Ruta de los Residuos y Desechos Sólidos del
Sector Turístico en la Ciudad de Mérida. Venezuela.
CARLOS UNSHELM BÁEZ1.
The Hoteliers Waste:
The route of the Residue and Solid Waste
Tourism Industry in the City of Mérida. Venezuela.
1. Universidad de Los Andes, Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales, Sistema de
Gestión Medio Ambiental y Laboratorio Nacional de Productos Forestales, Mérida,
[email protected]
RESUMEN
Dentro de los residuos y desechos sólidos peligrosos y no peligrosos generados por las actividades
turísticas, vale la pena estudiar los generados por las actividades hoteleras, que requieren hoy de un
buen manejo desde sus fuentes de producción, formas de almacenamiento, medios de recolección y
transporte, técnicas de recuperación y procesamiento, métodos de tratamiento y disposición final;
con la aplicación de políticas públicas responsables que logren integrar a los distintos sectores:
gubernamentales, fabricantes, distribuidores, vendedores, consumidores y generadores, con la
finalidad de buscarles soluciones concretas a esta problemática, para beneficio de las condiciones
ambientales y de calidad de vida de sus beneficiarios, que somos todos. La ciudad de Mérida no
escapa a esta realidad ambiental, por lo que se necesita con urgencia de la aplicación de un plan
sobre el manejo integral y sostenible de los residuos y desechos hoteleros.
Palabras Claves: residuos y desechos sólidos hoteleros, actividades hoteleras, manejo integral y sostenible.
ABSTRACT
Within residue and solid waste hazardous and not hazardous generated by tourism activities, worth
studying those generated by hotel operations, which require good management today from their
sources of production, forms of storage, collection and transportation means , retrieval and
processing techniques, methods of treatment and disposal, with the implementation of public policies
that achieve responsible integrate different sectors: government, manufacturers, distributors,
retailers, consumers and generators, in order to find solutions specific to this problematic, for the
benefit of environmental conditions and quality of life of its beneficiaries, we all are. The city of Merida
is no exception to this environmental reality, so urgently needed for the implementation of a plan for
the integrated and sustainable residue and solid waste hoteliers.
Key words: residue and solid waste hoteliers, hotel activities, integrated management and sustainable.
-3-
1. INTRODUCCIÓN
Las actividades turísticas son las de mayor reconocimiento a nivel mundial en materia de
generación de empleos, bienestar, calidad de vida y divisas para un país, cuando bien se saben
aprovechar. La Organización Mundial del Turismo (OMT), expresa que el turismo: “…comprende las
actividades que realizan las personas durante sus viajes y estancias en lugares distintos al de su
entorno habitual, por un período consecutivo inferior a un año y mayor de un día, con fines de ocio,
por negocios o por otros motivos”. Es decir, implica las actividades de viajar, pernoctar (hospedar),
comer, beber, comprar, investigar, exponer, pasear, recrear, aventurar, negociar, otras, que realizan
los seres humanos en un lugar geográfico distinto al que habita normalmente, por un lapso de
tiempo determinado.
La historia del turismo, y de sus diversas actividades, está relacionada directamente con la misma
evolución del hombre (ser humano) en el planeta. El hombre, en su racionalidad siempre ha sentido
la curiosidad de conocer. Sobre la teoría platónica de la reminiscencia se apunta que “conocer es
recordar”. Para conocer algo hay que vivirlo; y “La única verdad es la realidad”, detalló Aristóteles. Mi
padre siempre dijo que: “RECORDAR ES VIVIR”. En el fondo eso es el turismo, buscar la forma de
conocer algo: un país, un parque, una comida, un paisaje, una amiga, una pintura, un tema, alguna
investigación, otras. “Las primeras manifestaciones del turismo la encontramos en los hechos que
refieren viajes como antigua forma de turismo. En la literatura se observan claramente esos viajes
en: La Eneida, La Odisea y La Ilíada...” (Luque, S/F. P.02).
En el transcurrir del tiempo, la tecnología contribuye con el mejoramiento y crecimiento del turismo.
Antes del siglo XX, los medios de transporten marcaban sus pautas por vías terrestres y acuáticas.
En el siglo XX, luego de las bajas turísticas internacionales que ocasionan la primera y segunda
guerra mundial, se opta por la modernización de la flota aérea para los tales fines turísticos –
comerciales. Así, los grandes paquetes turísticos, que involucran o “venden” las agencias del ramo,
además de tomar en cuenta los intereses naturales, históricos, tecnológicos, económicos, culturales,
sociales, entre otros; siempre van asociados a su facilidades de traslados y transporte; y en muy
especial a la atención de los lugares de estancia, tales como: hoteles, moteles, posadas, otros; que
según su calidad premian con estrellas, siendo el de mayor galardón el “hotel de 5 estrellas”.
En todas estas fases estas se generan múltiples actividades, que a su vez conducen directa e
indirectamente a la producción y/o generación de residuos y desechos sólidos, tema que nos ocupa
en esta oportunidad. En el caso de los residuos y desechos sólidos generados en los hoteles,
son de diversos tipos, cantidad y composición. La cantidad promedio que se puede producir y/o
generar en residuos y desechos sólidos de las actividades hoteleras está determinada por el tamaño
del mismo, diversidad de acciones internas y el número de estrellas que ocupe tal establecimiento.
Según un estudio presentado Gutiérrez (2002) en el XXVIII Congreso Interamericano de Ingeniería
Sanitaria y Ambiental Cancún, México, 27 al 31 de octubre, 2002: “El rango de generación en
hoteles en todas las categorías es de 0.914 a 5.02 Kg/Cto. Día.
La generación promedio de todos los datos disponibles, sin considerar la categoría de
hoteles, es de 2.87 Kg/Cto. Día”. (Cto = Cuarto). Ilham (2000) apuntó que la “Cantidad media de
-4-
residuos producida por cada habitación de hotel: 5 kilogramos diarios”, al referirse al estudio
realizado para “Un Sistema Integrado de Gestión de los Residuos Sólidos de los Hoteles de Bali
(Indonesia). “Experiencia seleccionada en el Concurso de Buenas Prácticas patrocinado por Dubai
en 2000, y catalogada como Best Practices Database”.
2. JUSTIFICACIÓN:
Mérida, ciudad turística por excelencia, punto de referencia nacional en materia hotelera, con el
primer Hotel Escuela de Venezuela, antiguo “Hotel Prado Río”. Capital del Estado Mérida y del
Municipio Libertador, el de mayor población, que “…generan actualmente unas 222 toneladas
diarias de residuos y desechos, (…) para una tasa de unos 0.76 kilogramos diarios por
personas” (Unshelm, 2011), de los cuales un 75% provienen de la vida cotidiana domiciliaria en las
diversas acciones residenciales; el resto (25%) son de las actividades institucionales, industriales,
urbanas, agrícolas, comerciales: “originada por los diversos establecimientos comerciales y de
servicios, tales como supermercados, establecimientos bancarios, tiendas, hospedajes y hoteles,
bares, restaurantes, etc.” (ADAN, 1999:23), entre otras; lo que representa un problema a resolver
entre los diversos sectores públicos, privados y comunitarios involucrados en dicha materia local
ambiental y sanitaria.
Es importante detallar que el manejo inadecuado, desde su exagerada producción y/o generación,
formas de almacenamiento y acopio, medios de recolección, transporte y transferencia, técnicas de
recuperación y procesamiento, hasta los métodos de tratamiento y disposición final de los residuos y
desechos sólidos, ocasionan considerables daños de contaminación ambiental, peligrosos latentes
para la salud pública y serios problemas de vida local, que se prestan además, para disminuir las
actividades turísticas de una ciudad, porque: ¡a nadie le gustaría visitar una ciudad sucia!. O el
llamado de atención a la ciudadanía de que: “…un ciudad con basura es una ciudad sin cultura”
En el caso de la Ciudad de Mérida, que iza bandera de vanguardia para el turismo venezolano,-y del
extranjero-, debe mantener su viejo slogan de ser: “La ciudad más limpia y bella de Venezuela”.
Unos cientos de hoteles, posadas, moteles y hospedajes se encuentran concentrados en su mayoría
en el propio casco central de la ciudad, -u otros en la periferia y zonas aledañas-. Desde los hoteles
clasificados de 4, 3, 2 y 1 estrellas, hasta los no clasificados.
Los hoteles merideños son, -de por sí, sin detenernos mucho en su clasificación, muy acogedores y
siempre prestos a los servicios del cliente – turista, con sus servicios propios, -o cercanos-, de buena
atención, restaurantes, lavanderías, tascas, discotecas, farmacias, cajeros, tiendas, video juegos,
internet, agencias de viajes, salones de convenciones, áreas verdes y recreativas, gimnasios y
masajes, zonas comunes y cuartos y sanitarios, estacionamientos, otros; lugares potencialmente
generadores de residuos y desechos sólidos, que requieren de una gestión ambiental adecuada.
-5-
Figura 01: Vista Panorámica de Hoteles de la ciudad de Mérida (UNSHELM, 2012)
3. CATEGORÍAS DE HOTELES:
Los hoteles están normalmente, clasificados en categorías según su atención al cliente, el grado
de confort, la ubicación y los sitios de interés existentes en la zona, el posicionamiento del mercado,
el nivel de servicios que ofrecen, las condiciones de equipamiento, servicios e instalaciones que
tiene, otros. En cada país pueden optar por sus propias normas para la clasificación. A nivel mundial
la cantidad de estrellas marcan la diferencia (con: 1-2-3-4-5-6 estrellas, y sin estrellas). En el caso de
la Ciudad de Mérida, el máximo galardón es “Hoteles de 4 Estrellas”, donde destacan: Park Hotel
(125 Habitaciones) y La Pedregosa (122 Habitaciones); que junto a los hoteles 3 estrellas, entre
ellos: Tibisay (82 Habitaciones), Páramo La Culata (90 Cabañas) y Caribay (72 Habitaciones), otros
(ver: Cuadro 02), son los mayores productores y/o generadores de residuos y desechos sólidos por
este tipo de sitios, al disponer de mayor cantidad de cuartos-habitaciones para huéspedes.
Los hoteles se clasifican de acuerdo a normas de sus propios países de existencia. Algunas
organizaciones tienen las siguientes categorías por estrellas:
I.- Según a la Organización Mundial de Turismo (OMT):
La Organización Mundial de Turismo es la encargada de determinar y unificar los
criterios en cuando a la clasificación hotelera, pero como este trabajo está en proceso,
actualmente cada país decide las bases y requisitos que deben cumplir los hoteles y hospedajes
para alcanzar las estrellas que se pueden ver en casi todas las entradas de los hoteles.
En este sentido se tiene:
CATEGORÍAS POR ESTRELLAS
DESCRIPCIÓN- Organización Mundial de Turismo (OMT)
HOTELES UNA ESTRELA
Son hoteles pequeños manejados por sus propios
dueños, que tienen un buen ambiente y están localizados
-6-
*
HOTELES DOS ESTRELLAS
**
HOTELES TRES ESTRELLAS
***
HOTELES CUATRO ESTRELLAS
****
cerca de lugares de atracción con servicio de transporte
accesibles.
Son hoteles de tamaño medio y con buena ubicación, los
cuales prestan servicio de teléfono y televisión en
dormitorios.
Son hoteles que ofrecen mayor comodidad, espaciosos,
incluyen grandes salas con decoraciones especiales y
bonitos vestíbulos. Son hoteles de distintos tamaños, con
restaurantes que ofrecen variedad de alimentos.
Son hoteles grandes con recepciones confortables y
excelente servicio de restaurante.
HOTELES CINCO ESTRELLAS
Son hoteles que ofrecen los más altos niveles de
comodidad y servicio con vestíbulos y habitaciones
suntuosas y los más exquisitos menús de alimentos y
bebidas, cumpliendo las rigurosas exigencias del cliente.
Cuadro 01: Categorías de Hoteles por Estrellas, según la OMT.
*****
Fuente 01: www.taringa.net/.../Como-se-evaluan-las-estrellas-de-los-hoteles_.html - Revisada el 05/07/2012.
II.- Según el Sistema Price Travel:
El sistema de clasificación de estrellas de PriceTravel tiene como objetivo darte una manera
rápida de determinar las amenidades de un hotel. El número de estrellas no refleja necesariamente
todas las comodidades o servicios que están disponibles en un hotel o en cada una de las
habitaciones en un hotel con determinada clasificación. En este orden se tienen las siguientes
categorías por estrellas:
1 ESTRELLA (ECONÓMICO): Se espera que un hotel de una estrella ofrezca alojamiento limpio,
básico, con pocas o ninguna instalación. Las habitaciones normalmente están decoradas de manera
funcional y son compactas. Puede o no tener un baño privado, teléfono en la habitación, televisión o
servicios. Los hoteles de una estrella suelen estar cerca de restaurantes y atracciones turísticas.
Un hotel de una estrella es ideal para el viajero con poco presupuesto, donde el precio es la principal
preocupación.
2 ESTRELLA (VALOR): Un hotel de dos estrellas, se espera que ofrezca un alojamiento limpio y
básico. Estos pueden tener o no un centro de negocios o acceso a internet, pero por lo general no
tienen salas de reuniones, botones, gimnasio o instalaciones recreativas. El restaurante a menudo
se limita a servicio de café o un desayuno continental. Las habitaciones ofrecen normalmente baño
privado, teléfono, televisión y servicios limitados. Un hotel de dos estrellas es ideal para viajeros de
negocios o exploradores, donde el costo es un factor, pero sí se desean servicios básicos.
3 ESTRELLAS (CALIDAD): Un hotel de tres estrellas pone mayor énfasis en la comodidad, estilo y
servicio personalizado. A menudo tienen un restaurante en el hotel, alberca, gimnasio, una tienda de
conveniencia y botones. Generalmente, hay salas de juntas y / o salas de conferencia y servicios
relacionados disponibles. Las habitaciones incluyen más servicios y hay una atención más
cuidadosa a la calidad y comodidad. Un hotel de tres estrellas es ideal para viajeros de negocios o
de placer en busca de un poco más que los servicios básicos.
-7-
4 ESTRELLAS (SUPERIOR): Un hotel de cuatro estrellas es una propiedad superior, que
generalmente ofrece más de un restaurante, bar y servicio a cuartos con horario prolongado. Los
servicios disponibles pueden incluir botones, conserje y servicio de valet parking. Normalmente,
cuentan con centro de conferencias y servicios de negocios. Las habitaciones son amplias y por lo
general ofrecen un mobiliario elegante, ropa de cama de alta calidad, productos de baño y una
amplia gama de servicios como mini-bar y secadora de pelo. Un hotel de cuatro estrellas es ideal
para viajeros que buscan más servicios y amenidades y un mayor nivel de confort.
5 ESTRELLAS (EXCEPCIONAL): Un hotel de cinco estrellas está muy orientado al servicio y brinda
altos estándares de comodidad y calidad. Cuenta con más de un restaurante, a menudo incluyendo
una opción de restaurante gourmet, así como un bar o sala de estar y servicio a cuartos las 24
horas. Puede también ofrecer canchas de tenis y acceso a campo de golf, así como un spa, un
gimnasio moderno y alberca. Un hotel de cinco estrellas es ideal para los viajeros exigentes que
buscan un servicio personalizado, instalaciones de alta calidad y una variedad de servicios e
instalaciones en el lugar.
6 ESTRELLAS: Un hotel de seis estrellas es uno de los mejores hoteles en existencia. Encontrarás
detalles lujosos, servicio de calidad superior y los más altos estándares de confort. También verás
flores frescas y plantas por toda la propiedad. Hay una alta proporción de personal en relación a los
huéspedes, comida gourmet y servicio a cuartos las 24 horas. Las habitaciones son amplias, con
decoración y muebles finos, colchones de primera calidad y productos de baño de diseñador. Los
servicios de la habitación por lo general incluyen acceso inalámbrico a internet, reproductores de CD
y / o DVD, así como soporte para iPod. Un hotel de seis estrellas es ideal para aquellos que buscan
lo mejor de todo. Ningún detalle está dejado al azar y recibirás una atención personalizada durante
tu estancia.
MEDIAS ESTRELLAS: Adoptamos la media estrella para dar mayor precisión a nuestra escala de
seis estrellas. Los hoteles con calificación de medias estrellas incluyen amenidades de su categoría,
así como amenidades adicionales, generalmente reservadas para una categoría superior.
Fuente 02: http://www.pricetravel.com.mx/info/atributos/categoria. Revisada el 05/07/2012.
III.- Según la NORMA VENEZOLANA COVENIN 2030 – 87:
Que define al Hotel (H), de acuerdo a los diferentes tipos de establecimientos de alojamiento
turístico, como “aquel establecimiento que presta en forma permanente el servicio de alojamiento en
habitaciones con su respectivo servicio sanitario privado, ofreciendo al huésped servicios básicos y
complementarios, según su categoría y modalidad; siendo su tarifa de alojamiento diaria por tipo de
habitación y número de ocupantes”. Clasifica a los Hoteles (H) de acuerdo a:
III.1.- Su Categoría en: Hoteles de una (1) a cinco (5) estrellas. Al final de la Norma se describe
cada una de las categorías, de acuerdo a sus aspectos arquitectónicos y de la prestación propia de
los servicios. En Mérida no existe en la actualidad los Hoteles 5 Estrellas.
III.2.- Su Modalidad de: Playa, Selva, Montaña, Termal, Urbano y Llano. En el caso merideño
se le reconoce por su modalidad de Montaña.
-8-
La Ley Orgánica del Turismo (2005), tiene por objeto “…promover y regular la actividad turística
como factor de desarrollo sustentable del país, mediante el establecimiento de normas que
garanticen la orientación, facilitación, el fomento, la coordinación y el control de la actividad turística,
estableciendo los mecanismos de participación y concertación de los sectores público y privado en
esta actividad” (Art. 01).
En este sentido, le corresponde al Ministerio del Turismo definir todo lo relacionado con este amplio
sector venezolano: “es el órgano rector y la máxima autoridad administrativa, encargado de formular,
planificar, dirigir, coordinar, evaluar y controlar las políticas, planes, programas, proyectos y acciones
estratégicas destinados a la promoción de la República Bolivariana de Venezuela como destino
turístico” (Art. 07).
Por lo que le corresponde regular las actividades hoteleras, en su punto 9: “Clasificar y categorizar
los establecimientos de alojamiento turístico de conformidad con las normas que regulen la materia y
con la colaboración de las asociaciones privadas del sector, mientras se establezca un sistema
nacional de calidad turística”.
Figura 02: Hoteles de Mérida y sus Estrellas. (UNSHELM, 2012).
-9-
4. SERVICIOS EN INSTALACIONES DE HOTELES:
De acuerdo a la Norma Venezolana COVENIN 2030 – 87, -citada- las características físicas de
los hoteles, en su punto 5.3, se incluyen las siguientes:
5.3.1 Estacionamientos: El número de puestos para estacionar vehículos en los establecimientos
de alojamiento turístico guardará proporción con el número de sus unidades habitacionales, áreas
sociales, comerciales y públicas; según su tipo, categoría y modalidad.
5.3.2 Accesos: En los establecimientos de alojamiento turístico la entrada principal deberá ser de
fácil acceso. Otros tipos de entrada serán exigidos de acuerdo a su tipo, categoría y modalidad.
5.3.3 Zona de Recepción: La zona de recepción, integrada por el vestíbulo, estar y recepción
propiamente dicha, estará ubicada en la entrada principal y será el núcleo de enlace o de
distribución de las diferentes áreas del establecimiento. Su superficie y distribución estará en
relación directa con la capacidad receptiva del establecimiento, su tipo y categoría.
5.3.4 Ascensores, Escaleras y Pasillos: En los establecimientos en los cuales el ascensor sea de
uso obligatorio (Planta Baja más dos pisos), su ubicación deberá ser inmediata a la zona de
recepción y entrada del establecimiento y cumplir con lo establecido en las Normas Venezolanas
COVENIN N° 810-74 y COVENIN N° 621-72.
5.3.5 Zona de Servicios Públicos: 5.3.5.1.- La superficie de la zona de servicios públicos deberá
calcularse proporcionalmente al número de unidades habitacionales de que disponga el
establecimiento, según su tipo, categoría y modalidad. 5.3.5.2.- En los establecimientos que presten
servicio de restaurante, cafetería, fuente de soda y en general todas las dependencias que ofrezcan
alimentación, deberán ser de fácil acceso al público y estar comunicadas directamente con la cocina
principal o cocinas auxiliares.5.3.5.3.- Los establecimientos de alojamiento turístico que presten los
servicios de bares y discotecas, cualquiera que fuera su tipo y categoría, deberán estar aislados
acústicamente.
5.3.6 Servicios Generales: Los servicios generales comprenden las zonas de descarga,
montacargas (de acuerdo a lo especificado en la Norma Venezolana COVENIN N° 624-72),
personal, depósitos, cocina, máquinas, mantenimiento y otros servicios; su tamaño dependerá tanto
de las áreas de servicio como de la capacidad del establecimiento, tipo y categoría.
5.3.7 Administración: La zona de administración estará constituida por las dependencias
necesarias para la Gerencia y Administración del establecimiento, funcionalmente relacionadas con
las zonas de recepción y servicios. El número y tipo de las dependencias de esta zona dependerá
del tipo y categoría del establecimiento.
5.3.8 Zona Habitacional: La zona habitacional comprenderá las unidades habitacionales con sus
servicios sanitarios (privados, comunes o colectivos), servicios de piso (cuarto de camareras) y
áreas de circulación; estarán conformadas según las exigencias del tipo y categoría.
5.3.9 Capacidad de Alojamiento: La capacidad de alojamiento estará dada según la dimensión de
la habitación de acuerdo a su tipo y categoría.
-10-
5.3.10 Unidades habitacionales:
5.3.10.1. El tamaño de la habitación dependerá del tipo y categoría del establecimiento y deberá
estar diseñada de tal manera que permita situar cómodamente el mobiliario y equipo exigidos en
esta Norma.
5.3.10.2. De acuerdo a su tipo deberá contar con un número de habitaciones intercomunicadas, las
cuales se calcularán según la categoría del establecimiento. Las puertas de intercomunicación
deberán ser dobles y tendrán cerradura de doble acción.
5.3.10.3. Todos los ambientes utilizados como habitación deberán tener ventana que abra hacia el
exterior o hacia un patio de ventilación, nunca hacia un pasillo cerrado.
5.3.10.4. En los establecimientos de alojamiento turístico el número de habitaciones sencillas,
dobles, colectivas, suites, cabañas y apartamentos, deberá ser calculados en base al mercado del
sitio o región y en todo caso deberá ofrecer una oferta habitacional diversificada.
5.3.10.5. Las unidades habitacionales de los huéspedes se identificarán mediante números; la
primera cifra identificará al piso, sector o zona, y las restantes, el número de la unidad habitacional,
el cual deberá ser reseñado de igual manera en los planos de arquitectura, con el objeto de calcular
fácilmente el número total de habitaciones del establecimiento.
5.3.10.6. El ancho de los pasillos de acceso a las habitaciones será en función del tipo y categoría
del establecimiento y del número de habitaciones que den a ellos, no permitiéndose que sobresalgan
a ellos obstrucciones de ninguna naturaleza.
5.3.10.7. La superficie de los sanitarios ubicados dentro o fuera de las habitaciones, será calculada
según el tipo y categoría del establecimiento.
5.3.11 Servicios Complementarios: 5.3.11.1. Los establecimientos de alojamiento turístico podrán
ofrecer servicios complementarios, que se consideren a fines y compatibles con los demás servicios
que preste el establecimiento, de acuerdo a su tipo, categoría y modalidad. 5.3.11.2. Las áreas de
los servicios complementarios se calcularán de acuerdo a la capacidad del establecimiento y según
su tipo, categoría y modalidad.
5.3.12 Zonas Verdes y Jardines: Serán exigidas según su tipo, categoría y modalidad, áreas para
zonas verdes o jardines.
Para ello existen los símbolos hoteleros, que permiten señalar una mejor ubicación y mayor
comodidad de desplazamiento y orientación a los usuarios.
-11-
Figura 03: Símbolos de los Servicios Hoteleros (de: es.123rf.com. Fecha: 04/09/2012)
Además debe contar con las siguientes instalaciones: 5.4.1.1 Red de agua potable que
garantice su potabilidad y su servicio permanente. De ser necesario deberá contar con capacidad de
almacenamiento suficiente para dicho consumo. 5.4.1.2 Red de cloacas para eliminación de aguas
servidas. Cuando ésta no exista o resultare insuficiente, será obligatorio prever el sistema que
corresponda según el caso; el vertido de las aguas residuales, tanto al mar, ríos y quebradas, así
como a tierras de cualquier uso no podrá efectuarse sin previo tratamiento. 5.4.1.3 La recolección
de basura y su retiro por parte de instituciones públicas o privadas; se deberá efectuar en forma no
visible para el público y se deben evitar los malos olores. En el caso de no existir servicio oficial de
recolección de basura; ésta se deberá efectuar con medios adecuados de retiro, transporte y
eliminación. 5.4.1.4 Las vías de acceso vehicular y estacionamiento deberán estar debidamente
señaladas para garantizar la seguridad del tráfico automotor y peatonal. 5.4.1.5 Red de energía
eléctrica; según el tipo, categoría y modalidad se exigirá un generador de electricidad, o planta de
emergencia, de acuerdo a lo especificado en la Norma Venezolana COVENIN N° 200-81. 5.4.1.6
Sistemas de prevención y protección de incendios de acuerdo a lo especificado en la Norma
Venezolana COVENIN N° 823-74. 5.4.1.7 Todas las dependencias deberán disponer de ventilación
adecuada directa o forzada para una eficiente renovación del aire.
-12-
Figura 04: Hoteles de Mérida y sus Servicios (UNSHELM, 2012).
Figura 05: Hoteles de Mérida y su Almacenamiento de Basura (UNSHELM, 2012).
-13-
5. RESIDUOS Y DESECHOS HOTELEROS:
En los servicios, áreas y zonas antes señaladas se producen y/o generan residuos y desechos
sólidos. Se pueden clasificar de acuerdo a su tipo y composición:
I.- De acuerdo a su tipo; los residuos y desechos hoteleros son: Peligrosos y No Peligrosos.
Desecho Peligroso, es un: “material simple o compuesto, en estado sólido, liquido o gaseoso que
presenta propiedades peligrosas o que está constituido por sustancia peligrosas, que conserva o no
sus propiedades físicas químicas o biológicas y para el cual no se encuentra ningún uso, por lo que
debe implementarse un método de disposición final. El término incluye los recipientes que los
contienen o los hubieren contenido”. (Ley sobre Sustancias, Materiales y Desechos Peligrosos,
2011). Los desechos generados por las Tecnologías de la Informática y Comunicaciones (TIC),
“Desechos Electrónicos”, requieren un manejo especial, en acuerdo con las normas establecidas
para tales fines; igual para el resto de residuos y desechos especiales.
El manejo de los desechos peligrosos hoteleros en Venezuela, debe hacerse conforme a esta
Ley, que establece en su: Artículo 1. “Esta Ley tiene por objeto regular la generación, uso,
recolección, almacenamiento, transporte, tratamiento y disposición final de las sustancias, materiales
y desechos peligrosos, así como cualquier otra operación que los involucre, con el fin de proteger la
salud y el ambiente”.
Los desechos peligrosos en los hoteles están caracterizados de acuerdo a su grado de toxicidad,
inflamabilidad, corrosividad y reactividad; además de tomar en cuenta su peligro de contaminación
ambiental y de riesgo inmediato para la salud humana, tal cual se resumen a continuación:
*.- Por su Inflamabilidad: al contener sustancias que, con propiedades, que son susceptibles de ser
encendidas fácilmente por fuentes exteriores, como chispas y llamas, y de entrar fácilmente en
combustión o de iniciar incendios por impacto o frotamiento. También, sustancias que por reacción
con el agua pueden hacerse espontáneamente inflamables o desprender gases inflamables en
cantidades peligrosas.
*.- Por su Corrosividad: que pueden causar lesiones graves a los tejidos vivos con que entran en
contacto o que, si se produce un escape del recipiente que las contienen, pueden causar daños de
consideración a otras sustancias o mercaderías o a los medios de transporte, o incluso destruirlos, y
pueden asimismo provocar otros riesgos.
*- Por su Reactividad: porque son inestables bajo condiciones normales. Pueden crear explosiones
y/o gases tóxicos, y vapores cuando se mezclan con agua.
*.- Su Toxicidad: al ocasionar muerte o lesiones graves o pueden ser nocivas para la salud humana
y/o animal si se ingieren o inhalan o si entran en contacto con la piel. Sustancias que contienen
microorganismos viables o toxinas de microorganismos de los que se sabe, o se sospecha, que
pueden causar enfermedades en los animales o en el hombre.
-14-
En cuanto a su contaminación ambiental y peligro latente para la salud, cuando puede dañar y
ocasionar pérdidas de los ecosistemas, del agua, los suelos, el aire, la flora y la fauna, y de la vida
propia de los seres bióticos del planeta.
Figura 06: Tipos de Desechos Peligrosos en la Hotelería (Tomada de: www2.ine.gob.mx).
La mayor cantidad residuos y desechos peligrosos de los hoteles está en los envases, recipientes y
materiales de los productos químicos que utilizan para lavar textiles y sabanas; limpiar baños,
pisos, escaleras y cocinas; repeler plagas, cucarachas y roedores; desinfectar materiales, equipos y
herramientas; pintar paredes; suministrar combustibles a calentadores y cocinas, y mantener áreas
verdes y jardines; baterías; otros.
Por lo general, estos productos químicos vienen identificados con su grado de peligrosidad. Los
envases que lo contienen deben ser recuperados, clasificados, almacenados, recolectados,
transportados, procesados, tratados y dispuestos finalmente, siguiendo la ruta racional y ecológica
que establecen las normas que rigen esta delicada materia ambiental.
Mientras que la materia de los residuos y desechos sólidos hoteleros “no peligrosos”, debe
regirse por la criticada Ley de Gestión Integral de la Basura (2010); que define a Desecho Sólido:
“todo material o conjunto de materiales remanentes de cualquier actividad, proceso u operación,
para los cuales no se prevé otro uso o destino inmediato o posible, y debe ser eliminado, aislado o
dispuesto en forma permanente”, y Residuo Sólido: “material remanente o sobrante de actividades
humanas, que por sus características físicas, químicas y biológicas puede ser utilizado en otros
procesos”. (Art. 06). Al recibir un buen manejo desde su generación hasta su disposición final
pueden dejar de ser peligrosos.
II.- De acuerdo a su composición; los residuos y desechos sólidos hoteleros se clasifican
según su composición en Orgánicos e Inorgánicos. Los residuos y desechos orgánicos son
aquellos de fácil biodegradación y que presentan características de putrefacción.
En el caso de los hoteles, provienen de los restaurantes y cafetines en la preparación de las
comidas; entre ellos: los restos de las peladuras de vegetales, frutas, verduras y hortalizas, y las
sobras del consumo de dichas comidas.
-15-
Los restos de papeles y cartones; y algunos plásticos son considerados residuos y desechos
orgánicos, provenientes de diversas áreas, zonas y servicios. Los restos de podas de árboles y
arbustos, y de los cortes de grama, son considerados residuos y desechos orgánicos que se ubican
en las zonas verdes y jardines.
Las piezas de madera descartadas son residuos y desechos orgánicos.
Los residuos y desechos sólidos orgánicos deben ser segregados en sus fuentes de generación,
para luego se almacenados en recipientes adecuados para tales fines, y recibir un manejo adecuado
desde su acopio hasta su disposición final.
Evitar siempre mezclarlos con los residuos y desechos peligrosos y con los inorgánicos. De ser
posible ubicar – seleccionar un sitio dentro de las mismas instalaciones hoteleras para destinarlo a
su procesamiento por medio de las técnicas del compostaje y la lombricultura.
Los residuos y desechos inorgánicos, que son aquellos no fáciles para su biodegradación,
representan una masa significativa de generación en las distintas áreas, zonas y servicios de
actividades hoteleras. Entre ellos, se tienen: vidrios, plásticos, metales ferrosos, latas de aluminio,
otros. Estos residuos y desechos sólidos deben ser colocados por separados, en sus recipientes
adecuados, bien identificados, -y con su color respectivo-.
Es importante destacar que los envases de vidrios son de colores verdes, ámbares, cristalinos y
azules, y que los plásticos se clasifican según su densidad: (1): PET – Polietilen Tereftalato; (2)
PEAD – Polietileno de Alta Densidad; (3) PVC – Cloruro de Polivinilo; (4) PEBD – Polietileno de Baja
Densidad; (5) PP – Polipropileno; (6) PS – Poliestireno; (7) Otros Plásticos. Las latas generadas en
las actividades de consumo pueden ser de material ferroso y no ferroso (aluminio).
Figura 07: Tipos de Desechos Plásticos Generados en los Hoteles (Tomada de: ceuc.cl).
-16-
6. GESTIÓN AMBIENTAL HOTELERA EFICIENTE:
La puesta en marcha de una política de gestión ambiental eficiente para el manejo integral
y sostenible de los desechos hoteleros deben ser las bases fundamentales en los diversos
perfiles de los organismos oficiales, junto a los especialistas universitarios, sector privado productivo,
-muy especial los del sector turismo-, y líderes comunitarios, para alcanzar un consenso organizativo
y funcional, a fin de reducir los volúmenes de este tipo de residuos y desechos sólidos desde sus
mismas fuentes producción y/o generación; luego, se puede aprovechar y procesar los componentes
recuperables por medio de las técnicas de la reutilización y del reciclaje; y finalmente, disponer de
manera racional y ecológicamente los elementos descartados o desechados, de acuerdo a las rutas
municipales trazadas para tales fines.
A continuación se presenta un esquema de lo que debe ser la Ruta Conceptual de los
Residuos y Desechos Sólidos (Unshelm, 2010), que bien puede seguir una gerencia ambiental
hotelera para hacer más eficiente este proceso:
Origen
Producción
Generación
Residuos
Desechos
Reciclaje
Transformación
Recuperación
Clasificación
REUTILIZACIÓN
Segregación
Almacenamiento
Selección
SRT
Recolección
Retorno
SRS
Acondicionamiento
Transporte/Transbordo
Procesamiento
Tratamiento
Disposición Final
HEURÍSTICA DEL PROBLEMA
Ruta Conceptual de los Residuos y Desechos Sólidos. Unshelm (2010)
Figura 08: “Gestión Ambiental Eficiente para el Manejo Integral y Sostenible de los Residuos y
Desechos Hoteleros”, Unshelm (2012).
Un proceso ambiental que identifique los elementos funcionales del sistema, diseñe una ruta
ecológica por medio de la recolección selectiva e impulse la reducción de los residuos y desechos
sólidos hoteleros:
-17-
6.1. ELEMENTOS FUNCIONALES DEL SISTEMA:
Para una gestión ambiental eficiente se deben identificar sus elementos funcionales, según
se plantea en la siguiente figura (07): “Gestión Ambiental Eficiente para el Manejo Integral y
Sostenible de los Residuos y Desechos Hoteleros”, de Unshelm (2012); y se describen cada una
de sus fases en ruta conceptual:
6.1.1. Fuentes de Generación:
La mayoría, o todos, los componentes individuales de los residuos y desechos sólidos,
peligrosos y no peligrosos (orgánicos e inorgánicos) son extraídos como materia prima de la
naturaleza, que luego son fabricados por las industrias abastecedoras del ramo para colocarlos a
disposición de consumo de las actividades hoteleras Y, por igual, después de su uso, -o alcanzar su
vida útil-, por lo general retornan a la naturaleza en forma de “basura” ocasionando serios problemas
de contaminación ambiental, riesgo latente para la salud pública y graves peligros para la vida local.
Es así como los residuos y desechos sólidos hoteleros se encuentran en todas partes del
mundo donde exista esta actividad turística; y en toda su cadena que interviene a lo largo del
ciclo de vida del producto, -que va desde su origen, y fuentes de producción y/o generación,
hasta la disposición final-.
6.1.2. Formas de Almacenamiento:
Los recipientes, dispositivos y centros para el almacenamiento temporal de los residuos
y desechos hoteleros, cualquiera fuera su fuente generadora: área, zona y/o servicio, deben reunir
condiciones mínimas de higiene, seguridad y ambiente laboral, con la finalidad de que se le: “Preste
protección a la salud y a la vida de los trabajadores y trabajadoras contra todas las condiciones
peligrosas en el trabajo” (Art 2, LOPCYMAT, 2005). Los recipientes y dispositivos deben reunir
ciertas características favorables de resistencia, manipulación, capacidad, seguridad, durabilidad,
hermeticidad, otras; y los centros de acopio deben ser de fácil acceso, buen alumbrado y buena
ventilación, infraestructura ergonómica, segura e higiénica. Los lugares de almacenamiento están
diseñados - estructurados de acuerdo al tipo, cantidad - volumen y composición de los residuos y
desechos sólidos hoteleros que genere el establecimiento en estudio; y al sistema de recolección
que se aplique en el lugar; de tal forma que: “En los diferentes hoteles cuentan con un centro de
almacenamiento temporal de acuerdo a las capacidades de cada lugar” (García, 2007:88).
6.1.3. Medios de Recolección y Transporte:
Los medios de recolección y transporte de este tipo de residuos y desechos sólidos
deben estar provistos con los equipos especiales para tales fines. La recolección interna que se
inicia en su propia fuente de generación: área, zona y/o servicio, con el retiro adecuado de los
residuos y desechos sólidos hasta su lugar de almacenamiento temporal, que debe reunir las
condiciones mínimas antes señaladas.
Según García (2007):
La recolección y transporte interno se realiza todos los días de la semana y dependiendo del
segmento generador se realiza hasta tres recorridos al centro de almacenamiento temporal,
-18-
como es el caso del segmento de alimentos y bebidas debido a la gran generación de residuos
(p. 91).
Luego, sucede la recolección externa según los itinerarios de los días, horas y frecuencias, y del
sistema de manejo previamente establecidos por el ente gubernamental competente y/o autorizado
en acuerdo con los usuarios-beneficiarios. Para tales fines se establece una tasa de cobro que debe
estar determinada por la cantidad de residuos y desechos sólidos que se generen en el sitio. Igual
debe haber una tasa de cobro de prestación municipal (o privada) para el resto de los servicios que
involucren el manejo de los elementos funcionales del sistema, hasta su depósito y tratamiento final.
El transporte sirve para acarrear los residuos y desechos sólidos hoteleros desde su ruta de
recolección asignada hasta los lugares de transferencia, -cuando se requiera el transbordo-; para
recuperación y procesamiento, al aplicarle las técnicas de la reutilización y/o reciclaje; o directo a su
tratamiento y/o disposición final, -cuando son descartados-.
Los medios de transporte requieren de unidades especiales identificadas, que se seleccionan
según el tipo de recolección existente. Cuando el transporte se realiza de forma separado, los
responsables deben estar registrados y habilitados por la autoridad ambiental.
6.1.4. Técnicas de Recuperación y Procesamiento:
Las técnicas para la recuperación y procesamiento de los residuos y desechos
sólidos hoteleros deben ser actividades autorizadas por el organismo ambiental competente del
área. La reducción en la fuente de generación debe ser una técnica de prevalencia ante cualquier
otra actividad de recuperación y procesamiento, partiendo del principio universal de la prevención,del desarrollo ambiental sostenible-, y de la fase fundamental de que el mejor residuo o desecho es
aquel que no se genera y/o produce.
Las políticas públicas locales deben dirigir sus acciones haciendo mayores énfasis en la
reducción -minimización de este tipo de residuos y desechos sólidos, sumando voluntades
en sus fabricantes y usuarios.
La recuperación de ciertos tipos de residuos y desechos hoteleros puede resultar peligrosa. La Ley
sobre Sustancias, Materiales y Desechos Peligrosos (LSMYDP, 2001) define la Recuperación de
Materiales Peligrosos como las: “…operaciones o procesos que comprenden la recolección,
transporte, almacenamiento, tratamiento o transformación de materiales peligrosos para reuso,
reciclaje o aprovechamiento”, en el punto 17, Artículo 9; y se debe tener extremo cuidado al
momento de decidir este tipo de actividades.
El procesamiento que implica las técnicas de retorno, reutilización y/o reciclaje de estos materiales,deben ser formuladas y elaboradas por expertos que de verdad conozcan la materia- y habilitados
por Ley. La autoridad ambiental debe velar por el fiel cumplimiento de las normas sobre esta
materia.
6.1.5. Métodos de Tratamiento y Disposición Final:
Los métodos de tratamiento, que son: “…las operaciones realizadas con la finalidad de
minimizar o anular algunas de las características peligrosas del desecho para facilitar su manejo”
-19-
(LSMYDP, 2001, Artículo 9, Punto 23) y la disposición final, que igual, es un método de “operación
de depósito permanente que permite mantener minimizadas las posibilidades de migración de los
componentes de un desecho peligroso al ambiente, de conformidad con la reglamentación técnica
que rige la materia” (LSMYDP, 2001, Artículo 9, Punto 5) de los residuos y desechos hoteleros,
peligrosos y no peligrosos – orgánicos e inorgánicos, que deben realizarse bajo la tutela y
autorización del ente ambiental competente en esta delicada área. Bajo ningún motivo o causa se
debe dejar estos procedimientos en manos piratas inexpertas.
Figura 09 “Medios de Recolección, Transporte y Disposición final de Residuos y Desechos
Sólidos en Hoteles de Mérida”, Unshelm (2012).
El manejo eficiente de todos estos elementos funcionales, -de forma integral y sostenible-, nos
permitirá apuntar con mayor precisión hacia una mejor gestión. Para ello se requiere de la
participación activa de todos los actores sociales que participan en el proceso, con la firme
convicción de que mientras menos residuos y desechos generemos es mejor, porque a la final:
…la mejor basura es aquella que no se produce y/o genera...
En tal sentido, Cortinas (2012) señala que:
“Sistema de Gestión de los Residuos Sólidos de Hoteles: Consiste en un proceso de
colaboración que ofrece beneficios mutuos a los hoteles y a las personas que se encargan de
los servicios municipales de limpia, que contribuye a aprovechar los residuos como un recurso
para la creación de empleo, así como al desarrollo de un turismo sostenible, orientado hacia la
reducción, la reutilización, el reciclado o el aprovechamiento como composta de los residuos
producidos en los hoteles, garantizando además la eliminación limpia de los restos no
aprovechables” (P.04).
De esta manera ganamos todos. Ver: Anexo 01: Beneficios del Sistema de Gestión de
los Residuos Sólidos de Hoteles. Cortinas (2012).
-20-
6.2. RECOLECCIÓN SELECTIVA:
La recolección selectiva de los residuos y desechos sólidos hoteleros, -y de toda actividad
turística-, debe realizarse con un llamado de participación con todos los actores sociales que
involucra el sistema de gestión ambiental eficiente, entre ellos: gubernamentales, productoresfabricantes, distribuidores, vendedores, consumidores y generadores. Tiene que existir una
responsabilidad compartida ¡SOMOS TODOS!
GENERADOR
GOBERNANTE
CONSUMIDOR
FABRICANTE
DISTRIBUIDOR
VENDEDOR
Actores Sociales de Participación Ciudadana en un Proceso de Recolección Selectiva
de los Residuos y Desechos Sólidos Hoteleros, Unshelm (2012).
Figura 10: Actores Sociales de Participación Ciudadana en un Proceso de Recolección Selectiva de
los Residuos y Desechos Sólidos Hoteleros, Unshelm (2012).
Las políticas públicas ambientales sobre el manejo integral y sostenible de los residuos y
desechos del sector turístico y hotelero, que señalen los entes gubernamentales, para ser
cumplidas por los sectores privados y comunitarios; debe apuntar hacia una recolección selectiva,
haciendo énfasis en la cultura de las erres: Reducción, Reuso y Reciclaje. La aplicación de esto se
determinará por los beneficios del mismo.
Los organismos del gobierno en el uso de sus competencias deben crear, -y hacer cumplir-, las
normativas de manejo de este tipo de residuos y desechos en toda su cadena de producción
o ciclo de vida. Las normas deben ser precisas, transparentes, justas y equitativas. Los fabricantes
deben ajustar sus tecnologías, -limpias: no contaminantes-, según la norma. Los distribuidores y
vendedores están en la obligación de cumplir con la inocuidad del proceso. Los generadores -la
comunidad- son llamados a vigilar para que el sistema funcione, -que las leyes se cumplan-.
La recolección selectiva (Ver: Figura 11), en principio debe diferenciar claramente los residuos
y desechos del sector turístico y hotelero del resto, -peligrosos y no peligrosos-. Estos materiales,
-21-
luego de ser recuperados son separados y clasificados en su respectiva categoría especial para
tales fines: (01) aprovechables y (02) no aprovechables. Para ello debe existir un plan.
Según Cortinas: “La formulación de un Plan de Manejo de Residuos de Hoteles puede verse
beneficiada con la elaboración de un diagnóstico básico sobre la situación de dichos residuos en el
punto de partida, así como del conocimiento acerca de las formas en que se han venido manejando,
de la infraestructura con la que se cuenta para su acopio y almacenamiento, así como de los costos
que ello conlleva” (p.07). Lo importante es que al final se logren los beneficios esperados.
Establecido el mismo, los materiales recuperables o aprovechables, son llamados a marcan los
pasos de la ruta ecológica, y van hacia un sistema de recolección selectiva (SRS), que según
ADAN (1999), “…consiste en la separación, en la propia fuente generadora, de los componentes que
pueden ser recuperados, mediante un acondicionamiento distinto para cada componente o grupo de
componentes” (p. 134). Los no aprovechables siguen la ruta municipal normal, desde su fuente
generadora y/o productora hasta su tratamiento y/o disposición final.
En el Sistema de Recolección Selectiva (SRS), se traza la ruta ecológica con los procesos de
recuperación, clasificación y selección de residuos sólidos hoteleros para su respectivo
procesamiento, donde la parte aprovechable es enviada las técnicas globales de las erres: retorno,
reutilización y/o reciclaje; y el resto descartado al lugar de disposición final.
Acá es muy importante destacar lo que señala Cortinas, textualmente, que: En cuanto a los residuos
a cuantificar por grupos, se recomienda solo separar los que sean potencialmente:
a.- Reutilizables y Valorizables (para los que exista seguridad de que existen comercializadores y/o
recicladores en la zona que se interesen en ellos),
b.- Aprovechables (para elaborar composta a utilizar en las macetas, jardines y demás áreas
verdes del hotel o para entregar separados a los servicios de recolección para su aprovechamiento
externo).
Igualmente, destaca que: “podría ser conveniente cuantificar la cantidad total de residuos no
reciclables y de residuos sanitarios, que serán destinados a disposición final, para contar con el
diagnóstico inicial de la generación total de residuos en el hotel y, en su caso, fijarse metas de
reducción de la generación y de incremento en la reutilización, valorización y aprovechamiento de
los residuos que no se puedan evitar (p.08).
En el Sistema de Recolección Tradicional (SRT) los desechos sólidos hoteleros, cuyas partes
no se separan en la fuente, son almacenadas, recolectadas, transportadas, transbordadas, - si es
necesario-, donde una parte se puede acarrear hacia un tratamiento previo, e incluso ser
acondicionada y procesada; y lo descartado enviarlo a su método de disposición final, garantizando
su manejo inocuo y ecológicamente racional.
En tal sentido, el SRS que de por sí debe apoyarse en la cultura de las erres citadas, para su
operatividad requiere de formas de almacenamiento y acopio y medios de recolección y transporte
especiales, que pueden ser garantizados por los diseños ecológicos o “de eco-diseños” al brindar
una producción limpia y segura con un consumo racional de la energía y de los recursos naturales;
en los puntos de entrega voluntaria o “de puntos limpios” para lograr espacios adecuados para el
-22-
acopio e intercambio de materiales segregados; en los centros o módulos de almacenamiento y
recolección de los materiales clasificados o “de clasificación selectiva” según los itinerarios de
frecuencia, días y horas preestablecidos; o bien en la recolecta y transporte comunitaria o “de
puerta a puerta” con la entrega directa de los materiales separados en las fuentes de producción y/o
generación. Cualquiera sea el caso debe garantizar la participación activa de todos los entes
oficiales competentes, el sector privado y las organizaciones comunitarias.
“CONOCER ES RECORDAR”
PLATÓN
Figura 11: Proceso de Recolección Selectiva de los Residuos y Desechos Sólidos. Unshelm (2006).
6.3. REDUCCIÓN DE LOS RESIDUOS Y DESECHOS HOTELEROS:
Las técnicas globales del retorno, reutilización y/o reciclaje apoyan la reducción o minimización
de los residuos y desechos sólidos hoteleros incorporando la variable ambiental, al componente
social de participación en el proceso y a la valorización económica al añadir materia prima para la
industria del ramo. Sin embargo, lo lógico es que la disminución de los residuos y desechos
sólidos hoteleros se realice en las mismas fuentes productoras y/o generadoras,-y mejor aún en su
origen-. Sobre esta realidad IHOBE (1999) expresa que:
…La minimización de los residuos en origen no es sólo la mejor forma de prevenir la
contaminación, sino también la más rentable. El reciclaje y el tratamiento conllevan mayores
gastos y además puede contaminar. Por otro lado, el vertido de residuos supone normalmente
los costes más elevados” (p. 03).
En tal sentido, la reducción de los residuos y desechos sólidos hoteleros forma parte de la
globalizada cultura de las erres, tal cual se muestra en la figura 12: La Cultura de las Erres, donde
las líneas fundamentales descansan en la activación de los pilares de los procesos operativos de:
Pre-Ciclar: pensar que es lo que vamos a adquirir, usar o comprar;
Reducir: evitar el consumo exagerado de los productos;
Retornar: devolver lo utilizado;
-23-
Reutilizar: incorporar nuevamente lo usado, el envase-recipiente;
Reciclar: transformar en materia prima lo que se iba a descartar, -o botar. Hoy vivimos una realidad
muy distante.
Figura 12: La Cultura de las Erres (Unshelm, 2010).
-24-
6. LOS DESECHOS HOTELEROS EN LA CIUDAD DE MÉRIDA:
En Venezuela, la región andina, el Estado y la ciudad de Mérida se debe construir un modelo, -hasta
ahora iniciado en otros países-, de promover una cultura que proyecte el uso de las erres en el
manejo integral y sostenible de los residuos y desechos sólidos generados en el campo
turístico, muy especialmente en el sector hotelero. Es prudente hacer y cumplir las normativas
sobre tan delicada materia ambiental.
Definir una estructura de organización eficiente en la disciplina de la gerencia ambiental turística
hotelera, que garantice la gestión integral adecuada y la disposición racional de los residuos y
desechos sólidos generados en estos importantes sectores productivos de nuestro país, debe
acompañarse de un estudio minucioso y responsable de marketing ecológico sobre el ciclo de vida
que producen tales actividades; cuando además se busca implantar la globalizada cultura de las
erres, que se debe realizar sobre las bases de un programa de formación y educación ambiental,
con la activa participación de todos, desde el propio fabricante hasta el consumidor:
La problemática del manejo irracional y disposición inadecuada de los residuos y desechos hoteleros
es mundial. La ciudad de Mérida, capital del Estado y del Municipio Libertador, no escapa a la triste
realidad ambiental global. Peor aún, no cuenta con claras estadísticas sobre la cantidad de este tipo
de residuos y desechos sólidos generados. Mucho menos se tiene un monitoreo, inventario y/o
caracterización confiable que determine su presencia porcentual entre los demás componentes
individuales de los residuos y desechos sólidos municipales.
Esta debe ser la política inicial que deben asumir los entes competentes sobre esta materia; conocer
en realidad, por ejemplo: ¿cuánto se genera de este tipo desechos? y ¿cuánto representa entre
sus componentes individuales? Tal cual debe responder a las necesidades propias de un plan de
gestión ambiental eficiente. De esta manera Cortinas (2012), apunta lo conveniente Formular un
Plan de Manejo de los Residuos Hoteleros, cuyo objetivo es:
Contribuir a través de un procedimiento metódico a caracterizar los volúmenes de generación y
los tipos de residuos generados por los hoteles, a fin de sustentar en dicha información las
medidas a adoptar para reducir su generación y maximizar la reutilización, aprovechamiento o
valorización de los residuos que no se puedan evitar, de manera a disminuir al máximo los
destinados a disposición final, con el propósito de lograr beneficios ambientales, económicos y
sociales, y de mostrar la responsabilidad social corporativa de las empresas hoteleras (p. 07).
Igual señala (p. 04), que antes de formular dicho plan es necesario conocer lo siguiente:
*.- Los hoteles producen grandes cantidades de residuos, desde envases hasta sobras de comidas y
materiales de limpieza y mantenimiento que, en algunos casos, son tóxicos.
*.- Las playas acaban cubiertas de los residuos que se vierten en las vías fluviales durante la
estación de las lluvias; además, el bloqueo de dichos cursos de agua provoca frecuentes
inundaciones.
*.- La quema de residuos a cielo abierto libera humo y una serie de sustancias tóxicas que inhalan
los habitantes de las comunidades y los turistas que las visitan.
*.- Los vertederos de residuos y el abandono de éstos en carreteras y lotes baldíos alteran el paisaje
y despiden malos olores.
-25-
*.- El vertido directo de basura en el mar, ríos y lagos merma la calidad de los recursos turísticos
debido a que disminuyen los bancos de pesca y las aguas dejan de ser aptas para las actividades de
recreación y para consumo.
*.- Los residuos que se pudren producen gases que provocan el efecto de invernadero que está
ocasionando el cambio del clima en el mundo y que pueden generar incendios en los tiraderos y la
liberación de contaminantes peligrosos; además, los restos de alimentos y las excretas pueden
atraer a moscas, mosquitos, cucarachas y ratas que transmiten enfermedades
*.- Si no se controla la eliminación de las sustancias tóxicas contenidas en los botes de pintura,
envases vacíos de plaguicidas y de otros productos que las contengan, se puede contaminar
gravemente el agua, la atmósfera y el suelo, poniendo en peligro el medio ambiente y la salud
humana.
*.- Aun cuando los residuos sólidos se eliminen de manera legal, los vertederos tienen una
capacidad limitada, lo cual plantea también problemas, sobre todo en las islas pequeñas.
*.- La eliminación inadecuada o ilegal de los residuos puede conllevar multas y gastos de limpieza
considerables.
Algunos investigadores, expertos, organismos y voceros internacionales estiman que este tipo de
residuos y desechos sólidos representan, por sus volúmenes y cantidades. Para Mérida y el resto
del país puede resultar significativo su generación si por ejemplo se toma en cuenta, para ser un
tanto conservador, con lo señalado anteriormente de que: “La generación promedio de todos los
datos disponibles, sin considerar la categoría de hoteles, es de 2.87 Kg/Cuarto. Día”.
Por medio de la “Línea del Directorio 0800 de la Corporación Merideña de Turismo” (CORMETUR,
2012), logramos obtener la siguiente información, que reportamos en el siguiente cuadro, sobre los
hoteles ubicados en la ciudad de Mérida, con su respectiva clasificación actual, la cantidad de plazas
camas, número de cuartos y kilogramos aproximados de residuos y desechos diarios generados:
Figura 13: Corporación Merideña de Turismo – CORMETUR (winne.com)
NOMBRE
CLASIFICACIÓN PLAZAS CAMAS HABITACIONES
Q. DESECHOS
HOTEL PARK
250
125
358,75
LA PEDREGOSA
****
****
198
-26-
122
350, 14
CARIBAY
CHAMA
LA TERRAZA
MINTOY
TIBISAY
NEVADA PALACE
VENETUR
BELENZATE
VALLE GRANDE
LAS LOMAS
GRAN BALCÓN
MUCUBAJÍ
OVIEDO
PRINCESA
ALTAMIRA
TELEFÉRICO
EL DORADO
MONTECARLO
PLAZA
TINJACÁ
***
***
***
***
***
***
***
***
***
***
**
**
**
**
*
*
*
*
*
*
164
72
206,64
146
59
169,33
335
146
419,02
166
75
215,25
184
82
235,34
112
33
94,71
294
144
413,28
228
99
284,13
300
31 (*)
88.97
270
120
344,40
110
50
143,50
163
58
166,46
201
67
192,29
32
11 (*)
31,57
102
30
86,10
61
17
48,79
64
22
63,14
95
36
103,32
111
46
132,02
116
43
123,42
TOTALES
22 HOTELES
3556
1488
4270,57
Cuadro 01: LISTADO DE HOTELES CON CATEGORÍAS (4-3-2-1 ESTRELLAS), NÚMERO DE PLAZAS Y
HABITACIONES SEGÚN LÍNEA 0800 CORMETUR-MUNICIPIO LIBERTADOR (2012).
CANTIDAD DE RESIDUOS Y DESECHOS SÓLIDOS DIARIOS POR CUARTO GENERADOS POR HOTELES.
ELABORACIÓN PROPIA DEL INVESTIGADOR (Unshelm, 2012)
(*) Cabañas.
Los 22 hoteles de categorías (4-3-2-1 ESTRELLAS) visitados en la ciudad de Mérida del Municipio
Libertador del Estado Mérida generan diariamente un aproximado cercano superior a las 4 toneladas
(4.270,57 Kg) de residuos y desechos sólidos. Se genera un aproximado de 1,20 kilogramos de
residuos y desechos sólidos diarios por plazas camas.
La mayor cantidad de residuos y desechos sólidos observados en estos establecimientos forman
parte de los componentes orgánicos provenientes de los restaurantes. Igual destacan grandes
-27-
volúmenes de los materiales plásticos en sus envases en los productos para el mantenimiento y
limpieza de las diversas áreas hoteleras. Luego, suman cantidades representativas de los papeles,
toallas sanitarias, y demás implementos descartados en los baños. Otros, orgánicos e inorgánicos
que requieren en la actualidad de un proceso de monitoreo y caracterización de los mismos. En los
hoteles con áreas verdes, resaltan los restos orgánicos que salen del mantenimiento de jardines,
corte de la grama, podas de arbustos, de considerable volumen. Algunos artefactos eléctricos y
restos de piezas electrónicas, baterías y bombillos se adicionan a esta cuenta.
El resto de los establecimientos que suman 121, de acuerdo a la fuente ya citada de CORMETUR,
incluyendo otros hoteles no clasificados, y las posadas, moteles, hospedajes, hosterías, cabañas,
otros; tienen 6059 Plazas Camas y 2035 Habitaciones. Esto representa un promedio de unos
5.840,45 kilogramos diarios de residuos y desechos, si se toma el típico por habitación citado
(2.87 Kg/Cuarto. Día); es decir un aproximado de 0,96 kilogramos de residuos y desechos sólidos
diarios por plazas camas. Es importante destacar que existen 65 establecimientos que no reportan
número de plazas camas y cantidad de habitaciones según listado citado por CORMETUR; de los
cuales 05 de ellos tienen etiqueta de CERRADOS.
Del Hotel Páramo La Culata (LAKE PLAZA), un tanto apartado de la ciudad, pero perteneciente al
Municipio Libertador, -en la fuente de CORMETUR-, no se reporta la cantidad de habitaciones. El
número de plazas camas es de 445. Las habitaciones de este hotel se deben ubicar por cada una
de las 90 cabañas donde se encuentran, y así determinar la cantidad de residuos y desechos sólidos
que generan cada una de ellas, para obtener el total. Si tomamos el valor de 1,20 se puede decir
que este hotel genera unos 534,00 kilogramos de residuos y desechos sólidos diarios por
plazas camas, lo que indica que es el mayor generador de todos.
Si sumamos: 4.270,57 Kg (Hoteles Clasificados) + 5.840,45 (Establecimientos No Clasificados) +
3.137,43 (Establecimientos “65 No Reportados”) + 534,00 (Hotel Páramo La Culata) = 13.782,45
kilogramos diarios de residuos y desechos generados en el sector hotelero merideño, lo que
representa un 6,20%, de acuerdo a Unshelm (2010) que apunta que se generan unos 222.136
kilogramos diarios de residuos y desechos sólidos para Municipio Libertador del estado Mérida. Esta
situación se compromete con el crecimiento acelerado que ha tenido la ciudad en sus últimas dos
décadas. Mientras esto sucede, de parte de los entes gubernamentales competentes en la materia,
los empresarios del sector turístico hotelero merideño deben asumir su rol protagónico ante la
responsabilidad social que les compete, las comunidades tienen que estar vigilante frente a este
problema y el ciudadano debe asistir a su principio de corresponsabilidad social, para impulsar
iniciativas que vayan en beneficio de soluciones serias a esta delicada situación ambiental, por lo
que los turistas o visitantes deben ajustarse a las normas y a las recomendaciones, -entre ellas-, la
que se apuntan al buen manejo de los residuos y desechos sólidos hoteleros.
-28-
7. RECOMENDACIONES y CONCLUSIONES:
Para realizar un manejo integral y sostenible de los residuos y desechos sólidos generados en
las actividades turísticas, muy especialmente los del sector hotelero, es vital conocer por medio de
un monitoreo y caracterización las tasas de generación, bien por las plazas camas y/o habitaciones;
y así la cantidad total que se generan en el establecimiento hotelero; y cada uno de los componentes
individuales tanto orgánicos como inorgánicos, -peligrosos y no peligrosos-. Estos datos deben
mantenerse actualizados, como parte de la planificación del hotel en actividades conjuntas con la
autoridad ambiental competente de este proceso.
El manejo integral y sostenible de los residuos y desechos sólidos generados en el sector
hotelero de manera racional y con la aplicación de la cultura de las erres: Reducir, Reutilizar y/o
Reciclar, representa un atractivo para lograr que los turistas, además de permanecer conformes en
el sitio, (vivir esta realidad); -de regresar y recomendar a otros de tal experiencia-. En fin, es un
medio para mejorar la imagen corporativa y de brindar publicidad a muy bajos costos.
Los entes gubernamentales competentes y la autoridad ambiental del sector deben responder con
una política pública inmediata y acertada que logre un consenso organizacional y funcional para el
manejo integral y sostenible de los residuos y desechos sólidos hoteleros. Deben promover
con su marco jurídico definido hacer cumplir funciones estrategias, tácticas y operacionales que
conduzcan a la implantación de un racional marketing ecológico en el ciclo de vida de los
productos hoteleros a fin de que se logren tecnologías limpias que minimicen los impactos
desfavorables para el ambiente.
La puesta en marcha de marcos jurídicos (leyes, decretos, ordenanzas y resoluciones), por parte de
la autoridad ambiental competente para tales fines, debe tener como claro objetivo y práctica la
conducción a un ambiente sano, limpio, seguro y ecológicamente equilibrado, con miras a
disminuir el riesgo para la salud, peligros de contaminación y problemas de vida local, lo que
contribuiría a mejorar las condiciones ambientales y calidad de vida; que bien representa el ahorro
de la materias primas y de los recursos energéticos. La aplicación de un proceso educativo y de
formación, sensibilización, concienciación y divulgación debe ser norte de todo estudio, plan,
programa y proyecto en el área.
De igual forma, de mano con la sociedad organizada se debe activar los mecanismos de gestión
ambiental para consolidar un proceso de revalorización, reutilización y reciclado de los
materiales recuperables, -y de los que cumplen su vida útil hasta su depósito final-. Para ello de
actualizar, y modernizar, las cooperativas, microempresas y microindustrias del ramo. Para lograr
la institucionalidad del manejo integral y sostenible de los residuos y desechos sólidos
hoteleros se deben involucrar a todos los entes involucrados en la materia, a todos los actores
sociales de participación ciudadana, desde donde se obtiene la propia materia prima y fabricantes,
hasta los sitios de recuperación, procesamiento, tratamiento, - incluso su disposición final-, para así
impulsar, fortalecer y consolidar un proceso de recolección selectiva de los mismos.
La municipalidad de Mérida debe promover y establecer un programa sobre el manejo integral y
sostenible de los residuos y desechos sólidos hoteleros, dentro de la autoridad ambiental u
oficina competente.
-29-
FUENTES BIBLIOGRÁFICAS:
.- ADAN (1999). Basura Municipal – Manual de Gestión Integrada. Asociación para la Defensa del Ambiente
y de la Naturaleza. Caracas/Venezuela.
.- CORMETUR (2012). Línea del Directorio 0800 de la Corporación Merideña de Turismo.
.- Cortinas, C. (2012). Guía Para Desarrollar Planes de Manejo de Residuos De Hoteles. HOTELES
SUSTENTABLES.
.- García, M. (2007) Diseño de un Modelo de Plan de Gestión Integral de Residuos Sólidos para Hoteles
Tomando como Base Cuatro Hoteles de la Ciudad de Bogotá. Colombia. Trabajo de Grado como Requisito
parcial para Optar al Título de Ecóloga de la Pontificia Universidad Javeriana.
.- Gutiérrez, C. (2002). Estrategias para el Manejo Integral de los Residuos Sólidos en Centros Turísticos.
XXVIII Congreso Interamericano de Ingeniería Sanitaria y Ambiental Cancún, México, 27 al 31 de octubre,
2002.
.- IHOBE (1999). 200 Recomendaciones para Reducir los Residuos. Extraído de la Página WEB:
www.istas.net/. En fecha: 07/09/2010.
.- Ilham, Y. (2000). Un Sistema Integrado de Gestión de los Residuos Sólidos de los Hoteles de Bali
(Indonesia). “Experiencia seleccionada en el Concurso de Buenas Prácticas patrocinado por Dubai en 2000, y
catalogada como Best Practices Database”. http://habitat.aq.upm.es/dubai/00/bp665.html
.- Ley sobre Sustancias, Materiales y Desechos Peligrosos, LSMYDP, 2001). Gaceta Oficial Nº 5.554 de la
República Bolivariana de Venezuela. Fecha: 13 de noviembre de 2001.
.- Ley Orgánica de Prevención, Condiciones y Medio Ambiente de Trabajo, LOPCYMAT (2005). Gaceta Oficial
Nº 38.236 de la República Bolivariana de Venezuela. Fecha: 26 de julio de 2005.
.- La Ley Orgánica del Turismo (2005). Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Nº 38.215
del 23 de junio de 2005.
.- Ley de Gestión Integral de la Basura (2010) Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela Nº
6.017. Fecha: 30/12/2010.
.- Luque, Y. (S/F). Turismo. www.monografias.com/trabajos17/turismo/turismo.shtml -Monografía.com. De
Fecha: 12/10/2012
.- Norma Venezolana COVENIN 2030/87: Clasificación de Hoteles y Servicios.
.- Organización Mundial de Turismo (1991), “Conferencia Internacional de Estadísticas de Turismo y
Viajes”, Ottawa, Canadá, 1991, s.p.
.- UNESCO (2010). Los Residuos Electrónicos. Un Desafío para la Sociedad del Conocimiento en América
Latina y el Caribe. Plataforma RELAC. SUR/IDRC.
.- Unshelm Báez, C. (2001). Mérida Tras la Ruta de la Basura. Mérida / Venezuela. Editorial
FUNDACITE/CIULAMIDE.
-30-
.- Unshelm, C. (2008). Mérida Sostenible una Ciudad Para la Gente. Editorial: Universidad de Los Andes y
Academia de Mérida. Coordinación del Profº. William Lobo Quintero.
.- Unshelm, C. (2009). El Paradigma de Mérida. Editorial: Universidad de Los Andes y Academia de Mérida.
Coordinación del Profº. William Lobo Quintero.
ANEXO 01:
Beneficios del Sistema de Gestión de los Residuos Sólidos de Hoteles
Al implementar buenas prácticas ambientales en el manejo diario de los residuos se
optimizan recursos, se eleva la eficiencia de los servicios, disminuyen los impactos a los
ecosistemas y se logra un beneficio para la sociedad en general.
Un programa eficaz de gestión de residuos puede reducir los costos de transporte y
eliminación.
La reutilización de los productos permite reducir el gasto en abastecimiento.
La correcta eliminación de los residuos limita el riesgo de litigios con huéspedes o
lugareños que se enfermen como consecuencia del manejo inadecuado de los residuos,
particularmente de los peligrosos.
La gestión eficaz de los residuos puede proteger la imagen de un hotel limitando el
deterioro visual de la zona y granjeándole la aprobación de los huéspedes. La visión de
los residuos es la preocupación más mencionada por los huéspedes en relación con el
destino de sus vacaciones.
La reducción, reutilización, aprovechamiento y eliminación de manera ambientalmente
adecuada de sus residuos, se traduce en una nueva imagen, saludable y ecológica, para
los establecimientos hoteleros.
Se crean oportunidades de empleo teniendo en cuenta que, entre los objetivos del
sistema de gestión de residuos, se encuentra elevar la eficiencia en la recuperación de
residuos valorizables a través de las cadenas del reciclaje que son fuente de negocios e
ingresos.
El desarrollo de un modelo de reducción y manejo de residuos basado en su
aprovechamiento con fines educativos y capacidad de ser reproducido motiva a otros
sectores y actores de las comunidades a seguir su ejemplo.
La promoción de una imagen saludable y ecológica para el establecimiento mejora las
ventas y la imagen del mismo, ayudándole a atraer la atención de las agencias de viajes
y de los consumidores preocupados por estos temas, lo que puede suponer una
importante ventaja en la competitiva industria del turismo internacional.
Fuente: GUÍA PARA DESARROLLAR PLANES DE MANEJO DE RESIDUOS DE HOTELES. Abril, 2012. Cristina Cortinas.
-31-

Documentos relacionados