Descargar adjunto1

Comentarios

Transcripción

Descargar adjunto1
Mejores prácticas
tecnológicas
© AMUNSE, MANORPA, UNOPS,
UNION EUROPEA. Nicaragua, 2011.
para manejar y conservar
una cuenca
Coordinación de publicación:
Falguni Guharay. SIMAS.
Lucio Rossini-UNOPS
Coordinación de sistematización:
Pedro Baca-UNOPS
Fernando Leiva-UNOPS
Laura Karina Rodríguez-AMUNSE
José Ramón Salcedo-MANORPA
Investigación y textos:
Diana Lissette López C. SIMAS.
Fátima Jeaneth Hernández. SIMAS.
Fotografías:
Diana Lissette López C. SIMAS.
Fátima Jeaneth Hernández. SIMAS.
Mercedes Campos. SIMAS.
Archivos de ADEPROFOCA.
Foto: ADEPROFOCA.
Presentación: Un solo esfuerzo de dos países ........................... 2
De potreros pelones a cafetales ecoforestales . ...................... 4
Una microcuenca con aroma a café ..................................... 10
Los dueños del bosque .............................................................. 16
Edición:
Mercedes Campos. SIMAS.
Roberto Vallecillo. SIMAS.
El carbón de don Alberto .......................................................... 22
Diseño y diagramación:
Juan Ramón López. EDISA.
Un convenio con el mañana .................................................... 30
Revisión ortográfica:
Juan Chow.
Impreso en Nicaragua
en los talleres gráficos de EDISA.
Tiraje: 2,000 ejemplares
Marzo 2011.
Este documento ha sido producido con
el financiamiento de UNION EUROPEA.
Las opiniones publicadas aquí, no pueden
ser tomadas como reflejo de la opinión
oficial de la UNIÓN EUROPEA.
Esta publicación pertenece a la serie
sistematización que ordena los aprendizajes
y las experiencias de campo producto
de la alianza entre Organizaciones y SIMAS.
Este material puede reproducirlo,
divulgarlo y usarlo en cualquier medio
de comunicación, citando su fuente
y nos lo hagan saber y/o envíen copia
de la publicación.
El ariete: una bomba pero de la China . ................................. 26
Cosecha de agua de lluvia para la producción ................... 38
Estanque para criaderos: Peces al alcance de tus manos . .... 42
Diques para que no se lo lleve la corriente . ........................... 48
Extracción de resina en la Subcuenca del Río Poteca . ........... 52
Sembré un bosque para leña en la Subcuenca
Aguas Calientes ............................................................................... 56
Lombrihumus: Un abono hecho por las lombrices ..................... 60
Inodoros ecológicos ................................................................... 66
Un fogón mejorado reduce el gasto de leña . ........................... 70
Un solo esfuerzo de dos países
La oficina de Servicios para Proyectos de Naciones Unidas,
UNOPS, con el financiamiento de la Unión Europea,
está ejecutando el Proyecto:
“Fortalecimiento de las Capacidades Locales
para el Manejo de los Recursos Hídricos
de la Cuenca Transfronteriza del Río Coco”,
teniendo como contra parte la Alianza entre
AMUNSE y MANORPA.
Esta alianza apoya el desarrollo transfronterizo
para promover la asociatividad entre municipalidades
vecinas de Honduras y Nicaragua.
El proyecto se ubica en la parte media alta
de la cuenca del Río Coco que comprende
los 12 municipios del Departamento de Nueva Segovia,
y los cuatro municipios del Departamento de El Paraíso.
Este esfuerzo se desarrollará por un período de 31 meses,
con el propósito de establecer relaciones de colaboración
con las Asociaciones de Municipios del departamento
de Nueva Segovia en Nicaragua y El Paraíso en Honduras,
las Municipalidades, las instituciones de Gobierno,
las Organizaciones No Gubernamentales locales,
y demás organizaciones de la Sociedad Civil.
El proyecto promueve prácticas tecnológicas
que permitan el uso de los recursos como el agua, el suelo,
los bosques sin comprometer la vida presente, ni la futura.
Una de las actividades del Proyecto es recopilar
y dar a conocer las mejores prácticas
que los productores y las productoras
han desarrollado a nivel local, como la siembra del agua,
establecimiento de obras de conservación de suelos y agua,
la regeneración natural del bosque,
la siembra de árboles para leña,
la recolección del agua de lluvia en el invierno
y su uso para riego en el verano.
Esta revista es uno de los productos de este esfuerzo,
recopila las experiencias vividas años atrás
en estas y otras comunidades que ya anduvieron este camino,
durante el cual aprendieron
lecciones que aquí se comparten.
De potreros pelones
a cafetales ecoforestales
La experiencia de don Nixon Exdarli Córdoba Arauz
como productor de la Comunidad La Luz, Quilalí,
en la Microcuenca San José de los Manchones,
Nueva Segovia, es muy particular.
Su testimonio se basa en el ánimo a cambiar
su forma de manejar la finca pastoril
a un sistema de cafetal agroforestal.
El ejemplo convence
Dice don Nixon:
“Desde la guerra yo comencé a despalar
para sembrar maíz y frijoles, y quemaba la tierra
como parte de la preparación para la siembra.
Entonces, en esa época, en esta Comunidad
habían buenas aguas,
bastantes animalitos en las montañas;
pero con tantos despales
comenzamos a tener problemas en los ojos de agua
y a acabar con la montaña.
El primer año que sembramos la producción era buenísima,
no pensábamos que la tierra se iba lavando, cansando,
después de los tres años los rendimientos se vinieron a pique.
Las tierras se deterioraron y cuando no hallamos
nuevas tierras de dónde echar manos, dimos el grito al cielo
porque no teníamos dónde sembrar y escaseaba el agua.
Varios productores de la Comunidad
comenzamos a trabajar con el POSAF.
Este Programa nos garantizó capacitaciones, plantas de cítricos,
de café y algunas herramientas y materiales.
Una vez nos llevaron a un intercambio de experiencia
con productores de Matagalpa,
y nos contaron el mismo clavo.
Me sorprendió cuando comenzaron a platicar
de cómo las cosas fueron cambiando a partir de reforestar
y aprovecharon el terreno
para sembrar plátanos los primeros años.
De cómo una cosa llevó a la otra
para que la tierra se fuera recuperando.
Yo vi que el terreno era igual al mío y me dije:
- ¿Por qué yo no lo puedo hacer?
Hubo un cambio en mi mentalidad
y me animé a reforestar por parcelitas. En un área de café
no había manera de hacerla prosperar, casi no me servía.
Yo resembraba, pensando que el problema era
por mal plantadas y !qué va! La tierra estaba deteriorada.
Entonces al limpiar el terreno fui incorporando todo monte
y guate posible, y cuando encuentro
algún palito maderable, lo dejo que vaya creciendo
hasta recuperarse. Siembro plantitas alrededor
y hasta después los granos básicos.
Esto es sólo por tres años porque las tierras no son agrícolas
y al cuarto año la producción va a bajar,
y los arbolitos ya van a estar grandes.
Como sombra rápida ocupo las matas de guineo
para establecer bien las plantitas de café,
para cuando sean trasplantadas al terreno.
Ahora la producción de café es buenísima en esa área.
Tengo 20 manzanas de tierra y casi toda reforestada,
sólo me faltan unos parches. Ya en lo crudo no siembro maíz
y ahora hay un guineal que hasta se pierde.
☞
“Dentro
de tres años
no voy a tener
en dónde sembrar
maíz y frijoles,
pero ya voy a tener
suficiente cosecha
de café
para vivir
todo el año...”.
Antes nadie daba un peso por el potrero,
una manzana pelada vale unos ocho mil córdobas,
pero reforestada llega a valer unos veinte mil
y con café sube a unos ochenta mil córdobas.
Para garantizarme los granos básicos para la casa,
yo vuelvo a iniciar este proceso en otra área,
y así voy avanzando poco a poco. Dentro de tres años
no voy a tener en dónde sembrar maíz y frijoles,
pero ya voy a tener suficiente cosecha de café
para vivir todo el año. Con eso tendré una entrada de dinero
para comprar los granos básicos y las cosas que necesito.
El rendimiento del café es de 30 cargas por manzana
y, al precio que está, obtengo fácil la comidita de la familia.
Con una mente abierta para aprender
El cambio de mentalidad de los productores de la Comunidad
ha servido de mucho porque ya no despalamos,
sino que cuidamos nuestra tierra.
Fíjese que una quebrada cerca de esta finca,
que antes se secaba, ha vuelto a recuperarse
porque los ojos de agua afloran poco a poco.
Ya no caminamos media hora para llegar a una fuente de
agua porque ahora la tenemos a unos pasos,
y hasta se derrama día y noche.
Además he construido barreras vivas con valeriana
para evitar la erosión del suelo en lugares inclinados,
y diques para retener el suelo que arrastran
las corrientes de agua de lluvia
y ayudan a infiltrarse en el suelo.
En vez de un beneficio tengo una tolva
cubriendo la despulpadora;
le pongo cuatro ganchitos
y ahí hago el beneficio húmedo.
Las aguas mieles caen en una fosa,
y la pulpa va cayendo a una abonera
que monté mientras dura la cosecha;
voy tirando la pulpa, con cierta atención,
para que a los dos meses el abono ya esté listo.
“He construido
barreras vivas
con valeriana
para evitar la erosión
del suelo
La mayor inversión para recuperar
en lugares inclinados,
un área pelada de potrero es la mano de obra.
y diques para retener
En el caso de los viveros
ocupé las mismas semillas de guabas,
el suelo que arrastran
compré las bolsas, preparé la tierra para rellenar,
le di su cuidado y así empecé a trasplantar
las corrientes de agua
a partir de los cuatro meses.
de lluvia y que ayudan
Sembramos guaba porque es de la zona,
mantiene el follaje tanto en invierno y verano,
a infiltrarse
siempre esta verde, bonita,
abona el suelo y es buena para la sombra del café. ☞
en el suelo...”.
“Empezar de cero
es difícil,
al inicio
hay dificultades,
porque
desde el momento
que se siembra
el café
hasta que salga
la cosecha,
es duro...”.
El fruto de los años
Empezar de cero es difícil, al inicio hay dificultades,
porque desde el momento en que se siembra el café
hasta que salga la cosecha, es duro.
Eso si, una vez que se ha comenzado
no se puede abandonar.
Es necesario armarse de paciencia para esperar.
De todos modos en la producción de granos básicos,
después de los tres años, no hay rendimientos,
y siempre me tocaría comprar lo que me falta.
La reconversión me ha costado unos años, va por zonas;
una tiene ocho años, la otra 12 años, están bonitas.
El suelo recuperado es área verde agroforestal
y ya estoy sacando producción de café.
Yo me pongo a pensar que si trabajara como antes,
mi finca estuviera hecha un desierto.
Ahora el ambiente es diferente,
cuando vengo de Quilalí me enfermo, es muy caliente.
Fuera de fachentadas, cuando la gente llega aquí dice:
- iQué lindo!, iqué frescura!
No me arrepiento en ningún momento por el cambio.
No vuelvo a quemar. No es difícil adaptarse;
lo difícil es cambiar de mentalidad porque a veces
esa cultura viene desde nuestros abuelos.
Yo creo que la única ayuda indispensable aquí
es el intercambio de experiencias
porque el resto uno busca cómo hacer.
La voluntad y el ejemplo
Lo primero es la voluntad, uno puede tener dinero
pero sin voluntad no se hace nada.
La voluntad mueve montañas.
También uno necesita una ayudita porque así uno arranca.
Si no hubiera ido al intercambio, no sé cuánto tiempo
me hubiera tomado cambiar.
A lo mejor seguiría volando machete.
Para mí y mi familia la ventaja de reconvertir la finca
es tener café, porque siempre lo vale. Además nuestro café
está certificado como orgánico por OCIA
desde hace tres años, hasta nos premia con incentivos.
Eso nos exige cero químicos.
El maíz no nos lleva a nada, ahí lo dejo a la buena de Dios
para el consumo de la casa.
Por una vida digna
Un año la Alcaldía de Quilalí nos dio un pago
por servicios ambientales
como estímulo por mejorar las condiciones del terreno,
y aportar en la reforestación de áreas deterioradas.
La Comunidad se ha beneficiado porque de la finca
se abastecen de agua potable las casas de abajo.
En las comunidades de la parte alta
de la Microcuenca San José de Los Manchones,
que abastece al municipio de Quilalí, como la de Oconwas,
han implementado el sistema de cultivo de café ecoforestal,
que protege las fuentes de agua
y respeta el medio ambiente, sin esperar
ningún tipo de incentivo o estímulo por parte de la Alcaldía
o de cualquier otro organismo. Nosotros lo hacemos
por una vida digna para la familia y nuestras generaciones.
Para sobrevivir ahora es urgente cuidar el medio ambiente.
“Para mí
y mi familia
la ventaja
de reconvertir
la finca
es tener café,
porque siempre
lo vale.
Además
nuestro café
está certificado
como orgánico
por OCIA...”.
10
Una microcuenca
con aroma a café
Café orgánico con enfoque de microcuenca
Isidro Cáceres tiene una pequeña parcela de cafetal
en la Comunidad Nuevo Amanecer en Jalapa,
Nueva Segovia.
Don Isidro lleva ya 10 años de ser un caficultor
con enfoque orgánico; utiliza la pulpa,
estiércol de ganado, aprovecha las aguas mieles
y aprovecha la técnica de manejo de tejidos.
Póngale atención a su experiencia:
“Para cultivar maíz y frijol alquilo tierras,
pero eso no me impide hacer mis experimentos
con las aguas mieles que dan
tantos problemas de contaminación.
11
Además elaboro algunos productos orgánicos
como el caldo sulfocálcico y el ácido piroleñoso
muy bueno para el follaje y para combatir ciertas plagas.
Mi café está certificado como orgánico
por la OCIA internacional, y es promovido por la Cooperativa
de Servicios Múltiples Campesinos Activos de Jalapa - CCAJ.
La exportación es a través de la Central de Cooperativas
PRODECOOP compuesta por casi 40 cooperativas.
La CCAJ hace las coordinaciones
para la entrega del café en pergamino oreado.
Con el Proyecto de Rehabilitación del Sector Cafetalero
desarrollado en Nicaragua y Honduras, del IICA,
a raíz del huracán Mitch, por un lado
pudimos construir y modernizar
el sistema de procesamiento del café,
para mejorar su calidad;
por otro lado, evitar que la pulpa y las aguas mieles
llegaran a las fuentes de agua.
Gracias a esos fondos facilitados por el IICA,
tengo un beneficio húmedo sano
porque no contamina el medio ambiente y es ecológico.
El crédito fue a pagarse en ocho años con intereses del 12 %,
y el monto total me salió de 2,500 dólares.
Además es una inversión que se va recuperando
poco a poco porque le presto el servicio
a otros productores de la Comunidad.
El agua que yo tengo viene por tubería y es movida
a través de la energía eléctrica y, entonces,
para ahorrar lavo el café con poco agua.
Por cada 50 latas de café en uva ocupo 400 litros de agua.
El beneficio ecológico tiene:
• Dos pilas fermentadoras.
• Un canal de clasificación.
• Una pila de recepción de las aguas mieles.
• Una pila de recirculación de agua y una bomba de mecate.
• Tuberías de desvío del agua hacia las fosas.
☞
12
Proceso en un beneficio ecológico
Uno. Se enjuaga el café en uva.
Dos. Se lleva el café a la tolva de la máquina despulpadora
que despulpa en seco. Por un lado sale la pulpa
y por el otro el grano del café. Esta separación permite
recoger la pulpa para llevarla a los pulperos o pilas aboneras
o a las pilas de la lombrihumus.
Tres. El café se deja en las pilas de fermentación
durante 17 horas. Estas pilas son de concreto
para evitar escurrimientos de agua,
la contaminación del suelo y el mal olor.
Cuatro. A través de un tubo conectado a los fermentadores
sale el mucílago del grano, que es la verdadera agua miel,
que va a caer a una pequeña pila en donde se le agrega
un poco de cal para evitar la contaminación.
Para lavar el café se cierra la salida del agua miel,
y gracias al sistema de lavado de café que recircula el agua,
se economiza gran cantidad. El agua es succionada
por una bomba de mecate conectada a la pila
en donde se guarda el agua servida para utilizarla
en el primer lavado del siguiente día.
El resto del agua que sale del lavado del café cae a una fosa.
Cinco: Después del tercer lavado,
el café pasa al canal de clasificación,
después pasa a la cajilla y por último al patio de secado.
13
Con los beneficios ecológicos de café
estamos dando un valor agregado a la pulpa del café,
aprovechamos las aguas mieles
y producimos un café de muy buena calidad.
Estas son las principales razones
que nos han animado para mantener este tipo de beneficio.
En la Comunidad toda la gente está reincorporando
la pulpa al cafetal porque estamos convencidos
de su contenido como abono.
El manejo en el cafetal
Las plantaciones están a curvas de nivel,
y como están en una parte baja
se manejan con un 80 % de sombra.
No uso ningún producto químico para la broca
porque se encuentran unas arañas que se comen la broca.
Cuando tengo ataque de cogollero en el maizal
utilizo el agua con azúcar
y dejo que las avispas hagan lo suyo.
Yo, para combatir enfermedades producidas por hongos
utilizo caldo sulfocálcico en vez del químico, carbendazín.
Cuando aplico 200 cc de agua miel
combinada con el humus líquido por bombeada,
me hace dos funciones: el humus líquido sirve como repelente
porque corre a las plagas y el agua miel da follaje.
Eso lo tengo probado en los cultivos de maíz, frijol y café.
Sólo aplico fertilizantes cuando hay necesidad.
☞
14
Se trabaja más pero los costos son menores,
por ejemplo el costo de producción
de una manzana de maíz es de 16,000 córdobas,
y yo llego a invertir menos de 8,000.
Hacer este tipo de cosas me permite evitar
intoxicación de algún trabajador por el uso de agroquímicos,
y evitamos también la contaminación del agua.
Algo importante que debemos saber
es donde estamos ubicados en la Comunidad.
Cuando estamos en la parte alta y no tenemos cuidado
en el manejo adecuado de los desechos y los residuos
del café, contaminamos las fuentes de agua,
el mismo suelo arrastra los desechos hacia la parte baja
y la gente es la que sufre esa contaminación.
Ahorita tenemos tantos problemas con el clima
por nuestro daño al ambiente”.
El café orgánico en la Microcuenca El Escambray
Esta vez es Rosa Amelia Zeledón
de la Comunidad El Escambray en el Municipio de Jalapa,
quien nos cuenta sobre su experiencia
en el manejo de café orgánico
en la Microcuenca El Escambray:
“Yo empecé a capacitarme en diferentes temas
con diferentes organismos,
y como compromiso conmigo misma empecé
a echar a andar lo aprendido en lo que más me atrae:
la protección de las fuentes de agua.
Como por mi propiedad de siete manzanas
pasa el Río El Escambray,
mi pareja y yo nos hemos propuesto
manejar la parcela de forma sana.
Entre algunas prácticas tenemos no usar ningún químico,
hacemos abono compost de los mismos sobrantes
de la cosecha, como las aguas mieles
y la pulpa que genera el beneficio húmedo
de 60 quintales de café pergamino.
Cubrimos el suelo con los tallos de guineo,
también hacemos el fertilizante foliar,
aplicamos productos como el caldo bordelés
y el caldo sulfocálcico para controlar las plagas y pestes.
15
“Yo empecé a capacitarme en diferentes temas
con diferentes organismos,
en lo que más me atrae:
la protección de las fuentes de agua...”.
La mayoría de las personas no tenemos el cuidado
de proteger los recursos naturales. En la parte alta
pasan todos los ríos que van a dar a Jalapa,
y durante todo ese trayecto la gente usa las aguas.
Como usted ve aquí, el río tiene piedras, arena,
porque no permitimos que las saquen sin control.
Dejamos que saquen un bidón o un balde
y no seguido porque trae perjuicio al río.
En el cafetal la regulación de sombra debe manejarse
entre el 50 y el 70% porque si no el sol entra fuerte”.
Mi participación como mujer
Rosa Amelia por ocho años perteneció
al Consejo de Administración de la Cooperativa CCAJ.
Desde su cargo como Secretaria empezó a ver
que la participación de la mujer en el manejo de las fincas
y de la Microcuenca era muy importante:
“Hay gente que contamina el agua
y las mujeres ahí lavan la ropa, se bañan y en muchos casos
de esas fuentes se saca el agua para tomar
y para los quehaceres de la casa. Esa agua no es limpia.
Nadie asocia que los animales que aguan ahí se enferman.
Nadie lo mira porque su principal preocupación
es por la producción. Las mujeres debemos participar
y no sólo para llenar la lista de asistencia sino para opinar,
para proponer, para decidir.
Debemos de trabajar en todas las microcuencas,
cuando se planifican las actividades, que consulten
a las mujeres sobre nuestros problemas.
Cuando hicimos el Plan de Protección de Microcuenca
se tomó en cuenta la parte alta, media y baja.
En ese plan pusimos actividades de protección por cultivo
y por zona, fue ahí donde decidimos pasarnos
de convencional a orgánico
como una alternativa para producir más sano.
16
Los dueños del bosque
El manejo de la regeneración natural
Aníbal Tenorio es el Gerente General
de la Central de Cooperativas Forestales CECOFOR,
que trabaja junto con 69 socios
en la implementación de plantaciones forestales
bajo el esquema de certificación forestal,
en áreas afectadas por la plaga del gorgojo.
Su accionar está enfocado en los ecosistemas
de pinares en la Microcuenca del Río Poteca.
17
La Central de Cooperativas Forestales de Nueva Segovia
nació con el fin de dar un manejo forestal
al bosque de pino, en donde se ha establecido
un sistema agroforestal y un sistema silvopastoril.
Este accionar fue posible
gracias al respaldo de un financiamiento,
asistencia técnica, educación ambiental,
la elaboración de planes de manejo forestal,
y las capacitaciones sobre industrialización de la madera.
En la puesta en escena de esta emprendedora labor
Aníbal Tenorio cuenta:
“Hace 10 años se desarrolló en Nueva Segovia
el Programa Socioambiental y Desarrollo Forestal
con MARENA, que es quien anima los planes de manejo
para potenciar la regeneración natural del bosque
después del daño del gorgojo en Jalapa.
Regeneración natural
La forma más sencilla de recuperar un bosque
es con la regeneración natural de los árboles,
es hablar de proteger el área y no quemar,
para que los arbolitos que nacen ahí solos, surjan.
La regeneración natural consiste en dejar a la naturaleza
hacer su parte, las plantas nacen ahí
donde caen las semillas y el trabajo está en proteger
a los arbolitos mientras crecen,
una vez que han cogido fuerza, ellos solos se levantan.
Rondas corta fuego
Una manera de mantener el área protegida
es hacer rondas cortafuego
para evitar que un incendio entre y acabe con los pinitos.
Las rondas efectivas son aquellas que miden
entre 10 y 12 varas de ancho.
No sólo se trata de hacerl esas rondas,
sino también de mantenerlas limpias.
Un rastrillo es ideal para esta tarea.
Las chapias
Cada año es necesario hacer dos chapias:
Una en febrero y otra en noviembre.
☞
18
La cerca
Otro peligro para los pinitos es la entrada del ganado
al área de regeneración, pues estos animales
pisotean todo a su paso.
Cercar el área de regeneración
es una forma de evitar visitas indeseadas.
Yo ya tengo cercadas las 15 hectáreas en recuperación.
Aníbal Tenorio.
El encierro del ganado
El ganado lo mantengo encerrado
y le he dejado cuatro manzanas para pasto
y banco de proteínas para su comida.
En total tengo protegidas 57 hectáreas
con la esperanza de recuperar el bosque.
Los padrotes
Con la poda de formación de los árboles padres
me garantizo una buena calidad de madera de futuro.
Además realizo los raleos de los palitos
para evitar competencia y mal formaciones
por falta de sol, de nutrientes y de espacio.
Eso significa que nos estamos encaminando
al manejo sostenible del bosque.
En las áreas con capacidad de regeneración forestal,
las plantaciones de entre los 10 a 15 años
han llegado a su punto de madurez.
Es cuando ya están aptas para el manejo silvopastoril,
para realizar su primer aprovechamiento ordenado
a través de un Plan General de Manejo
registrado en la Oficina Nacional del INAFOR.
Cada productor al cumplir estos requisitos
la ley le faculta su aprovechamiento
sin cobrar ningún impuesto.
La cooperativa cuenta con una industria
transformadora de madera,
que presta servicio al productor como socio,
le canaliza el mercado y luego hace la distribución
de los ingresos. El socio paga los costos
del servicio de la industria y recibe el dinero
por cada producto vendido.
En plantaciones registradas tenemos alrededor
de 180 hectáreas, y de manejo del bosque
andamos por las 1,500 hectáreas.
19
Los requisitos para registrar la plantación son:
• Tener la plantación.
• Ser socios de la cooperativa.
• Contar con un plan de manejo de plantación.
• Elaborar el Plan Operativo Anual.
La relación con la Microcuenca
Todas las negociaciones están basadas
en la protección de las fuentes de agua,
de los mismos bosques; apoyamos a escuelas
en las diferentes campañas
y reforestamos áreas sensibles al deterioro,
porque vemos a las cuencas
como una Unidad de Planificación.
La industria está ubicada
en la comunidad de Puntalitos,
en donde brinda atención a socios, socias
y particulares; ofrecemos el servicio de procesamiento,
hacemos la segunda transformación
de la madera como: palillos y estacas.
Queremos minimizar el desperdicio de la madera
de la primera transformación.
El mercado fuerte es con León, Managua y Masaya,
y muchos de los compradores vienen hasta aquí.
En la Cooperativa las mujeres productoras
están capacitadas en el manejo administrativo,
los jóvenes están capacitados para llevar
los registros económicos,
saben del control y administración.
“En la cooperativa,
las mujeres productoras
están capacitadas
en el manejo
administrativo,
los jóvenes
están capacitados
para llevar los
registros económicos...”.
A la par hemos desarrollado módulos
sobre economía familiar, desarrollamos espacios
para la activa participación tanto de las mujeres
y de nuestras hijas y de nuestros hijos,
en un programa de becas para que puedan desarrollar
su propio plan de negocios.
Los hechos hablan
Como dueños de bosque comprometidos
estamos cumpliendo con los diez principios
que exige un organismo mundial de manejo de bosques.
☞
Alfredo Rugama Castillo.
20
Estamos empujando el proceso de certificación forestal
para demostrar nuestra responsabilidad
en el cumplimiento del Plan Operativo.
Nos respalda el ser parte de una instancia departamental
llamada Corporación para la Iniciativa Conjunta
de Dueño de Bosque, conocida también como COPICO.
Esta es una instancia de Cabildeo de Incidencia.
Estamos cumpliendo. ¡Negociemos!
Beneficios al productor de la certificación
Al estar certificados creamos más oportunidades,
se trata de reconocimiento, de que la sociedad,
y autoridades vean que hay una instancia,
con oportunidad de inversión para el mercado especializado
que canaliza sus beneficios según sus estatutos.
El costo de certificación está entre 4,000 y 8,000 dólares,
con un Plan de Manejo para la Cooperativa
que cubre a todas y todos los cooperados…”.
Alfredo Rugama Castillo, Administrador del Aserradero
de la Comunidad de Puntalitos de Jalapa, asegura:
“Como este aserrío es de la Cooperativa,
todos los asociados tienen derecho a usarlo por el orden.
Lo primero que hacemos es revisar en el camión
si traen su guía, el permiso, el número de trozas,
el número de permiso… Todo eso lo anotamos
junto a la fecha de ingreso, las iniciales del dueño,
las medidas de cada troza y se ordena
según la fecha de ingreso.
El costo del servicio es sobre el 20 % del valor de venta,
según el precio que da el comprador.
Cuando el productor ya tiene aserrada la madera
debe tener los documentos de salida como:
factura de venta soportada con guía,
permiso de transporte o traslado que da INAFOR,
guía de traslado de madera aserrada,
permiso de aprovechamiento y recibo de compra venta.
Aquí aserramos 4,000 pies por día
y no desperdiciamos un solo tuquito de madera.
Sacamos palillos y estacas.
El costo de cada bulto de palillos es de 0.33 dólares
y cada bulto tiene 25 unidades.
21
De este material salen los palos de lampazo,
de escobas que tienen mercado
en León, Masaya y Managua.
Las estacas sirven para estaquillado de tomate
y trabajos que se hacen en las carreteras.
Cada estaca mide 56 pulgadas,
que se organizan en bultos de seis estacas
y se vende a 5,000 córdobas por camionada.
Estos subproductos sale de los residuos de la madera…”.
José Fidel González Flores es productor
del bosque de pino, en el Limón en Jalapa.
Como Presidente de la Junta Directiva de CECOFOR, cuenta:
“Esta finca Las Agujitas, que en un tiempo era agrícola,
estaba toda despalada. Vea el cambio.
A estas alturas he reforestado
todas las 50 manzanas con pinos, latifoliadas,
manejo frutales y cafetales.
En este bosque se respira aire puro, es un atractivo turístico,
¡claro! orientando a los clientes
en cómo deben comportarse para proteger el agua,
los árboles y el suelo para mantener un ambiente sano.
Aquí estamos ubicados en la Microcuenca El Limón,
que abastece de agua a las comunidades de la parte baja.
Por eso dentro de mi plan operativo
está chapodar al área de pino, cuidarlo contra las quemas,
a los árboles pequeños hacerles poda de formación...
Como en la finca hay problemas de erosión
las obras de conservación de suelos y agua son una solución;
plantamos barreras vivas, cercas vivas, diques.
Todas ayudan a detener las corrientes de agua
y a infiltrarse en el terreno.
Al poner en práctica lo aprendido en las capacitaciones,
la asistencia técnica y los intercambios,
nos ha ayudado mucho porque han venido a darnos
más conocimientos para manejar correctamente la finca.
Desde hace más de 15 años
he plantado 77 hectáreas con 1,200 árboles…”.
José Fidel González Flores.
22
El carbón de don Alberto
Producción de Carbón en Microcuenca del Río Dipilto
En el año 2000 Marcio Alberto Marín,
dueño de una mancha de bosque
y miembro de la Cooperativa Forestal
“Juan Pablo Umanzor” en el Municipio de Dipilto,
recibió el apoyo particular de PROCAFOR.
Así don Alberto junto con otros vecinos de su Comunidad,
con las nuevas iniciativas, empezaron a sacarle
el máximo provecho a los productos del bosque
con un manejo conducido.
No sólo se trata de tener un bosque sino de aprovecharlo,
mantenerlo y sostenerlo en el tiempo.
23
Póngale atención a su pensar:
“Los dueños de bosque estamos acostumbrados
a tumbar el árbol, sacar la troza y dejar los troncos,
ramas tiradas en el terreno... desperdiciados.
En muchas ocasiones ni limpieza hacíamos,
eso quedaba casi entero, ahora aprovechamos todo
siguiendo la forma que nos enseñaron para hacer carbón
con los hornos media naranja.
Para la construcción de estos hornos
se apoyó financiando a 11 productores.
Yo me integré en el 2000 y empecé con uno.
Ahora tengo dos hornos en mi casa.
ADEPROFOCA me ha ayudado con la comercialización,
me asesoraron para establecerme en el mercado.
☞
24
El costo de la construcción del horno
me salió por los 5,000 córdobas.
El horno lleva ladrillo cuarterón, barro
y una galera para protegerlo de la lluvia.
La producción mensual es variable,
por eso cuando tengo materia prima
proceso hasta 90 sacos al mes,
que comercializo a 120 córdobas;
pero cuesta 145 córdobas puesto en Condega.
Abastezco a los supermercados de Ocotal, carnicerías
y fritangas. Hago entregas mensuales de 100 bolsas al mes
en bolsas de papel con capacidad para cinco libras,
en bolsas plásticas ubico 400 al mes.
Estuve haciendo las bolsas con etiqueta,
pero al hacer numeritos me enteré de que cada etiqueta
me salía por dos córdobas, eso incrementaba los costos.
Me encarecía los costos...
además la gente maneja quién soy:
- Si es de don Alberto es carbón de buena calidad.
La materia prima
Compro por camionetadas los residuos
que quedan del plan de manejo de poda y raleo del bosque,
pago entre 100 y 120 córdobas.
Después yo lo pico, lo acomodo y lo acarreo.
El año pasado fue difícil porque no se contó
con ningún plan de manejo.
Para construir los hornos y procesar la madera en carbón
tengo que tener un permiso del MARENA, la Alcaldía, INAFOR.
Estas instituciones son las encargadas
de inspeccionar que todo funcione bien y de forma legal.
Sacar este residuo del bosque es un beneficio
porque, además de quemar algunas plagas
que se pueden propagar a través de estos residuos;
también se sacan estos troncos y ramas
desaprovechados y que propagan con facilidad
los incendios forestales.
Para trasladar el carbón, saco un permiso en INAFOR,
avalado por la Alcaldía y es válido por el día del traslado.
25
Otro beneficio del carbón entero es cuando lo cernimos
en la zaranda; el grande es empacado en bolsas y sacos,
y el polvito finito es bueno para hacer abonos orgánicos.
Ayuda mucho a mejorar los suelos
porque tiene montón de nutrientes.
El abono lo vienen a comprar entre febrero y abril.
El año pasado saqué 150 sacos de bocashi
que coloqué a 75 córdobas
en una cooperativa de Telpaneca.
El primer horno tiene 12 años y el otro tiene ocho años.
El horno se abre todo para sacar el carbón
y meter la madera, luego lo sello. Por el hueco de abajo
se le mete la leña y se le pega fuego.
Al otro lado está la chimenea.
Así sellado le damos tres días de fuego consecutivo.
Después ahí se deja enfriando por nueve días ,
después lo destapamos para sacar todo el producto.
La gente que procesa en hoyos
en invierno tiene clavos porque el carbón se humedece;
como aquí este horno está a nivel de la tierra
produzco un carbón de calidad.
No se utiliza agua para nada.
Una cosa importante es que esta empresita
genera empleo para cuatro jefes de familia.
La zaranda.
“Otro beneficio
del carbón entero
es cuando lo cernimos
en la zaranda;
el grande es empacado
en bolsas y sacos
y el polvito finito
es bueno para hacer
abonos orgánicos...”.
26
El ariete:
una bomba pero de la China
“Yo soy Ingeniero agrícola y como me gusta el campo,
estoy enfocado en hacer producir la tierra sin perjudicarla.
Cuando adquirimos la propiedad,
yo quería echar a andar tantas ideas y tecnologías,
por eso mi padre un día de tantos me dijo:
-Si querés sembrar cítricos bajo riego
con una bomba de gasolina, te va a llevar candanga
porque es carísimo y contamina el medio ambiente.
Mejor usá la bomba de ariete.
A mí me dio resultados hace 60 años,
me acuerdo que la traje desde Honduras”.
Recuerda don Alberto Ramos quien cumplió con aquel refrán
que dice: El que agarra consejos llega a viejo.
27
“En ese momento me puse a llamar a las casas comerciales
especialistas en sistemas de riego,
y ni siquiera sabían de qué les estaba hablando...
Aunque en aquel entonces se me hizo imposible conseguirlo,
no me dí por vencido. Fue gracias a un amigo
que ubiqué un ariete tirado en una finca por Murra.
El dueño creía que era una bomba pero de guerra.
Era la mitad de un ariete con suficientes piezas
para reconstruirla. Ya con un ariete como molde,
mandé a hacer el otro... lleva 100% nuestro sello.
El ariete es un invento chino de hace más de 5,000 años,
tiene dos válvulas que a diferencia de presión
generada por golpe de la corriente de agua
entra una, sube y así deja pasar a la otra;
la otra cierra y así se alternan.
El ariete debe tener cierta caída.
Estos sistemas exigen una caída de cinco metros y medio.
Son tan eficientes que a una altura de 34 metros
desarrollan una capacidad de llevar el agua a dos kilómetros.
☞
28
Mis dos arietes transportan 12,000 galones de agua
en 24 horas entre los dos.
Así ideamos construir una pila en una loma
para que el agua bajara por gravedad al sistema de riego.
Nosotros regamos dos manzanas y media de frutales,
pero se puede utilizar para cualquier otro tipo de cultivo.
Para poder echar a andar los arietes
construimos una represa en el río,
sin afectar a la población aguas abajo.
Simplemente es una represa con una compuerta
y un canalito que conduce el agua a los arietes.
El excedente de agua regresa a la microcuenca
del Río Mozonte completamente limpia.
El agua que entra al aspeltón
también es regresada al río completamente limpia.
Para aprovechar esta misma infraestructura. Yo me dije:
Aquí también voy a generar luz y levanté una pileta
en la parte más ancha de la acequia con una caída
que lleva unos tubos a un aspeltón, y un dínamo
para generar energía eléctrica.
Materiales y equipo
• Fuente de agua
con un caudal mínimo
de dos pulgadas y media
por cada aspeltón.
• Un aspeltón.
• Una transmisión.
• Juego de poleas.
• Un transformador
para tener potencia.
• Un dínamo.
El sistema de riego necesita:
• La acequia.
• Pila receptora de agua.
• Un tubo de dos pulgadas
y media y el otro de tres.
• Mangueras.
29
Una vida útil para toda la vida
La capacidad no es mucha
pero al menos genera energía a unas seis casitas.
Cuando se le instala un transformador
levanta una refrigeradora
y hasta el calefactor de la ducha.
Ahorita su capacidad es de unos 1,200 a 1,400 watt;
la luz es 110 voltio.
Este sistema yo lo recomiendo
porque es totalmente limpio,
ecológicamente hablando,
no hay consumo de agua y no genera ruido.
Además la inversión se recupera a corto plazo,
a unos cuatro años.
Es una forma económica de trabajar.
Instalar un sistema de riego con la bomba de ariete
cuesta la mitad que los otros sistemas de riego.
El mantenimiento de los arietes y de los aspeltón
es mínimo y sencillo.
No hay que andar trayendo a ningún especialista.
Gasta unos 3,000 córdobas al año.
Algunos consejos
En el mantenimiento es importante
reparar las uniones de las mangueras,
estar atento a cambiarle los empaques,
engrasar el generador y las chumaceras.
El ariete no necesita nada más.
Cuando no encuentro los empaques,
me voy a una zapatería en Ocotal
a encargar unas hechizas.
La vida útil de un ariete es para toda la vida.
Lo básico es saber el caudal de agua necesaria,
la altura mínima a la que debe estar instalado;
para la bomba de ariete se necesitan
cinco metros y medio de caída.
Una cosa muy importante es evitar
que en las mangueras aéreas se formen hamacas
porque entonces el sistema da problemas.
Es necesario tener la voluntad para instalarlo.
No se vaya por lo más fácil y dañino”.
30
Un convenio con el mañana
Dany Moreno, Coordinador Técnico de ADEPROFOCA,
quien ha trabajado en el manejo
de regeneración natural en la Microcuenca
Las Peraltas, el Zapotal del Municipio de Dipilto, cuenta:
31
“La Microcuenca de Dipilto
abastece de agua al poblado de Ocotal,
de ahí la preocupación de ADEPROFOCA,
al insistir que las familias productoras
incorporen el manejo forestal de una manera sostenible
para conservar el bosque y los recursos que dependen de él;
tanto el agua como el suelo.
Hasta el 2005 el aprovechamiento forestal
fue el segundo rubro de la economía del Municipio.
Antes del huracán Mitch
y del ataque del gorgojo descortezador,
los bosques de pino cubrían
tres cuartas partes del área total de la Cuenca Dipilto.
Actualmente menos de la décima parte
de los bosques de pinares
pueden considerarse bosque cerrado,
y una quinta parte, bosque abierto.
☞
32
La zona cuenta con limitados recursos de fuentes de agua,
siendo la principal el Río Dipilto, que recoge el agua
de dos microcuencas: La Laguna y La Tablazón.
ADEPROFOCA ha impulsado campañas
para hacer conciencia de la situación de la microcuenca
y de disposición del agua potable
porque de las montañas de Dipilto
se abastece de agua la ciudad de Ocotal.
Apuntamos a trabajar con los productores y productoras
en la diversificación productiva,
el desarrollo microempresarial sostenible
para no depender sólo del bosque,
sino que vean otras posibilidades como aprovechar
los restos o residuos de las trozas
para hacer carbón, artesanías, piezas de muebles...
ADEPROFOCA opera con los dueños de bosque
en el manejo agroforestal y la regeneración natural;
los socios manejan plantaciones de bosque
de forma sostenible y tecnificada.
Además cuentan con un convenio firmado con INAFOR
desde el 2008 y es renovado cada año.
“A un productor o productora dueña del bosque
se le debe enseñar a identificar cuál es el árbol padre
o semillero, sus características
y cuántos árboles es recomendable manejar por hectárea.
El manejo incluye obras de conservación de suelos y agua,
pues aquí en Dipilto las pendientes son muy empinadas;
por lo que se promueve la construcción
de diques de piedra o madera
según el recurso existente en la comunidad o en la finca.
33
Fomentamos la organización en brigadas contra incendios
en tiempo de verano, porque los incendios
son un riesgo permanente en la comunidad.
La gente debe estar capacitada para responder
ante esta necesidad o amenaza.
Actualmente nos proponemos sembrar 500 plantas
por área de aprovechamiento.
Es obligatorio cumplir con un plan de atención:
limpieza y chapoda, regeneración natural, rondas, podas,
sin un plan no se aprueba el aprovechamiento.
Al productor le hacemos ver que no se trata de un gasto
sino de una inversión a largo plazo.
Una práctica sana es la coordinación
con la Unidad Técnica Ambiental de la Alcaldía,
para realizar una visita conjunta al productor
a quien darán su aval
para los planes de aprovechamiento”.
Pedro Ponce Espino es un fundador de ADEPROFOCA
que ha sido directivo en tres períodos;
cada período es de dos años.
El ha participado en la elaboración
de los Planes de Manejo Forestal,
Plan Operativo y Manejo de Finca Integral.
Pedro tiene una área forestal de aprovechamiento
de manera gradual.
Este año aprovechó 150 metros cuadrados del área
que planifica cada año. A él lo inspecciona INAFOR
y la Secretaría Ambiental de la Alcaldía.
La finca está ubicada a 22 kilómetros de Ocotal,
y en las tierras altas que con referencia al nivel del mar
están a una altura de 1,200 metros.
☞
34
“Una práctica
fundamental
de los dueños
del bosque
es avivar
la regeneración
natural...”.
Eso quiere decir que es una zona muy fresca,
más que la ciudad de Jinotega.
La finca tiene 52 hectáreas de bosque de pino
ubicada en Microcuenca Las Peraltas o Aguas Calientes.
De las quebradas surgidas en la finca
se forma el Río Macuelizo.
Pedro comparte sus conocimientos generados
de la sabiduría que da el trabajo:
“Una práctica de los dueños del bosque
es avivar la regeneración natural.
Significa, dejar al bosque germinar solo,
cuidar del crecimiento de esos arbolitos,
ralear para eliminar los mal formados y los raquíticos.
Así dejan en promedio unos 1,200 pinos por hectárea
para evitar la competencia entre ellos
y que se desarrollen cómodos.
Aquí en la finca tengo diferentes áreas de bosque
en dependencia a su etapa de crecimiento y desarrollo:
áreas de regeneración, bosque en desarrollo,
bosque sembrado, bosque de padrotes o semilleros.
Las áreas de protección de fuentes de agua
no se tocan, tengo dos manzanas de cafetal
para despulpar en seco.
Las aguas mieles y la pulpa
son utilizadas en la misma finca para abonos.
35
El ganado pastorea en el bosque,
ahí viven debajo de los árboles.
Eso sí, para que no causen daño ni deterioro
los pinares deben haber alcanzado una altura
de entre los cinco y siete metros.
A eso se le llama sistema silvopastoril.
Las áreas no tienen mucha presión
porque también implemento potreros con pasto de corte,
hago ensilado y planeo las rotaciones de potreros.
Las fincas se manejan de manera integral.
No se puede sobrevivir de un solo rubro
porque si te va mal ¿de qué vas a echar mano?
En cambio, cuando se cuenta con varios rubros
y te va mal en uno, los otros te meten el hombro
para sacarte del clavo.
Aunque aquí es más forestal que otra cosa,
está combinada con otros rubros
como las naranjas, plátanos, frutales...
Este año ya empecé a aprovechar
una parcela de 150 metros cuadrados
porque raleé árboles padrotes.
El costo de manejo por hectárea es de 1500
a 2000 córdobas; incluye raleos, chapodas, podas...
Esta inversión se hace dos veces en el año,
de lo contrario el bosque no se desarrolla, no da la talla.
☞
36
Cuando el ataque del gorgojo fue una situación crítica
porque sólo se trataba de invertir y nada de recuperar.
En esa época fue muy útil el apoyo del POSAF,
Ayuda en Acción y del INAFOR.
Este año los costos de los impuestos se han incrementado,
hay que pagar 4.64 dólares a INAFOR
por el permiso de extracción,
30 córdobas a la Alcaldía por un aval
para solicitar una autorización de extracción de madera,
20 córdobas por peaje a la misma Alcaldía,
la Renta cobra dos córdobas por cada cien
que se le paga a INAFOR, o sea el 2 %.
La carga tributaria por metro aprovechado
llega a los 230 córdobas en total.
Ahora bien, a eso se le suman los costos de extracción,
que es casi de 800 córdobas, más el gasto del transporte.
Sacar un metro de madera desde la finca
hasta Ocotal cuesta 300 córdobas.
“Cuando
una población
de árboles
es demasiado
densa o tupida,
su madera
no va a ser
comercializable...”.
Esta área tiene 10 años de estar en regeneración.
Es mejor manejar la regeneración que plantar árboles,
es poco lo que se logra, en cambio los que nacen aquí
están adaptados a las condiciones de la zona.
El raleo
En esta área hubo 2,500 árboles por hectárea,
la idea es dejar 1,200 por hectárea, que son los árboles
que puedan crecer y desarrollar en una hectárea.
Cuando una población de árboles
es demasiado densa o tupida,
su madera no va a ser comercializable
porque el fuste es pequeño y no desarrolla su potencial.
La distancia que debe tener un árbol en crecimiento
es de tres a tres y medio metros de distancia entre uno y otro.
Las podas
Cuando se hacen las podas de saneamiento
y las podas de formación se deja una tercera parte de la copa.
Cuando se quiere producir madera de calidad
sólo se podan las ramitas mal formadas,
nunca se toca la punta del árbol
porque ahí va su crecimiento.
El árbol no debe quedar pelón,
más bien se trata de darle forma a la copa.
37
El aprovechamiento
Cuando cortamos los pinos para vender,
por cada árbol tumbado
dice el decreto que debemos sembrar
de seis a diez árboles.
Cuando el área no ofrece la posibilidad de replantar,
el INAFOR orienta la actividad
a otras áreas de la Microcuenca, fuentes de agua
o áreas despobladas de pinos.
En donde además le da atención
por un período de tres o cuatro años.
La veda forestal
El gobierno decretó una veda forestal
que ayudó mucho a ordenar
el manejo forestal en Nicaragua.
Áreas despobladas fueron recuperadas
y animó la regeneración natural...”
Marcio Filemón de Dipilto Viejo, maneja un pinar
de nueve manzanas, desde hace 58 años; de ese cúmulo
de experiencia que atesora y comparte, reflexiona:
“La idea de proteger el bosque
nació hace muchos años aquí en la zona,
para abastecer de agua a las familias.
Sobre nuestros hombros recae la sobrevivencia
de nuestra generación y las venideras.
Yo planté en lugares sin árboles a tres bolillos.
MARENA me dio un incentivo que, aunque poquito,
es como un reconocimiento para motivarnos
a continuar protegiendo la Cuenca.
La primera vez fue de 120 córdobas por hectárea por año,
el año pasado fue de 4,000 pesos, más motivador.
He recibido capacitación para el manejo de desechos
o sobrantes de la poda y del aserrío.
Nuestra demanda al Estado es la animación y promoción
de políticas protectoras del recurso,
y de incentivo para los dueños del bosque.
Yo he trabajo con la Comunidad implementando
un plan de manejo de microcuencas, hemos reforestado,
trabajado con las escuelas y con los maestros.
Ellos son personas claves en la transmisión de conocimientos
y sensibilización en el alumnado, las familias, la vecindad,
la comunidad y la población.
“El gobierno
decretó
una veda forestal
que ayudó mucho
a ordenar
el manejo forestal
en Nicaragua...”.
38
Cosecha de agua de lluvia
para la producción
Santiago Jaramillo es Ingeniero Agrónomo,
trabaja en el Centro Agronómico Tropical de Investigación
y Enseñanza, CATIE, desde el año 2008 desarrolla un proyecto
para aprovechar el agua de lluvia y transformar
la agricultura de secano a una agricultura con riego,
a través de la cosecha de agua en la microcuenca la Florida
de Jalapa y Sub cuenca de Aguas Calientes en Somoto.
Santiago nos cuenta su experiencia: “La cosecha de agua
no es una práctica nueva, se practica desde siempre
para garantizar más alimentos, pero con el cambio climático
y el deterioro de los recursos se hace necesario
tecnificar la agricultura con este tipo de prácticas.
Durante la época lluviosa el agua se colecta en represas
y el riego se facilita con la instalación de una tubería
de varios tamaños para el riego.
Ventajas económicas de la cosecha de agua
Con el riego se puede tener empleo durante todo el año
aún en la época de verano cuando hay más sol,
lo que permite mayores rendimientos
y donde la dificultad en la producción de secano
es la escasez de agua, eso es lo que resuelve el riego.
39
Cuando los productores tienen acceso al riego
las posibilidades a un crédito son mayores.
Como una obra para recoger el agua dura más de 50 años,
los productores pueden diversificar su producción
y en ese tiempo recuperarse económicamente.
Con la gente se hace la selección de sitios
y la construcción de la represas.
Para ello se realizan días de campo
en el cual los productores comparten su experiencia
y cuentan cómo les ha ido,
sus frutos y rendimientos económicos.
La selección del sitio
Se hace una selección de los sitios posibles
para ello se analiza el clima con datos de INETER,
se valora el comportamiento de la lluvia
y de la evaporación de los árboles a través de las hojas,
así se conoce los meses de mayor pérdida de agua
que sufren los árboles y los meses con mayor exceso de lluvia,
determina un área baja
En
la parte
inferior de
la represa
colocamos una válvula de riego
donde
se escurre
o recoge
más,
yen
elzonas
riego totalmente
se realiza por
gravedad,
aspersión
o goteo.
planas es imposible
elegir
un lugar.
Al
inicio
del proyecto
nombró
una desniveles
Comisión Nacional
Estas
represas
se haceseen
pequeños
donde
participó
el INAFOR,
y cambios
de relieve
dondeINETER,
vemosMAGFOR, INTA, MARENA,
gremios
y asociaciones,
alcaldías
apoyaron mucho
que en épocas
de lluvialas
corre
el agua,
en
la
parte
de
sostenibilidad
y
facilitaron
la maquinaria
ahí construimos un muro que une dos cerros
para
la construcción
de estas
obras.
o montañas
para represar
el agua.
La capacidad de las represas son variables,
Hemos
trabajado
Nueva
Segovia,
y León
hay represas
de 24en
mil
metros
hasta 98Madriz
mil metros
cúbicos,
donde
hay
10
represas
construidas,
esto permite según los cultivos, regar entre 10 o 15 manzanas.
tenemos un año de ver resultados
pero estamos en la fase de siembra.
☞
40
El arroz consume diez mil metros cúbicos de agua
por hectárea por ciclo; el frijol y las hortalizas
de dos mil a dos mil setecientos metros cúbicos por ciclo.
Todas las fechas de siembra han sido cambiadas
a los meses de noviembre para contar con el riego
y aprovechar al máximo
los días de mayor sol, enero y febrero
lo que permite que los rendimientos sean óptimos.
El costo de la construcción de una represa de agua varía,
nuestra preocupación es hacer un programa
que sea eficiente y al alcance de todo el mundo,
el costo promedio es de 4.75 a 4.35 dólares el metro cúbico
de suelo cortado y compactado en el muro,
la cooperación internacional dio,
60 o 70 córdobas de cada 100 córdobas
que costaba la obra y la alcaldía apoyaba
con el 30 o 40 por ciento que restaba,
en muchas obras el costos de la obra aumenta
por el acceso a maquinaria pesada.
Con este sistema los productores han logrado
mayor producción y más de dinero,
por ejemplo en maíz hablamos de un rendimiento
de 35 a 40 quintales por manzana.
Con sólo cambiar la fecha de siembra,
preparar mejor el suelo y utilizar el riego
están llegando a 150 quintales por manzana.
En las alcaldías municipales de Jalapa, Somoto
y La Paz Centro, ahí hay mucho conocimiento técnico
en la unidad ambiental ellos pueden asesorar,
sobre cuales condiciones debe reunir la finca
y determinar si es posible represar el agua
y cuanto serán los costos de la obra.
Los agricultores aquí abren mucho sus mentes
a las nuevas ideas y tecnologías y las adoptan rápido
esa es una ventaja para iniciar cualquier proyecto.
En las microcuencas la cosecha de agua
es una alternativa para ampliar el área de riego,
aumentar el empleo, la producción
y garantizar la soberanía alimentaria.
41
Imagínese que cada nube que pasa y deja caer la lluvia
uno la puede recolectar en la represa
y en el verano producir con esa agua,
sólo así se puede tener una producción rentable.
La experiencia de Joaquín
Joaquín Gonzáles es productor en la Comunidad
La Florida en Jalapa, su área de cultivo es de tres manzanas,
el tiene experiencia en cosechar agua y nos cuenta:
“Empezamos a almacenar el agua en la presa
que recoje de 50,000 a 80,000 mil metros de agua,
con ella siembra el maíz, los frijoles y las hortalizas,
ahora voy a sembrar arroz.
La idea de la construcción de esta presa nació
cuando vinieron unos señores del CIAT,
hicimos un recorrido por la finca buscando
el lugar adecuado para cosechar agua,
toda esta agua es el agua de lluvia, la que cae
en el invierno, ella baja de los cerros a esta parte baja.
Cuando los técnicos conocieron el terreno,
vieron que era posible hacer la presa,
con el tractor sacamos todo el material malo
o sea el barro y lo pusimos en la orilla,
ese barro sirve para hacer el muro,
se deja un desagüe para que el agua
que se rebalsa siga corriendo.
En el mismo muro pone una malla
para que el agua filtre y corra hacia abajo.
Yo estoy muy contento.
Mire, aquí hay cerros y el agua corre
era una lástima que siguiera corriendo,
si el agua corre la podemos atajar.
Antes yo tenía una presita chiquita
con eso cosechaba productos para el gasto,
ahora mire esta presa es grande
como ésta fue la presa piloto no tiene costo
aunque yo metí mi mano de obra durante 12 días.
El agua va por un canal
hasta donde está el plantío.
El mantenimiento que le doy a la presa
es para limpiar la orilla y no se llene de monte.
“En las micro cuencas
la cosecha de agua
es una alternativa
para ampliar
el área de riego,
aumentar el empleo
y garantizar la
soberanía alimentaria...”.
42
Estanque para criaderos:
Peces al alcance de tus manos
Yader José Herrera Castillo de la Comunidad El Cacao,
Municipio de Quilalí, cuenta que:
“Antes no sabía nada sobre el medio ambiente,
lo único que sabia era volar machete,
pero ahora he visto que hay lugares en las propias fincas
donde se están secando las fuentes de agua,
entonces sí, uno ve que algo está pasando. Hay otra visión.
Nuestro padre nos ha aconsejado que cuidemos el agua
y que si vemos a alguien en nuestra propiedad atrevidamente
picando un árbol, hay que regañarlo.
Pero gracias a Dios en nuestra finca
tenemos agua en abundancia.
43
Tenemos un vecino ganadero
que no tenía agua en su propiedad
para darle a sus animales,
entonces venia aguarlas a nuestra propiedad,
porque aquí siempre hemos tenido agua,
eso para nosotros era un problema,
por lo que mi papá, para resolverlo decidió
donarle un área pequeña de la finca donde hay agua,
para que él venga a darle agua a sus vacas.
En las áreas donde hay problema con el agua
es porque la gente tiene falta de conocimientos,
la gente no tiene la capacidad ni la costumbre de decir,
ve le voy a sembrar una mata de guineo o de malanga
o lo que sea al ojito de agua para que no se seque,
ellos sólo están chapeando para sembrar.
En los 25 años que tenemos de vivir en esta finca,
hemos visto cómo el agua ha disminuido un poquito,
y esto es porque antes nosotros solo volamos machete,
pero tampoco sólo es culpa nuestra,
porque la fuente de agua no nace en nuestra finca,
nace más arriba y ahí la gente no la protege,
la fuente de agua que tenemos en la comunidad
sólo en la finca de mi papa está protegida,
por eso en el verano del año pasado
se secó unos pocos días.
A mi papá y a nosotros nos gusta mucho cuidar
el medio ambiente, las fuentes de agua, los árboles,
en esta finca hay árboles de caoba, cedro,
nosotros no lo tocamos porque no es bueno
y porque sabemos que está prohibido.
En lugar de decir que voy a votar este palo
para que entre el sol y se seque, hay que decir
voy a sembrar otro árbol para mantener la humedad.
☞
44
Mi papá desde que era pequeño iba al río a ver a los peces
y de vez en cuando iba a pescar.
Ahora a él le hace falta, porque en los ríos de aquí
ya no se ven los peces, por eso a él se le ocurrió
construir un estanque en la finca.
El estanque uno lo hace con alguna intención,
pero lo correcto es que se beneficie
al dueño de la finca y a los vecinos.
Tilapia.
En la finca el estanque se hizo porque a mi papá
le gusta tener bastantes animales,
y también porque yo hace un tiempo estuve enfermo,
me dijo el doctor que estaba bajo de grasa
y que los peces son ricos en grasa,
por lo que me mandó a comer pescado,
eso motivó a mi papá a construir el estanque.
Si alguien más se enferma de la familia o en la Comunidad
aquí mismo están los peces, o si alguien de la Comunidad
viene a pedir algún pez para comérselo, se lo regalamos.
Mi papá construyó el estanque con su propio dinero;
para excavar el estanque aprovechó el año pasado,
cuando un tractor estaba aquí reparando la carretera.
El estanque se construyó sacando un poco de material,
en una parte baja de la finca, para favorecer la entrada
de agua natural que viene de lo alto de la montaña.
Guapote.
En este estanque hay cuatro tipos de peces:
tilapia, amagiaco o podrido, guapote y tuba roja.
después nos dimos cuenta que la tuba roja
es depredadora de los otros peces,
por lo que tenemos pensado eliminarla.
Los peces los utilizamos para el consumo de la familia,
comemos pescado de vez en cuando,
no comemos diario porque mi papa quiere
que este estanque se llene de muchos animales,
para que la gente de fuera venga a ver las bellezas
que hay en las comunidades de Quilalí.
La ventaja de tener este estanque aquí
es que podemos invitar y pasar un momento agradable
con el resto de la familia, y nos comemos un pescado sano,
Tuba roja.
45
sabroso, nutritivo, criado en aguas limpias sin contaminación,
a diferencia de peces que viven en ríos y lagos contaminados.
Lo que se necesita para construir un estanque
como el nuestro es:
• Voluntad y querer proteger el medio ambiente
• Un área que esté en una parte baja.
• Una entrada o caída natural del agua.
• Un tubo que sirva de dreno en la parte baja del tanque.
• Los peces
• Un poco de maíz para darles de comer
En el caso de mi papá, él pagó para que sacaran el material,
pero se puede aprovechar cualquier sitio bajo,
la naturaleza muchas veces nos da ese espacio ya listo...”.
Yader comenta que en su propiedad tiene un área natural
para hacer el criadero de peces, pero no lo ha hecho,
porque la gente mucho pasa por esta área.
“Al estanque se le pone una entrada de agua
a una altura de un metro para que el agua caiga con fuerza
y mantenga en movimiento el agua del estanque,
ese movimiento del agua mantiene el oxígeno
que los peces necesitan para vivir, por eso el estanque
debe construirse en una parte baja, no en un bordo.
Esta entrada de agua debe ser de un grueso mínimo
de media pulgada pero debe ser constante
a los pececitos les gusta lo que lleva el agua,
pedacitos de hojas, algas, basuritas, gusanos, arañas.
El estanque también tiene que tener una salida o dreno
para que el agua salga y no rebalse,
en ese dreno se instala una malla para que los peces
no se salgan, esa salida puede ser de seis pulgadas,
para que en los tiempos de lluvia salga el exceso de agua
y el nivel del estanque no se desborde
y deshaga los bordes de tierra del estanque.
☞
Salida de agua del estanque.
46
En el fondo del estanque se forma una capa de lodo,
nosotros no se la sacamos porque se vuelve a formar
y porque a la tilapia y al amagiaco o podrido
les gusta este ambiente; cuando está haciendo frío
ahí se meten para protegerse, el lodo lo ocupan
para camuflarse no para alimentarse.
En el estanque lo único que hay que tener cuidado
es que no le falte la caída de agua permanente.
El único alimento que le damos a los peces es maíz martajado,
después ellos buscan sus alimentos en el ambiente.
El mantenimiento de este estanque es muy fácil y sencillo,
nosotros sólo le cambiamos el agua cuando la vemos sucia,
porque los peces deben estar en un ambiente limpio
para garantizarles su oxigeno; el cambio de agua se hace
dos veces en verano, debido a que le entra poco agua.
En el invierno no hay necesidad de estarlo limpiando
como le cae bastante agua, ella misma se limpia.
En el Río Coco antes habían barbaridades de peces,
ahora uno no los ve, porque hay mucha gente
ha dejado barrido los ríos y no les han aplicado las leyes.
47
Además los pescadores no se ponen la mano en la conciencia
y sacan del río todo lo que encuentran.
Si se parara esta actividad en unos años volverían
a aparecer los peces, pues ellos se reproducen en cantidad,
y podríamos volver a los tiempos de antes.
Nosotros le recomendamos a cualquier productor
que tenga un espacio en su finca y un hilito de agua,
que construya un estanque para criar peces.
Además el estanque contribuye a mejorar el ambiente,
porque a uno le da ganas de sembrarle alrededor
unos arbolitos para que el estanque no se evapore,
se mantenga fresquito y además se vea bonito,
después a uno le va naciendo la idea
de sembrar en otras partes de la finca.
Así otros productores que vengan a ver, les va a gustar lo bonito
y lo fresco del lugar y pueden convencerse
de ir a sembrar árboles a su finca, porque van a estar seguros
de que la siembra de árboles mejora el ambiente,
además que ahí llegan a beber agua los animales domésticos
y los animales silvestres de la Comunidad...”.
“En el estanque
lo único que hay
que tener cuidado
es que no le falte
la caída de agua
permanente...”.
48
Diques para que no
se lo lleve la corriente
49
“En nuestra propiedad y en la de otros productores
de esta zona, teníamos problemas cuando llovía fuerte,
el agua arrastraba el suelo y se formaban zanjas,
por eso un proyecto con ADEPROFOCA
y el POSAF nos dieron asistencia técnica
para hacer algunas obras de conservación de suelo y agua”.
Nos cuenta Marcio Alberto Marin Martínez
de la Microcuenca del Río Dipilto.
“A partir de que somos socios de Adeprofoca en 1997,
comenzamos a saber sobre la importancia del bosque
y su relación con esta Microcuenca
y desde esa época para acá es que hemos comenzado
a conservar el bosque y el medio ambiente,
porque estamos dentro de una área protegida;
desde siempre hemos hecho chapeo, podas,
rondas para evitar la quema del bosque.
Sólo cuando hubo el ataque del gorgojo descortezador
fue que sacamos los árboles que estaban remaduros;
aquí hubo bastante afectación de esta plaga;
más o menos afectó a una quinta parte del bosque.
☞
50
Las obras de conservación de suelo y agua
las hicimos los productores
con la supervisión de los técnicos.
ellos nos dieron también materiales
y nosotros pusimos la mano de obra.
Yo también hice las obras de conservación de suelo
en mi finca porque tengo dos áreas de café
que las tengo certificadas por OCIA como café orgánico
y ellos me recomiendan que para mantener la certificación
implemente en mi finca las obras de conservación de suelo.
En la parte alta de la finca y en las áreas de pasto,
es donde se formaban las zanjas y por recomendación
de los técnicos de Adeprofoca y el POSAF,
construí diques ahí para retener el suelo
cuando llueva, para evitar que éste vaya a parar
a las quebradas y ensucie el agua.
Actualmente tengo un total de 18 diques en tres hectáreas;
son diques de madera y están amarrados con un prendedizo
que se llama izote y lo amarro con alambre dulce.
Hay dos tipos de diques, depende de los materiales
que tengamos disponibles, madera o piedra,
claro está que el dique de piedra dura mas,
siempre y cuando esté bien hecho,
pero si no dispone uno de piedras, pues lo hace de madera
que duran entre cuatro a cinco años,
ya que debido a la humedad por la lluvia se pudre.
Pero cualquiera de los tipos que construyamos es efectivo,
uno logra retener el suelo, evitamos la erosión y el deslave.
Para mejorar las condiciones del suelo, es la materia prima
y la buena voluntad para hacer las obras de conservación
de suelo y agua; los diques son una de ellas.
En el caso de que los diques sean de madera
hay tres cosas que podemos hacer para que sean efectivos
y tengan una larga vida:
• Cambiar el poste que se vaya pudriendo.
• Cambiarle el alambre que se reviente o se oxide.
• Sembrarle maleza para que el suelo se amarre,
por ejemplo se puede sembrar zacate limón.
51
El proceso para hacer los diques es muy sencillo:
Primero, se hace una zanja bastante profunda
en forma de U, no es recta,
después se coloca la madera o las piedras
eso según los recursos que tengamos.
Luego se le pone la estaca de un prendedizo que puede ser:
Madero negro, Izote o espadillo que es el mismo.
La altura apropiada para un dique es un metro,
porque si se hacen muy altos se tiene el problema
de que al pasar las personas y los animales,
por el peso del propio material se puede derrumbar,
y si lo hago mas bajo se llena más rápido,
pero esto además estará en dependencia de la distancia
a la que esté ubicado cada uno de los diques.
Los diques se pueden construir en cualquier época del año;
lo que pasa es que en verano es más cómodo
porque no llueve y podemos trabajar más tranquilos y,
además, el prendedizo cuando hay lluvia no pega;
pero es en el invierno que miramos si hay falla,
sabemos con perfección
dónde es que escurre más el agua de la lluvia.
Construir un dique de piedra de un metro de alto
por tres de largo cuesta entre 800 y mil Córdobas,
de madera cuesta entre unos 700 a 800 Córdobas;
en estos tiempos cualquier productor lo puede ver caro,
pero realmente no es un gasto es una inversión a largo plazo;
yo cuando los construí pensé en el bien de mi familia,
en enseñarle a mis hijos cómo se debe cuidar el bosque.
La esperanza que tengo yo y el resto de productores
es que en algún momento nos incentiven
por cuidar el bosque y el agua,
por eso es que siempre lo seguimos haciendo,
y si no nos llega el incentivo al menos sabemos
que le vamos a dejar oxígeno a nuestros hijos y nietos.
La Comunidad se beneficia cuando los productores
hacemos obras de conservación de suelo y cuidamos
el medio ambiente, porque tenemos un buen bosque,
el oxígeno que respiramos es más puro,
la cuenca no se llena de sedimentos y el clima es agradable;
mucha gente siempre se refiere a Dipilto
como una zona de clima sabroso...”.
“La comunidad
se beneficia cuando
los productores
hacemos obras
de conservación
de suelo y cuidamos
el medio ambiente...”.
52
Extracción de resina
en la Subcuenca del Río Poteca
Elvin Naum Rodríguez es socio de La Cooperativa
Fronteras de Oriente, vive en la Comunidad Los Milagros
ubicada a 6 kilómetros de Trojes en Honduras.
En esta Comunidad se han organizado para proteger el bosque,
prevenir incendios forestales, proteger las fuentes de agua,
evitar los aserraderos clandestinos;
este esfuerzo es para cuidar la Microcuenca
porque de ahí sale el agua que utilizamos todas las familias.
“La mayoría de la gente de la Comunidad vive del bosque,
yo me dedico a la extracción de resina utilizando el método
de copa y canal. En la cooperativa somos 25 socios
que estamos resinando.
Después de extraer la resina el árbol sigue siendo útil;
tenemos bosques que han sido resinados durante 15 años
y siguen en pie; nosotros dejamos arboles semilleros,
esos son intocables porque ellos permiten
que nazcan los nuevos arbolitos.
Donde hay fuentes de agua es prohibido resinar,
así lo establece la Ley del Medio Ambiente.
Después de la resinación podemos hacer uso del árbol
para extraer la madera, siempre y cuando tengamos
un Plan de Manejo.
53
El Plan de Manejo es caro; la Cooperativa lo gestiona,
quien lo da es el IHCF; a la Cooperativa le costó cuatrocientos
mil lempiras, que anda por un poco más de 21 mil dólares;
a nosotros nos financia la Cooperativa y lo pagamos
poco a poco, actualmente nos está apoyando SOCODEVI
que es una cooperativa Canadiense;
el plan dura más de cinco años.
Yo resino durante todo el año; a 600 matas de pino
le logro un barril por saca haciendo tres escodadas,
cada barril me lo pagan a 2,000 lempiras,
o sea unos 100 dólares, y gasto por cada barril 700 lempiras,
que son más o menos 35 dólares,
o sea que lo que me queda por barril son unos 65 dólares;
la resina la vendemos a la empresa VARIX que queda
en Comayagua, ahí la procesan
y la sacan en trozos cuadrados tipo bloques.
Para resinar, hay que esperar a que el árbol tenga 20 años,
si los suelos son pobres se debe esperar 30 años.
El bosque que nosotros estamos manejando es ejidal,
es decir que es parte de las tierras de la Comunidad,
pero no es nuestra propiedad, por lo que tenemos que dar
un porcentaje de lo que extraemos del bosque;
la Ley permite que se entregue a una cooperativa,
organización para que le den manejo.
En la Comunidad de Milagros respiramos aire puro,
es admirada por el clima, eso se debe
a que protegemos el bosque, lo hacemos de forma organizada,
tenemos un comité de protección del medio ambiente
integrado por cinco personas;
si hay un incendio inmediatamente lo controla
la brigada contra incendios.
☞
54
El patronato comunal es el que dirige todas las actividades;
tenemos un plan elaborado con la Comunidad
y las autoridades locales donde se especifican
todas las actividades de protección al bosque
y lo que vamos a hacer en todo el año,
relacionado a los recursos naturales.
Cada ocote es una posibilidad grande de vida
para cada uno, si hay zonas donde no se resinan
este es un buen empleo, los bosques nos dan agua,
aire, belleza; y sabiéndolos manejar podemos vivir
son una fuente de empleo permanente.
Nosotros hacemos alianzas con aldeas vecinas,
si surge algún problema de manejo del bosque como incendio,
así nos ayudamos entre todos para controlarlo.
Yo tengo dos años de trabajar cuidando
la Microcuenca El Milagro;
ahí se hace un manejo integral de los recursos naturales
la Cooperativa nos ha capacitado, y luchamos
porque no siga la destrucción en el bosque...”.
Jorge Flores de la Comunidad Las Cañitas de Trojes,
nos cuenta su experiencia:
“Nosotros en vez de destruir el bosque lo cuidamos,
en la Cooperativa tenemos acceso
a mil metros anuales de madera, si cumplimos
con el requisito de contar con un Plan de Manejo.
Nos asignaron 3,200 hectáreas a la Cooperativa;
primero aprovechamos la resina, luego la madera,
con el cuidado de proteger los árboles que están
a 150 metros de la fuente de agua,
ahí no podemos sacar nada,
esos árboles no se pueden tocar, es decir ni resinar ni cortar.
Antes nosotros vendíamos la madera en rollo buscando
tener mejores ingresos; el gobierno ya nos entregó el área.
Se ha negociado una reinversión de lo que genere,
nosotros lo entregamos para el manejo del bosque,
eso se va a invertir en la Comunidad.
Al árbol después de picarlo le aplicamos levadura de cerveza,
para que la resina salga con facilidad,
antes usábamos un ácido pero nos dimos cuenta
que era perjudicial para la salud.
55
Para sacar la resina picamos el árbol,
el pique debe hacerse parejito
para que el árbol selle con facilidad,
no debe quedar desproporcionado porque se daña el árbol,
sólo es quitarle un poquito de corteza.
Después de picar aplicamos el liquido y él empieza a llorar,
el liquido quema y comienzan a salir las lagrimas de resina.
Por semana rallamos el árbol dos o tres veces,
en cada ralla vamos trepando el material, el canal y la copa.
Hemos tenido algunas dificultades con la extracción de resina,
cuando los precios han sido muy bajos.
A cada árbol cosechero cuando el tiempo está bueno
se saca un litro diario; en tiempo de invierno hay que revisar
en la mañana y en la tarde el recipiente o la copa;
cuando se llena de agua y la resina está cayendo
se derrama, por eso hay que estar pendiente de botar el agua.
Debemos cuidar que los barriles
en que almacenamos la resina estén limpios,
limpiar cada árbol; no debe de quedar resina
porque es un combustible que comienza a chorrear
y se provocan incendios lo que es un peligro para el bosque.
La calidad de la resina es muy importante, la resina es clarita,
si tiene un color oscuro casi negro es de mala calidad,
pero si le aplica la levadura de cerveza la resina sale clarita.
La resina se puede almacenar por mucho tiempo.
En la época de verano hacemos el comaleo
que es una terraza individual que se hace al pie de cada árbol,
se pica con el azadón y se le quita toda la broza
por que puede ser combustible que rapidito agarre fuego.
También hacemos ronda en toda la plantación,
la hacemos en el mes de febrero.
El árbol tiene una vida útil; si nosotros lo picamos sin anillarlo,
lo que es prohibido, se seca;
cuando ya no extraemos resina; el árbol se va cerrando y,
el palo tiene vida larga si sólo quitamos
la corteza para trabajar.
Los árboles que ya no estamos resinando se van cerrando
y vistiendo con nueva corteza, él se vuelve a cubrir;
podemos tener un árbol de 30 pulgadas de diámetro,
con dos caras de pique.
56
Sembré un bosque para leña
en la Subcuenca Aguas Calientes
57
Nicolás Moreno Ramírez coordinador del Comité
de la Subcuenca Aguas Caliente Somoto,
originario de la Comunidad de Uniles
en San Lucas, del departamento de Madriz,
quien ha mejorado su finca sembrando un bosque
para leña y postes y no afectar más la Subcuenca
Aguas Calientes, nos explica lo siguiente:
Yo estoy trabajando desde el año 2004
como un miembro más de la Comunidad
con la intención de integrarme a las actividades
de protección de la Cuenca porque desde antes de 1996
trabajo como promotor de agricultura orgánica.
Me eligieron coordinador del comité; primero por un año
y luego tengo el cargo desde hace dos años.
En la Cuenca ya no quemamos; descubrimos
cómo se recargan de agua los suelos,
cómo se maneja el bosque; el hecho de tener un bosque
no es sólo dejar crecer los árboles, sino ayudarle a crecer.
Una manera es mantener el área limpia,
protegerlo de los animales y del fuego,
también hacerle poda de formación y crecimiento,
abonarlos y en algunos casos regarlos.
Aquí tengo mandagual, macuelizo,
madero negro, guácimo y cedro.
Al bosque le sacó leña, madera, postes,
en la parte de abajo de la Comunidad hay dos pozos;
si nosotros tenemos árboles en la parte alta
se conserva más humedad y el agua se infiltra;
este año 2010 los pozos no se secaron.
Al principio yo no tenía nada aquí, era un suelo erosionado
que lo ocupaba para sembrar granos básicos;
aquí estamos en una zona seca y el rendimiento
de la producción no es tan bueno; a veces
se lograba la cosecha y a veces no; yo recibí la orientación
de los técnicos de la Universidad Campesina,
en un viaje que hicimos a Guatemala,
y mire la agroforestería como una alternativa,
me pareció una buena idea en esta zona seca;
luego del proyecto FOCUENCA CATIE me motivé
a sembrar en esta área un bosque para leña o energético;
aquí tengo una manzana a la cual le doy el manejo.
☞
58
Para no afectar el bosque cortándole árboles para leña,
sembré 750 árboles de diferentes especies,
hice acequias para acumular agua
y en la parte de arriba de la acequia le sembré árboles
en hileras; desde hace cuatro años la acequia
se ha mantenido y acumula agua
que ayuda a mantener los árboles grandes,
y a crecer a los árboles pequeños.
No tengo una venta de madera o de leña abierta,
pero a los vecinos les facilitamos algunos materiales;
un poste para instalar malla que cuesta unos 70 córdobas,
un poste para cerco cuesta 30 córdobas,
la carga de leña que trae treinta palos cuesta 60 córdobas.
La mayor parte lo uso para el gasto familiar,
ese dinero ya no lo gasto, ni camino buscando leña
y despalando en cualquier lugar.
Lo que hacemos para tener leña es podar las ramas,
así el tronco crece para poste o para construcción.
Esto motiva a la gente, pues ve los resultados
y no quema, cuida los arboles, ya no despala.
Nos ayudó mucho la consulta o referéndum que hicimos
desde el proyecto FOCUENCAS para consultar
a la gente adulta, a los jóvenes, adolescentes y niños
si estaban de acuerdo en quemar o no quemar,
y la respuesta fue no quemar, por lo que se escribió
una ordenanza municipal donde se prohíben
las quemas agrícolas, las quemas de bosques
y las quemas de tacotales.
Además es prohibido el despale del bosque,
sólo se pueden cortar tacotales para milpa con un permiso,
y que estén alejado de las fuentes de agua.
La ordenanza no tiene fecha en que finalice;
se mantiene por tiempo indefinido
y las autoridades la respetan.
Las capacitaciones que hemos recibido y puesto en práctica
en las parcelas, nos ayudaran a continuar trabajando
por la protección de los recursos naturales
más allá de los proyectos,
cuando los organismos que nos apoyan se retiren.
59
En cada comunidad tenemos
un Comité de Cuenca Comunal que le llamamos CCC;
éste comité es el encargado de apoyar
y acompañar a las comunidades
para juntos buscar alternativas
de solución de los problemas de la zona.
Las prácticas que dan mucho resultado son las acequias,
barreras, diques, cercas vivas, los sistemas agroforestales,
la protección de zonas de recarga de agua;
es decir, no despalamos, no tocamos ningún tipo
de vegetación en las partes altas donde se acumula agua,
donde se infiltra y llega hasta las partes más bajas.
Antes aquí en la Comunidad de Uniles sólo teníamos
16 manzanas de bosque ahorita tenemos 42 manzanas,
eso significa que ha habido una conciencia ambiental.
Tenemos bosque que hemos sembrado
y bosque que de manera natural se ha regenerado.
En esta área yo he invertido
en las obras de conservación de suelos como la acequia,
que miden medio metro de ancho por 84 metros de largo,
he comprado alambre por unos 4 mil 500 córdobas
para cercar y proteger una parte del bosque,
donde tengo alrededor de 750 árboles,
de cada uno de estos árboles puedo sacar
un poste grande y de cada árbol si lo derramo
me salen de cinco a diez palos de leña,
cada palo vale dos córdobas y si lo manejo bien,
seleccionando lo que le voy a cortar y cortando
sólo las ramas, tengo para muchos años;
esta plantación puede durar más de diez años.
Claro va a llegar un momento
en que voy a tener que plantar nuevos árboles.
A la par del bosque para leña, también produzco alimentos
para la familia y para generar algún ingreso,
no sólo para proteger el bosque, el suelo y el agua
sino asegurar la alimentación,
por eso he establecido áreas de cultivos diversificadas,
aquí trabajo con la familia
que somos tres hermanos y una cuñada,
ella se llama Santos Pastora Espinoza.
“Lo que hacemos
para tener leña,
es podar las ramas
así el tronco crece
para poste o para
construcción...”.
60
Lombrihumus: Un abono hecho
por las lombrices
61
Griselda Ponce Galo de la Comunidad Loma Fría,
nos cuenta: “Nosotros siempre hemos cuidado el bosque,
haciendo rondas para evitar las quemas;
cuidamos las fuentes de agua, aunque nosotros
no la usamos para tomar, porque tenemos agua potable,
los animales que hay en la finca sí la utilizan
y en el verano el agua la utilizamos
para regar algunos cultivos.
El agua en la finca la cuidamos de dos maneras
para evitar que se contamine,
una manera es que usamos filtros para evitar
que las aguas mieles vayan a parar a la quebrada,
otra manera es que incorporamos la pulpa del café al cafetal.
Un problema que no habíamos resuelto era el uso
de abonos químicos al cultivo del café y las hortalizas,
esto contamina la tierra y perjudica nuestra salud;
antes lo único que hacíamos en la temporada de cosecha
era echarle la pulpa del café a los palitos grandes.
Ahora que somos socios de ADEPROFOCA
cuidamos más el bosque, ya que ahí nos han apoyado
con capacitación y nos han dado financiamiento
para limpiar el bosque
y para construir unas pilas de concreto
para hacer abono orgánico con la pulpa del café,
los desperdicios de la cocina y tallos de guineo
que hay en la misma finca.
Nosotros desde antes que ADEPROFOCA
nos diera este apoyo ya elaborábamos abono orgánico;
hace unos ocho años mi marido vió que a un vecino
le estaba dando resultado aplicar abono orgánico
proveniente del lombrihumus en su finca,
por lo que decidió establecer el sistema aquí.
El mismo vecino le regaló
un kilo de lombrices Roja Californiana y,
en un cajón, empezó a hacer lombrihumus;
en esa época alimentaba a las lombrices con estiércol de vaca,
y en tiempos de escasez le echa tallos de guineo medio podrido
y bien picado, cáscaras de cualquier vegetal, como chayas,
ayotes y otras verduras, hasta guayabas se les puede dar,
menos cáscara de banano porque es muy dulce
y atrae a las hormigas...”.
☞
“Un problema
que no habíamos
resuelto era el uso
de abonos químicos
al cultivo del café
y las hortalizas...”.
62
Santos Eberto Espinoza hijo de doña Griselda
dice que el estiércol de ganado es el mejor
para producir abono orgánico,
porque las lombrices lo procesan bien;
ha probado con estiércol de gallina y de cerdo
pero las lombrices se mueren,
y con el estiércol de cabra y conejo el proceso es mas dilatado
porque el estiércol está comprimido en pelotita.
“Al darle comer
a las lombrices
con pulpa de café,
se debe de tener
el cuidado
de no echarles
mucha,
ni pulpa fresca,
porque las mata...”.
“ADEPROFOCA nos financió la construcción
de dos pilas de concreto y en una capacitación
nos enseñaron que también podíamos alimentar
a las lombrices con la pulpa del café,
y esto nos ha beneficiado grandemente
porque antes incorporábamos directamente la pulpa fresca
y eso perjudica a la planta, porque la pulpa es muy caliente,
al procesarla a través del lombrihumus se tiene la garantía
de que le estamos aplicando un producto de mejor calidad.
Nosotros actualmente echamos por todo en las dos pilas
del lombrihumus, 20 sacos de pulpa de cada 100
que salen al despulpar el café,
no echamos más porque en las pilas no hay capacidad
para más, en esta cosecha que viene queremos construir
otra pila para evitar que se desperdicie la pulpa.
Cuando se le da de comer a las lombrices
con pulpa de café se debe tener el cuidado de:
• No echarles mucha pulpa a las pilas
porque es muy caliente y mata a las lombrices.
• Tampoco se debe echar muy fresca,
se tiene que esperar entre ocho a diez días
después de despulpado el café, porque es muy caliente,
por lo que tiene que dejarse que se seque un poco,
en este período se corre el riesgo de que nazca un gusano,
este gusano no mata a la lombriz,
lo único es que entra en competencia con ella,
por lo que la producción de abono orgánico
no será la misma porque los dos se comen la pulpa,
pero solo las lombrices producen abono.
Para evitar que se desarrolle este gusano en la pulpa de café
mientras se seca, se le aplica cal a la pulpa.
Este gusano nace ya estando la pulpa en las pilas,
por eso es importante mantener una temperatura balanceada.
63
Nosotros el abono orgánico que sacamos de las pilas
lo aplicamos en la finca, en el cafetal,
en el cultivo de granos básicos, la caña para el ganado,
los árboles frutales y las hortalizas.
Usamos este abono porque no contamina las tierras,
y para evitarnos el gasto de comprar abono
pudiéndolo producir en la finca con los restos de vegetales,
el estiércol y la pulpa de café que aquí mismo tenemos.
Aunque la pulpa la conseguimos una vez al año
solo en temporada de café,
las lombrices el resto del año comen otras cosas.
Las hortalizas que producimos son sanas
porque no llevan químicos y son más gustosas,
mi marido dice que aunque tengamos
pocos rendimientos la tierra se ve oscura cuando se escarba,
no contaminamos la tierra y está más húmeda,
la planta tiene más resistencia porque las raíces
se desarrollan más y el follaje de las plantas es mas bonito,
hermoso y siempre verde. Santo dice:
para mi el abono que sale del lombrihumus es “excelente”.
Con la lombricultura, cada dos o tres meses salen 35 sacos
de abono orgánico de cada una de las pilas,
es decir 70 sacos, mas o menos 280 sacos al año,
esto es suficiente para la finca.
Al suave, al suave estamos haciendo la finca orgánica
y también estamos en un proceso con UCAFE
y ADEPROFOCA, para lograr la certificación con Rain Forest,
desde hace cuatro años OCIA nos certificó
una manzana de café orgánico...”.
¿Cuánto cuesta producir abono lombrihumus?
Doña Griselda y su hijo dicen que para obtener
un buen abono no se requiere de grandes inversiones,
sólo hay que invertirle un poco de tiempo
para darles de comer a las lombrices
y para sacar el abono de las pilas.
La alimentación de las lombrices
“Cuando les voy a dar de comer, que es cada 15 días,
primero reviso si las lombrices tienen o no comida,
si no tienen yo invierto dos días en ir y volver del potrero
a traer el estiércol y la pulpa para llenar las pilas.
☞
Griselda Ponce Galo.
64
La cosecha del abono
Y cuando voy a sacar el abono de las pilas,
se requiere más o menos de 15 días.
La sacada del abono se hace así, primero hay que dejar
a las lombrices aguantar hambre de siete a 15 días,
después encima de la pila se pone un cedazo
y se le tira ahí la comida fresca y así todas ellas suben
y van pasando poco a poco, este proceso dura hasta 15 días.
Los materiales que se necesitan para hacer la construcción
física para la lombrihumus son:
• Un espacio físico, sin peligro que se derrumbe.
La cantidad de lombrices estará en dependencia
del tamaño de la pila, la de nosotros
es de un metro de ancho, un metro de alto
y dos metros de largo, una pila de este tamaño
puede tener entre seis y diez kilos de lombrices;
si se tienen muchas lombrices el proceso es muy rápido
y no se reproducen porque estarían sólo manteniéndose
y no produciendo materia orgánica; hay que tener cuidado
de que las pilas no tengan ni mucho, ni pocas lombrices.
Un kilo de lombriz cuesta entre los 20 y 30 dólares,
pero estas se reproducen muy rápido,
porque las lombrices son hermafroditas,
es decir que cada lombriz tiene órgano sexual de hembra
y de macho, pero se necesita aparear porque
no se puede fecundar ella misma.
Si en las pilas se mantiene comida suficiente,
al mes se puede tener el doble de lombrices.
Material para construir las pilas
En dependencia de los recursos a los que se tengan acceso,
puede ser de madera o de concreto, por lo que se necesita:
si va a construir en madera, necesita clavos;
si va a construir en concreto necesita cemento,
arena, bloques y piedra.
El techo
El techo puede ser de zinc, plástico, clavos, sacos, madera.
El techo es importante para proteger a las lombrices
de la lluvia. Para que no les entre el agua y que no entre la luz,
porque ellas en oscuro trabajan mejor,
y para protegerlas de las hormigas y de los pájaros.
65
El agua:
Sólo es un poquito lo que se necesita;
para la lombriz Roja Californiana que es la que tenemos,
la temperatura a la que debe estar
es de 14 grados centígrados,
pero no es necesario tener un termómetro para saberlo,
uno solamente con el tacto se puede dar cuenta
si las lombrices están en un ambiente adecuado,
uno mete la mano en la pila y si está muy caliente
es que le falta agua y si está muy chagüitoso
hay que limpiar el tubo que está conectado
a la pila para que salga el exceso de agua.
Y mucha voluntad
Lo primero que hay que hacer es construir las pilas,
luego poner el techo,
después echar las lombrices a las pilas
y darles comida y un poco de agua.
Al practicar la lombricultura obtenemos:
1. Abono orgánico para aplicarlo en los cultivos
que tenemos en la finca,
por lo que ya no tenemos que comprarlo.
2. Mejoramos nuestra salud,
porque las hortalizas son mas sanas
al no estar contaminadas de químicos.
3. Cuidamos el medio ambiente al tener tierra fértil
que conserva mejor la humedad.
4. Y tenemos una fuente de ingreso
al vender el abono orgánico.
Hemos vendido a los productores
de la misma Comunidad a C$ 80.00 el saco de 100 libras.
Los productores nos compran porque saben de los resultados.
También obtenemos otro producto que se llama “purin”,
que es el agüita que sale por la tubería
que está conectada a la pila,
este purin nosotros lo usamos
para regar el follaje de las plantas de café, maíz y los frijoles;
en alguna ocasión hemos vendido a productores
de la misma Comunidad y en otras a UCAFE,
un galón de purin lo vendemos a 50 córdobas.
El lombrihumus se puede almacenar, no le pasa nada,
lo único es que se puede pegar un poco,
pero eso sólo es desbaratarlo antes de aplicarlo.
“El agua sólo
es un poquito
lo que se necesita,
para la lombriz
Roja Californiana
que es la
que tenemos,
la temperatura
debe de estar
a 14 grados
centígrados...”.
66
Inodoros ecológicos
El Centro para la Promoción, la Investigación
y el Desarrollo Rural, CIPRES, ha construido
inodoros ecológicos en la comunidad La Parranda,
que pertenece a Jinotega y que está ubicada
en la subcuenca del Río Jigüina y Matagalpa.
José Iván Urbina, quien trabajó como técnico del CIPRES
comparte su experiencia:
La idea de instalar los inodoros ecológicos era probar
y demostrarle a la gente que son cómodos para usar,
fácil de limpiar, y de esta manera conseguir
aceptación de la población.
67
El inodoro ecológico consiste en un inodoro de porcelana
que su descarga va a a un barril de plástico
que está enterrado en el suelo,
el barril va filtrando el agua al suave,
al punto que esa agua no contamina.
El inodoro tiene ventajas en relación a la letrina tradicional
y a los inodoros que se usan en la ciudad;
una de ellas es que gasta menos agua,
pues se descarga con dos litros de agua.
Las otras ventajas que tiene son:
• Evitan la contaminación con la caca de las personas.
• No producen malos olores,
por lo que se puede instalar dentro de la casa
o a unos pocos metros de la misma.
• No se convierten en criadero de cucarachas, moscas.
• La gente se acostumbra rápido a la taza de porcelana.
• No hay riesgo para los niños, de caer dentro de un hoyo.
• Resultan mucho más barato que la letrina tradicional.
• El costo de instalar un inodoro ecológico,
con una caseta de lona es de 200 dólares.
• Tienen una vida larga, lo que evita
estar cavando fosas periódicamente.
☞
68
Los materiales que se necesitan:
• Una taza de porcelana con su tapadera.
• Un tanque séptico, el CIPRES utilizó barriles de plástico con
su tapadera.
• Cuatro codos para los tubos.
• Un tubo PVC para el respiradero y una T.
•Arena
• Piedrín.
• Materiales para construir la caseta: bambú, plástico...
Para instalar el inodoro, lo primero es decidir
el lugar de la casa donde se va a poner el inodoro,
después buscar un lugar cerca en el patio
donde se va a hacer el pozo séptico con el barril
y la zanja de infiltración.
El área requerida para instalar el inodoro ecológico
es de 12 metros cuadrados, si se dispone de terreno;
si no, lo indispensable son cinco metros lineales.
Cómo se construye:
1. La taza de porcelana se instala sobre una base o pedestal.
2. El barril se entierra en el lugar seleccionado.
3. La conexión entre la taza y el barril se dá
a través del tubo de acarreo con un desnivel del 5%.
4. La zanja de infiltración y evaporación
es de 3 metros de largo por 40 centímetros de ancho
y 50 centímetros de hondo.
Al fondo de la zanja se hecha una capa
de 10 centímetros de arena, encima se echa una capa
de 20 centímetros de piedra pequeña,
sobre la capa de piedra y a lo largo de la zanja
se coloca un tubo de drenaje de PVC
de 3 metros de largo y de 3 pulgadas de ancho.
5. Preparación del tubo de drenaje, se le perforan ranuras
en la parte de abajo del tubo
y en la parte de arriba de sus costados,
después se tapa con piedras.
69
Sobre esta capa de piedra se coloca una tira de tela o plástico
de 15 centímetros de ancho que cubra la parte superior del tubo,
para evitar que la tierra lo tapone.
La zanja se rellena con tierra hasta formar un camellón.
6. El sumidero, el tubo desemboca
a través de un codo de 3 pulgadas
en un hoyo sumidero, de 60 centímetros de hondo
y 40 centímetros de ancho que está relleno con piedras.
7. La tubería de drenaje que va del barril al sumidero
se le da un desnivel del 3%.
8. La caseta, depende de las condiciones del lugar
y de los materiales que ahí existan, se puede hacer de bambú,
plástico, lona, madera y de bloques.
Recomendación
Se recomienda que le siembren alrededor de la zanja
plantas como chayas, plátanos, pasto de corte,
para que las raíces ayuden a que el área no quede suelta
y para aprovechar la humedad y los nutrientes.
“En la casa
estamos contentos
con el inodoro,
es más higiénico,
sobre todo
para las niñas,
el inodoro
en los cuatro años
que tenemos
de usarlo
no se ha llenado.
Doña María Nicolasa tiene un inodoro ecológico al igual
que las 21 socias mujeres de la cooperativa de café, ella nos cuenta:
“En la casa estamos contentos con el inodoro, es más higiénico,
sobre todo para las niñas, el inodoro en los cuatro años
que tenemos de usarlo no se ha llenado.
Al usar el inodoro hay que tener cuidado,
de que se no le vayan papeles porque se taquea.
Al inicio la caseta era de bambú, pero el viento la dañó
lo que decidimos fue hacerla de plástico”.
70
Un fogón mejorado
reduce el gasto de leña
Sonia del Carmen Enríquez Bustamante
y su esposo Marvin Ramos hace 15 años viven
en una casa hacienda, que Sonia heredó de su familia
en la micro cuenca Ococona Sursular, en Macuelizo.
En su vivienda tiene en uso un fogón mejorado
que es uno de los 200 fogones mejorados
que se elaboraron en esa comunidad en el año 2006,
con el apoyo de la Alcaldía Municipal de Macuelizo.
Esta experiencia de hacer fogones mejorados
es para reducir el consumo de leña en el hogar
y conservar el bosque en la comunidad.
71
De esta experiencia Sonia y su esposo cuentan:
“Ahora que recibimos capacitaciones
sobre el cambio climático entiendo cuanto ayudan
este tipo de tecnologías,
no solo al medio ambiente sino a nuestra salud.
Ahora que pertenezco al comité de microcuencas
me doy cuenta del daño que hacemos al medio ambiente,
y a veces decimos que el daño
se lo hacen los madereros o dueños de bosque
cuando miramos pasar los camiones cargados,
y no pensamos en el daño que hacemos nosotros mismos.
Fíjese que yo tenía un fogón tradicional
y me gustaba tener el montón de leña, usaba cuatro palos
para encender al medio día y otros cuatro por la tarde.
☞
72
Pero la humalera y lo caliente me afectaba la cara,
si venía una visita no la podía atender en la cocina
y tenía en proyecto enjaranarme con una cocina a gas
porque ya no aguantaba mis ojos y la piel se me ponía reseca.
En el 2006 hubo una reunión que invitó la alcaldía,
nos hicieron la propuesta de hacer los fogones,
explicaron los beneficios que traía a las familias
el hecho de reducir la cantidad de leña y evitar el humo.
El proyecto trajo las cosas para hacer el fogón,
pero cada quien debía participar en la construcción,
en mi caso yo no lo hice, sino que fue mi esposo.
Una vez construido empecé a probarlo, porque usted sabe
que a uno le cuesta acostumbrarse a algo nuevo,
a mí me costó acostumbrarme a este fogón.
73
Ahora mire, he tenido un cambio que yo lo he sentido,
he reducido el gasto de los cuatro palos de leña al día,
si tengo que salir, guardo la comida en la estufa o sea el hornito,
así cuando viene mi marido de dar clases
porque es maestro, encuentra la comida calientita.
Un fogón necesita mantenimiento, limpiar la chimenea diario.
Yo amarro un trapo en la punta de un palo
y me subo al fogón, lo meto en el tubo,
le doy para arriba y para abajo y así la limpio,
también mi marido lo hace. Hay que mantenerlo chelito,
es agradable para uno y ayuda a que no se dañe.
A la gente le gusta este fogón
y me preguntan cómo funciona.
El tipo de leña que uso es roble porque hay bastante.
Somos familias pobres,
si reducimos el gasto de leña ahorramos mucho,
porque cada palito vale un córdoba con cincuenta centavos.
En mi casa ya no se produce humo, miren mis ojos
ya no los mantengo rojos ni inflamados como antes.
No hay necesidad de encenderlo a cada rato
para calentar la comida
ya que el calor se mantiene en la estufa,
ahí se meten los alimentos y los animales
no juegan lo que uno deja porque queda bien guardadito.
El costo del fogón es de 2,500.00 córdobas,
cada beneficiaria tenía
que devolver 200 córdobas a la Alcaldía,
ya que el proyecto llegó a través de la Alcaldía,
AMUNSE, PROGRESSIO, yo logré pagar los 200 córdobas
en una sola cuota”.
“Somos
Rosinda González Ponce tiene 73 años,
familias pobres,
es de la misma Comunidad de doña Sonia,
ella tiene 50 años de vivir en Ococona
si reducimos
y también logró construir un fogón mejorado,
el gasto de leña
y nos cuenta su experiencia:
ahorramos mucho,
“Si usted mira aquí vivía lleno de ollín,
aún esta la cocina negra mire, ahora el fuego esta chelito,
porque cada palito
el otro asunto que he logrado es que antes en cada atizada,
vale un córdoba
le metía hasta seis palos de leña, era un gasto horrible,
ahora con dos o tres es suficiente”. ☞
con cincuenta centavos”.
74
Los materiales con que construimos el fogón mejorado
• 2 latas de arena.
• 4 latas de tierra.
• Media lata de estiércol.
• 2 quintales y medio de cemento.
• 3 varillas de un cuarto de pulgada.
• Media libra de clavos de 4 pulgadas.
• 2 tubos de cemento.
• 4 onzas de alambre de amarre.
• 150 ladrillos de barro cuarterón para construir la base y el fogón.
• Media lámina de zinc liso, calibre 28.
• 1 libra de sal de comer.
• Un pedazo de hierro de 7 por 51 centímetro de largo.
• Agua.
• Cáscaras de guásimo o tallos de pitahaya.
• 1 regla de 1 pulgada de gruesa, 3 de ancho y un largo de 12 pie.
• 1 tabla de 1 pulgada de ancho por 18 de ancho y 35 de largo.
• 2 cuartones de madera de 2 por 2 pulgadas y 23 centímetros de largo.
• Un pedazo de plástico que mida 47 centímetros de ancho por 80 de lago.
• Una tira de plástico que mida 47 centímetro de ancho y 1,5 de largo.
75
¿Cómo se construyó el fogón?
Don Marvin explica: “El fogón que aquí hicimos
fue con adobe y va sobre una base o mesa
de dos metros de largo por 80 centímetros de ancho.
Los adobes van pegados con una mezcla
de tierra y estiércol, para esa mezcla es que usé el agua
que preparé con la cáscara de guácimo,
y la dejé en remojo durante tres días.
El agua alaste ayuda
a que amarre la tierra y el estiércol.
Una vez terminada la base
empezamos a construir la cocina
empezando con la fila de adobe,s
que van junto a la pared.
La cocina tiene un largo de metro y medio,
por sesenta centímetros de ancho.
Como puede ver en el dibujo
hay una base o mesa, después está el fogón
y un horno detrás de la cocina.
☞
76
77
Este es mi fogón mejorado.
Cocino con dos rajas de leñas y mantengo
el fuego encendido durante el día.
Aquí se ve que la cocina está
sobre una mesa o base de la cocina.
Las rajas de leña
descansan sobre la mesa con seguridad.
Bajo la mesa queda espacio para guardar la leña.
78
El horno o caja que mantiene el calor y la chimenea
A esta altura queda el horno. El horno tiene espacio
para meter bandejas y pailas.
Con una lámina de zinc tapo el horno
para conservar el calor.
Aqui se puede ver el tamaño del horno.
Algunos días uso el horno para hacer pan.
79
En el horno, la mayoría de los días,
lo ocupo para mantener caliente la comida.
El tubo tiene una ranura, donde va esta lata
que me permite regular el calor,
cuando estoy cocinado la saco un poco
para que el humo circule rápido y la cierro
cuando quiero mantener el calor.
Este es el tubo de la chimenea
para que el humo salga
fuera de la cocina.
La salida de la chimenea.
80
Servicio de Información Mesoamericano sobre Agricultura Sostenible
El Servicio de Información Mesoamericano sobre Agricultura Sostenible (SIMAS) es
una asociación sin fines de lucro. La misión institucional del SIMAS es fortalecer la capacidad de las familias rurales organizadas, mujeres, jóvenes, movimientos sociales,
organizaciones y redes para en conjunto innovar la agricultura sostenible que permita un desarrollo rural con equidad en el contexto de incertidumbres ecológicas y
económicas.
Unas de las características de SIMAS es su hábito de trabajo en redes a nivel nacional y Mesoamérica, fortaleciendo la capacidad de aprendizaje e incidencia en
los temas de desarrollo humano con equidad, gobernanza de recursos naturales,
soberanía alimentaria y desarrollo de empresas rurales, utilizando medios novedosos
de información y comunicación que dinamicen los procesos de innovación de la
Agricultura Sostenible.
SIMAS cuenta con una experiencia acumulada de varios años de sistematizar, documentar, recopilar experiencia de proyectos. La fuerza de SIMAS está en elaborar
publicaciones creativas con enfoque de educación popular basado en la sistematización de la información existente con la participación de la población rural.
Dirección: Lugo Rent a car 1 c al lago, costado oeste parque El Carmen.
Reparto El Carmen, Managua, Nicaragua. Apartado postal: A-136
Correo: [email protected] Página web: www.simas.org.ni
Teléfono: (505) 2268-2302

Documentos relacionados